socioambiental

catracalivre.com.br
Na Alemanha, bairro solar produz quatro vezes mais energia do que consome

O bairro Schilierberg levou à risca a tradição ecológica da cidade de Friburgo, Alemanha. Ele utiliza energia solar e produz quatro vezes mais energia do que consome. A vila foi projetada pelo arquiteto alemão Rolf Disch, conhecido por planejar as instalações solares desde o ínicio, posicionando os painéis fotovoltaicos de maneira correta, o que garante o a eficiência energética do local.

BB integra ranking internacional de governança socioambiental empresarial

BB integra ranking internacional de governança socioambiental empresarial

Banco do Brasil é a única instituição financeira do país a compor o Global 100 neste ano

External image
O Banco do Brasil está listado entre as cem empresas mais sustentáveis do mundo, e é o único banco brasileiro a compor o ranking de sustentabilidade Global 100. Em um universo de 4.608 empresas, o BB ficou na posição de número 75. O anúncio foi feito nesta quinta-feira, 21, durante o Fórum Econômico Mundial,…

View On WordPress

Impactos socioambientales de las multinacionales

“Las multinacionales no sólo contribuyen a la pérdida de biodiversidad, sobreexplotando especies, sino también destruyendo hábitats mediante la deforestación y sustitución de bosque por tierras de pasto y por monocultivos; contaminando; introduciendo especies foráneas; y fragmentando el territorio.”

La idea de que la atracción y exportación de capital transnacional es la principal fuente de crecimiento económico, progreso y “desarrollo” se ha consolidado, como si de un axioma irrefutable se tratase, en el actual orden neoliberal. Pero atraer y promover la Inversión Extranjera Directa (IED) deja, en multitud de territorios y poblaciones, una marca que poco tiene que ver con los banales (y ciertamente poco responsables) discursos del tipo “marca España”. Una de esas huellas, profunda y, en muchos casos, irremediable, es la derivada de los impactos socioambientales que provocan las grandes corporaciones. La llegada de multinacionales, especialmente a lugares donde abundan los recursos naturales, desmonta la sobre-extendida ecuación que equipara inversión extranjera y desarrollo.

Los análisis clásicos sobre el desarrollo tienden a plantearse en un nivel teórico que ignora deliberadamente la interdependencia del sistema económico con otras dimensiones de la realidad. Sin embargo, tal y como establece el marco del Desarrollo Humano Sostenible, existe una serie de variables de carácter no económico que constituyen condiciones indispensables para que los procesos de desarrollo sean posibles. Una de ellas es la medioambiental.

La economía ecológica explica que economía, sociedad y naturaleza no son partes diferentes y aisladas. Al contrario: todo sistema económico es producto de un sistema social que, a su vez, vive, se organiza y extrae los recursos que necesita de un ecosistema. El ecosistema ofrece determinadas posibilidades e impone unos límites físicos al modelo de organización social y económico. Preservar el equilibrio ecológico pasa por respetar estos límites. Es decir, para ser sostenible, el sistema debe consumir energía y recursos y generar residuos en la medida en que la tierra es capaz de renovarlos y asimilarlos. Desde esta perspectiva, es evidente que el capitalismo, un sistema que para su propia supervivencia precisa mantener un consumo creciente de recursos y energía y que está orientado exclusivamente hacia la maximización del lucro individual, es medioambientalmente insostenible.

Pero más allá del planteamiento de la economía ecológica, existe un amplio consenso en torno al papel de los ecosistemas en la economía y el bienestar humano, hasta el punto de que la sostenibilidad ha sido asumida e incorporada a la agenda de la cooperación internacional. Así, los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM) formulados por Naciones Unidas, a través del objetivo 7 (que pretende garantizar la sostenibilidad ambiental), incluyen metas e indicadores que ver con:

- La incorporación de los principios del desarrollo sostenible en las políticas y los programas nacionales y la reducción de la pérdida de recursos del medio ambiente;

- La pérdida de biodiversidad;

- El acceso a agua potable y servicios básicos de saneamiento;

- La mejora de la vida de las y los habitantes de barrios marginales.

Hoy, uno de los escenarios clave para comprender las fuertes interdependencias que vinculan el bienestar humano con el entorno es América Latina. Y es que es ésta una región estratégica a nivel global que, como subraya la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), “presta importantes servicios ecosistémicos globales”, como “la regulación de la contaminación atmosférica, la regulación de los ciclos hidrológicos y climatológicos, la regeneración de la fertilidad de los suelos, la descomposición de residuos, la absorción de contaminantes y la polinización de cultivos”. 

ODM, transnacionales, medioambiente y desarrollo

El consenso internacional en torno a la relevancia de la preservación medioambiental, así como las denuncias de múltiples colectivos sociales, han hecho que las multinacionales dediquen muchos esfuerzos en proyectar una imagen de sostenibilidad que legitime sus acciones. De la retórica de la Responsabilidad Social Corporativa a discursos más sofisticados, apoyados en investigaciones “académicas” de numerosos think tanks , las multinacionales pretenden erigirse en la actualidad en “actores protagonistas” de las políticas y discursos sobre el desarrollo sostenible.

Sin embargo, las transnacionales son responsables de innumerables impactos socioambientales. Sus prácticas, según muestran multitud de investigaciones, son sistemáticas y requisito indispensable para la obtención de la máxima rentabilidad, objetivo último (en eso sí coinciden todos los análisis) de las grandes empresas.

Si tenemos en cuenta, simplemente, los limitados parámetros propuestos por el ODM 7, y analizamos la contribución de la inversión extranjera directa y las transnacionales a cada una de esas metas en América Latina, llegamos a la conclusión de que sus prácticas no contribuyen en modo alguno al desarrollo.

En este sentido y partiendo de esas metas, podríamos categorizar los impactos generados por las multinacionales. Impactos que no sólo no ayudan a alcanzar dichas metas, sino que más bien caminan en sentido contrario a las propuestas de la ONU sobre el desarrollo sostenible.

En cuanto a la meta 1 (incorporación de principios del desarrollo sostenible en políticas y programas nacionales y reducción de la pérdida de recursos del medio ambiente), las multinacionales en América Latina han fomentado el modelo extractivista imperante en la región gracias a la asimetría jurídica comercial y al poder de sus lobbies, que inhiben en muchos países la puesta en marcha de legislaciones para preservar el medioambiente.

El alza de los precios de las materias primas en los mercados internacionales en los últimos años se ha traducido en una tendencia neoextractivista de las economías de América Latina. La explotación de grandes minas de carbón, oro y otros recursos naturales para la exportación está atrayendo crecientes flujos de IED: en 2010 el 43 por ciento del total de la entrada de IED en Sudamérica estuvo destinada a la explotación de materias primas, fundamentalmente minería metálica, hidrocarburos y alimentos.

Precisamente la actividad petrolera y gasista tiene impactos particularmente graves para los ecosistemas: desplazamientos de tierra y modificación del curso de las corrientes de agua (en la fase de exploración), deforestación, destrucción del entorno (para la construcción de plantas y vías de acceso), vertidos, incineración de sustancias, fugas y derrames, emisión de gases contaminantes y lluvias ácidas, entre otros. Las corporaciones más denunciadas por sus impactos medioambientales son las dedicadas al sector minero y petrolero. El papel crucial de estos sectores en el capitalismo hace que, a pesar de estar bajo protección, muchas regiones con alto valor ecológico estén siendo explotadas y destruidas.

Por otro lado, las multinacionales no sólo contribuyen a la pérdida de biodiversidad (meta 2) sobreexplotando especies (el caso del cultivo de camarón de la empresa Pescanova en Nicaragua, por ejemplo), sino también destruyendo hábitats mediante la deforestación y sustitución de bosque por tierras de pasto y por monocultivos; contaminando; introduciendo especies foráneas (incluidas las transgénicas, paradigmático es el caso de la soja y de multinacionales como Monsanto en Argentina); y fragmentando el territorio.

Un ejemplo significativo de los impactos de las multinacionales sobre la biodiversidad es el del parque nacional Aguaragüe en Bolivia . Más allá de tener una importancia ecológica e hidrológica vital para la región (cerca del 70 por ciento del agua para consumo humano y agricultura del Chaco boliviano proviene de este parque) y de ser territorio del pueblo guaraní, concentra multitud de intereses económicos que presionan e impactan sobre la biodiversidad y las poblaciones de toda la región (multinacionales de los hidrocarburos, infraestructuras, explotación maderera, monocultivos transgénicos e hidroeléctricas operan en el parque).

El cien por cien de la superficie del parque está sujeta a las actividades y concesiones hidrocarburíferas. Está atravesado por varios gaseoductos que trasladan el gas producido por empresas como Repsol, Petrobras, Petroandina, YPFB o British Gas. Varios informes denuncian la contaminación de cuencas y suelos que afectan a la biodiversidad, cultivos y salud.

La meta 3, que pretende asegurar el acceso sostenible al agua potable y a servicios básicos de saneamiento, se ve también obstaculizada por los intereses de las transnacionales, que juegan un papel fundamental en los procesos de privatización y acaparamiento del recurso. América Latina, la región más rica del mundo en agua dulce, es clave para las empresas que pretenden hacerse con la gestión del agua y saneamiento de sus ciudades. Al mismo tiempo, la creciente actividad de las corporaciones mineras tiene serios impactos sobre los recursos hídricos, con severos efectos sobre el medio ambiente y las poblaciones.

Es el caso de la mina de oro Cerro Blanco, de la canadiense Goldcorp, situada en Guatemala y que afecta a una de las reservas naturales más importantes de El Salvador, el lago de Güija. La mesa nacional contra la minería metálica informa de que el drenaje de aguas termales en la mina está contaminando el lago con metales pesados que, a su vez, llegan a la cuenca alta del río Lempa, columna vertebral de la red hídrica salvadoreña. El acaparamiento del recurso hídrico es otro de los impactos recogidos en el informe emitido por la Procuraduría de Defensa de los Derechos Humanos del país: el procesamiento de los materiales para obtener oro y plata requiere el consumo de casi 4.000 litros de agua por cada onza de mineral extraído , lo que equivale a 95 veces el consumo medio diario de una persona.

¿Son las transnacionales esenciales para un desarrollo humano sostenible o más bien son protagonistas de la depredación socioambiental?

PBI: La ecología ya no es cosa de hippies

External image

La antinomia entre crecimiento económico y preservación de recursos naturales parece para muchos un dilema irreductible. Los defensores del extractivismo a ultranza como Rafael Correa en Ecuador o Cristina Fernández se mantienen indemnes frente a las críticas y mientras tanto, los pasivos ambientales van en aumento.“No está bien que la gente se muera de hambre en la superficie cuando uno está parado sobre grandes riquezas”, habría sentenciado el presidente ecuatoriano cuando le tocó defender la explotación minera en su país.

Mientras los ambientalistas desesperan y los CEOs se frotan las palmas imaginando ganancias extraordinarias, emergen en algunos países iniciativas para no dejar afuera a la naturaleza de los libros contables. En este sentido, el nobel de economía Joseph Stiglitz comenzó a idear una nueva forma de entender las economías nacionales, yendo un poco más allá de lo que el restrictivo Producto Bruto Interno (PBI) le permitía. La premisa consistía en entender la riqueza de un país teniendo en cuenta otros indicadores como el valor de la preservación del agua, la calidad del aire y la protección de áreas costeras, además de los tradicionales productos y servicios.

El Banco Mundial estimó que este “Capital natural” está valuado en 44 trillones de dólares y comenzó una campaña denominada WAVES (Wealth Accounting and the Valuation of Ecosistem Services) Partnership para difundir las bondades de una contabilidad de los recursos naturales en las decisiones económicas.

Moving Beyond GDP – “Más allá del PBI” -, un documento que recupera experiencias en países desarrollados y emergentes explica que: “El concepto del Producto Bruto Interno emergió por una crisis. El mundo estaba inmerso en la Gran Depresión y otra guerra se hacía inminente. Los gobiernos querían un indicador anual de su producción para poder manejar sus necesidades de planeamiento bélico. Si la crisis fue el disparador para adoptar el PBI en los 40′s, actualmente existe una crisis que necesita una medición diferente. Nuestro clima está cambiando, nuestra pesca se está agotando, nuestras reservas de agua están saturadas. Ahora necesitamos indicadores que vayan más allá del producto anual de un país. Necesitamos una medición que mire la riqueza en su totalidad -combinando el capital productivo, social, humano, y más importante, el capital natural”.

México y Australia fueron pioneros en este tipo de medición. A causa de las constantes sequías, Australia fijó la mira en sus recursos acuíferos y comenzó a mantener una contabilidad de la cantidad y costo del agua utilizada en diversos sectores productivos. La información recabada les permitió enfrentar la última sequía proveyendo de una forma más eficiente a los usuarios más necesitados.

Keep reading

Itapemirim lançará selo socioambiental na próxima quinta-feira (05)

Itapemirim lançará selo socioambiental na próxima quinta-feira (05)

External image

Na próxima quinta-feira (05), o município de Itapemirim, por meio da secretaria de Meio Ambiente, estará promovendo o lançamento do selo socioambiental, visando à promoção do desenvolvimento sustentável. O evento será realizado às 14h, no Cerimonial Recanto do Keké, em Itaoca. De acordo com o secretário da pasta, Thiago Leal, o selo irá certificar as empresas que cumprem seus compromissos…

View On WordPress

nfeiras.com
Brasil Certificado 2012

Brasil Certificado é a única feira voltada à certificação de produtos e empresas como amigos do meio ambiente, além de um privilegiado fórum de debates sobre sustentabilidade. O evento reúne líderes, formadores de opinião e empresas de todo o mundo comprometidos com a sustentabilidade e com a certificação sociambiental.

A feira traz também eventos paralelos, como  lançamento de publicações especializadas, demonstração gastronômica de produtos certificados, entre outros.

“I Debate Socioambiental en Bahía Blanca: Controles, Justicia y comunidad. Caso Petrobras”

 

External image

Aukan, Asamblea Ambiental del Sur invita a todos los vecinos del partido de Bahía Blanca al  “I Debate Socioambiental en Bahía Blanca: Controles, Justicia y comunidad. Caso Petrobras”, que se realizará el martes 28 de agosto a las 19.30 en la Sala Fundadores de la Universidad Nacional del Sur de Avenida Colón 80.


¿Cómo se realizan los controles ambientales en Bahía Blanca?, ¿Qué
mecanismos posee la comunidad para mejorar la implementación de los mismos?, ¿Por qué se recurre a la Justicia?, ¿Cuáles son las estrategias y cuáles los resultados?. Estas son algunas de las preguntas que se buscará responder en el marco del análisis del caso de la refineria de la empresa Petrobras ubicada en el barrio de Loma Paraguaya.


Por estas y otras dudas creemos, es necesario realizar un debate en momentos en que se producen cambios o donde surgen problemas. Un debate profundo genera una corriente de aprendizaje mutuo y respeto por el que piensa distinto, enriquece, fortalece a la sociedad, construye para el conjunto y a largo plazo, y por sobre todo, nos hace mas humanos.Insistiremos a los ausentes y celebramos a los que se animan a la propuesta.


                                        Bienvenidos al debate!


                               asambleadelsur@gmail.com

External image

Curso online com certificado! Meio Ambiente e Responsabilidade Social

O curso de “Meio Ambiente e Responsabilidade Social” tem como objetivo traçar um histórico de questões ambientais relevantes para nossa sociedade, bem como organizar conceitos e estratégias relacionadas a responsabilidade socioambiental e desenvolvimento sustentável no mundo corporativo.
Faça s… https://www.learncafe.com/cursos/meio-ambiente-e-responsabilidade-social

Bondinho Pão de Açúcar oferece passeio ambiental para alunos da rede pública e privada

Bondinho Pão de Açúcar oferece passeio ambiental para alunos da rede pública e privada

Sempre ciente da importância da responsabilidade socioambiental, a Companhia Caminho Aéreo Pão de Açúcar (CCAPA), empresa que administra o Bondinho Pão de Açúcar, inicia este mês um projeto de educação ambiental com escolas públicas e particulares.

O Educa Bondinho, como foi nomeado, conta com a coordenação de educadores do Instituto Moleque Mateiro — instituição reconhecida na área de educação…

View On WordPress

Coleta seletiva chegará a todos os distritos de São Paulo

Em contrato inédito, cooperativas de catadores serão remuneradas para levar reciclagem a 40 distritos no primeiro semestre. Objetivo é universalizar o serviço unindo esforços de cooperados com as concessionárias do serviço de coleta.

O serviço de coleta seletiva chegará a todos os distritos de São Paulo no primeiro semestre de 2016. A ampliação do atendimento será realizada por meio de uma parceria com cooperativas de catadores, que passarão a atender 40 distritos da cidade. O prefeito Fernando Haddad assinou nesta quarta-feira (20) contrato inédito que permite à Prefeitura remunerar os catadores pelo recolhimento dos materiais. Objetivo é universalizar o serviço unindo esforços dos cooperados com as concessionárias do serviço de coleta, que seguem responsáveis por 56 distritos.

“É um projeto de sustentabilidade socioambiental. Um aglomerado urbano, das dimensões de São Paulo, com 12 milhões de moradores, conseguiu chegar em 2016 e estruturar uma coleta seletiva porta a porta. Isso não é pouca coisa. Esta é uma conquista histórica do movimento de catadores do Brasil. Vocês têm que falar para o país inteiro que o ano de 2016 é aquele em que os catadores de São Paulo provaram que estavam certos: que era possível nos organizarmos para garantir um planeta mais saudável para as próximas gerações”, afirmou Haddad. Os serviços dos catadores atenderão mais de 1,5 milhões de domicílios, onde vivem mais de 5 milhões de pessoas.

Com a parceria firmada, a estimativa é que cerca de 1.500 catadores sejam incluídos em condições mais dignas e justas de trabalho. A novidade do contrato firmado nesta manhã é que a Prefeitura investirá R$ 4.165.721,28 por ano na remuneração de mão de obra para as cooperativas. Além disso, mais R$ 10.919.808,00 serão investidos em caminhões, equipamentos de segurança (EPIs), uniformes e galpões.  Os roteiros de coleta serão definidos e acompanhados por técnicos da Autoridade Municipal de Limpeza Urbana (Amlurb). O modelo foi ajustado em diálogo com os trabalhadores, ao longo de 12 reuniões com a equipe da Prefeitura.

“Hoje estamos assinando o primeiro contrato de coleta seletiva remunerada na cidade de São Paulo. É um momento histórico para a gente, principalmente sabendo que há um empenho da Prefeitura na questão humana, na inclusão dos catadores”, disse Nanci Darcolete, do Movimento Nacional dos Catadores de Materiais Recicláveis (MNCR).

O contrato assinado integra uma política pública municipal de ampliação da reciclagem aliada à inclusão dos catadores. Com recursos do BNDES, R$ 41 milhões serão investidos na reforma de dez galpões e na construção de mais três, além de compra de equipamentos e capacitação. As cooperativas também atuam junto às duas centrais mecanizadas de triagem, inauguradas em 2014 e que têm capacidade de processamento de 500 toneladas por dia. A renda gerada pela venda da produção das centrais é revertida para o Fundo Municipal de Coleta Seletiva, Logística Reversa e Inclusão de Catadores.

O crescimento no atendimento tem como objetivo o cumprimento da meta 89 do Programa de Metas 2013-2016, que prevê ampliar a coleta seletiva municipal para 21 distritos ainda não atendidos. “Em 2013, só tínhamos 35% das residências com coleta seletiva, feita pelas concessionárias. Agora nós damos um passo para universalizar a coleta. Nossa meta é chegar a 10% de reciclagem na cidade”, disse o secretário Simão Pedro (Serviços). Também acompanharam a assinatura do contrato os secretários municipais Eduardo Suplicy (Direitos Humanos e Cidadania) e Rodrigo Ravenna (Verde e Meio Ambiente).

A coleta seletiva nos 40 distritos será realizada em três fases ao longo do primeiro semestre de 2016. Na primeira etapa, 16 cooperativas serão responsáveis por iniciar o serviço em 16 distritos: Aricanduva, Artur Alvim, Cidade Líder, Guaianases, Iguatemi, Itaim Paulista, Jardim Helena, São Mateus, São Miguel, Vila Jacuí e Parque do Carmo, na zona leste, Pirituba e Tremembé, na zona norte, Raposo Tavares, Rio Pequeno e Vila Sônia, na zona oeste. Nesses locais, a previsão é que os trabalhos se iniciem em 22 de fevereiro. De 15 a 19 de fevereiro, será realizada a divulgação dos horários e dias da semana da coleta para os moradores dos distritos da primeira fase.

A segunda etapa envolverá mais 14 distritos e tem previsão de início em 14 de março. Serão atendidos: Grajaú, Cidade Dutra e Socorro, na zona sul, Cangaíba, Penha, Vila Curuçá, Vila Matilde, Vila Formosa e São Rafael, na zona leste, São Domingos, Vila Guilherme, Vila Medeiros, Vila Maria e Jaçanã, na zona norte. Os moradores desses bairros serão informados sobre o esquema de coleta de 7 a 11 de março.

A última etapa será concluída em 18 de abril, com a chegada da reciclagem em mais dez distritos: Butantã e Morumbi, na zona oeste, Jaraguá, Casa Verde, Limão e Cachoeirinha, na zona norte, José Bonifácio, Itaquera, Lajeado e Carrão, na zona leste. Na terceira fase, a divulgação ocorrerá de 11 a 16 de abril.

O esquema de atendimento foi organizado de forma que todo um distrito seja atendido por apenas uma cooperativa, para facilitar a fidelização da população com os catadores. De acordo com o porte de cada entidade, é possível que sejam firmados contratos para mais de um distrito. O critério para a alocação das cooperativas foi a localização dos galpões, para reduzir a necessidade de deslocamento dos caminhões.

Os catadores recolherão porta a porta os chamados resíduos secos: papel, vidro, latas e plástico. Para contribuir com a reciclagem, são importantes alguns cuidados da população no descarte do lixo, principalmente a separação dos resíduos recicláveis, como latas e garrafas, dos resíduos orgânicos, como restos de comida e cascas de frutas. Recicláveis com restos de alimentos devem ser enxaguados para não contaminarem outros materiais.

Reciclagem
As diretrizes para a gestão de resíduos sólidos na cidade estão organizadas no Plano de Gestão Integrada de Resíduos Sólidos da Cidade de São Paulo (PGIRS), documento elaborado de maneira participativa com entidades e cooperativas. Em 2014, a Prefeitura inaugurou duas centrais mecanizadas, com capacidade para processar 500 toneladas de recicláveis por dia, um processo pioneiro na América Latina. Os equipamentos,  localizados na Ponte Pequena e em Santo Amaro, receberam investimentos de R$ 59 milhões, sem custo para a Prefeitura, pois as concessionárias Loga e Ecourbis são responsáveis pelos empreendimentos, como parte de obrigações do contrato de prestação do serviço de coleta de lixo na cidade. Outras duas devem ser inauguradas até 2016, na Vila Maria e em São Mateus, atingindo a marca de cerca de 1.250 toneladas diárias.

Em 2013, o serviço de coleta seletiva de resíduos sólidos era realizado em 75 distritos, sendo que em apenas 14 deles a coleta era universalizada (atingindo todas as ruas). Em 2014, dez novos distritos passaram a contar com coleta seletiva e mais 40 tiveram a coleta universalizada. Na agenda ambiental da cidade está ainda a reutilização dos resíduos orgânicos por compostagem, para redução da quantidade de materiais enviados aos aterros sanitários.

A cidade de São Paulo produz, diariamente, cerca de 20 mil toneladas de resíduos, dos quais aproximadamente 12,5 mil toneladas são da coleta domiciliar. Deste montante dos resíduos da coleta domiciliar, cerca de 35% é resíduo seco com possibilidade de ser reciclado. São Paulo recicla, atualmente, cerca de 2,5% desse total, que são processados por duas centrais mecanizadas e pelas 21 cooperativas conveniadas.

fonte Prefeitura de São Paulo
foto Helvio Romero/AE

youtube

Projeto socioambiental no Piauí busca preservação do peixe-boi marinho

Ver episodio: