sillas-de-playa

✿ Aloha means Love

Tomar el sol en una playa en Hawaii era solo una fracción de las vacaciones que Hunter se estaba dando… de nuevo. En su ultima visita a Nueva York, había considerado quedarse a estudiar, solo para estar cerca de su familia pero demasiados atentados contra su vida había ocurrido en aquella ciudad y el mutante aún volvía con un sabor amargo en la boca a ésta. Además ¿por qué quedarse en la ciudad cuando podía estar de viaje? Así que como era su costumbre, había enviado un mensaje de texto de despedida masivo y había desaparecido en medio de la noche con ayuda de su hermana. 

Ahora, acostado en una silla de playa, debajo de una chica hermosa con poca ropa, Hunter estaba teniendo una crisis existencial ¿Qué hacían los estudiantes de la universidad Serval en la misma playa que él? ¿Qué acaso el universo se estaba burlando en su cara? Alejó el rostro de la chica, llevándose las gafas de sol a la cabeza para ver mejor a la razón por la que probablemente tratarían de asesinarlo. ¿Por qué? Porque siempre que estaba cerca de algo remotamente relacionado con el Club X, alguien o algo intentaba aniquilarlo y fracasaba en el intento, únicamente causándole dolor inimaginable. 

“De vacaciones, uh?” Habló cuando lo atraparon mirando, su mejor cara de niño bueno en acción mientras que la chica con la que se estaba besando hacía unos minutos le saludaba.