ropa horrible

4

.:Freshuary day 6 - TOY - What’s Fresh’s favorite toy/plush?:.

Aquí todos sabían que dibujaría a Fresh con Freshby~ LOL pero también creo que le gustaría un buen Gameboy o un Tamagochi :V


.:Freshuary day 7 - FRESH MEETS KID!FRESH - What if he met his kid self? Let your imagination run wild…:.


@alainaprana la creadora de Momma CQ ya hizo su entrada donde Kid!Fresh y el Fresh original se ven y se quedan… “WTF?” Así que residí seguir con lo que creo que pasaría después, los dos se quedarían mirando mutuamente como si de un concurso de miradas se tratara pero con la diferencia que estuvieran intentando de analizar al otro… Como si quisieran penetrar el alma del contrario (?)


.:Feshuary Day 8 - WARDROBE - Fresh’s clothes get ruined, and he has to go shopping. What would he pick out and wear? Design a new outfit for him!:.


ASDASDSADSADASDASDSADASD ¡APENAS LEÍ NUEVA ROPA FANLIRGUIE HORRIBLE! No pensaba en hacerlo pero ¡NEÑEEE! Al imaginar a Fresh con unos Googles mega Cool con la palabra Yolo impresa empece a patalear como loca, Sobretodo por que tengo últimamente una obsesión nada sana con la Ropa de Snowboard y… ¡¡¡NEEEEÑEEEEEEEE!!! ¡¡FRESH CUIDADO DONDE APUNTA ESA ARMA QUE ENAMORA!! (?)


.:Freshuary Day9 - SHIP - Who do you ship Fresh with? No kinkshaming, please!:.


¿Con quien lo Shipeare? Es que… No se… No me acuerdo de que Pareja hice un FanChild, ni tampoco a la que le dedique un Fanfic, o Animaciones y uno que otro FanArt diabeto es que… Se me olvido…


¿Que pareja sera?


¿Cual?


¿Cuaaaaaal?


……….


¡FRESHERROR!


*Le pegan por bruta (?)*

Cosas lindas pero raras que hacen los signos...

Aries: Se ríe DEMASIADO fuerte.

Tauro: No acepta un NO como respuesta.

Géminis: Sigue hablando cuando todos pararon de hablar.

Cáncer: Es muy sensible.

Leo: Hacen que la ropa horrible es que bien a ellos.

Virgo: Para de hacer lo que estaba haciendo solo para escucharte.

Libra: Demora eternidades para ordenar algo en un restaurante.

Escorpio: Se emociona bastante de cosas pequeñas.

Sagitario: Se burla de si mismo todo el tiempo.

Capricornio: Sabe datos curiosos de las cosas mas raras.

Acuario: Te habla a las 4 a.m solo para decirte “hola”.

Originally posted by yourreactiongifs

Piscis: Canta mal una canción en ingles con toda la seguridad del mundo.

Originally posted by patrickstumpgifs

Cosas lindas pero extrañas que hacen los signos

Aries:Se ríe demasiado fuerte.

Tauro:No acepta un “NO” por respuesta.

Géminis:Sigue hablando cuando todos pararon de hablar.

Cáncer:Es muy sensible.

Leo:Hace que ropa horrible se vea bien en ellos.

Virgo:Para de hacer lo que estaba haciendo cuando le hablas.

Libra:Se demora 30 minutos en ordenar algo en un restaurante.

Escorpio:Se emociona mucho por pequeñas cosas.

Sagitario:Se burla de si mismo todo el tiempo.

Capricornio:Sabe datos curiosos de las cosas más raras.

Acuario:Te habla a las 4 am solo para decirte “Hola”.

Piscis:Canta la letra de la canción mal con toda seguridad.

Cosas lindas pero extrañas que hacen los signos
  • Aries: se ríe demasiado fuerte
  • Tauro: no acepta un no por respuesta
  • Géminis: sigue hablando cuando todos pararon de hablar
  • Cáncer: es muy sensible
  • Leo: hace que ropa horrible se vea bien en ellos
  • Virgo: para de hacer lo que estaba haciendo cuando le hablas
  • Libra: se demora 30 minutos en ordenar algo en un restaurante
  • Escorpio: se emociona mucho por cosas pequeñas
  • Sagitario: se burla de sí mismo todo el tiempo
  • Capricornio: sabe datos curiosos de las cosas más raras
  • Acuario: te habla a las 4 de la mañana solo para decir "hola"
  • Piscis: canta la letra de la canción mal con toda seguridad
El apocalipsis | Wigetta | One-shot. |Parte 1.

Para mi Flanshito, que fue quien me lo pidio. Espero que no me Mates, lo voy a seguir, lo juro. Y va a tener final feliz, con caca de unicornio y muchos arcoiris. 

***

Seré tu soldado.  Luchare cada segundo del día por el cambio. Así que no te estreses, no llores, no necesitamos alas para volar.

4:30 pm.

¿Recuerdas esos hermosos  hoyuelos que se formaban cuando el sonreía? Habían desaparecido.  ¿Esos suaves labios que se curvaban de una linda manera cuando decía cosas? Eran ásperos ahora y solo soltaban blasfemias. Cada día Willy era más rígido y autoritario, solo hacía sentir a Vegetta desplazado y solo.  Él lo entendía bien, debían sobrevivir pero ¿Por qué? Ya no había nadie, no había nada, no tenían una razón para hacerlo ¿Por qué no dejar que los Zombies se los comieran vivos? Al menos así se sentía Vegetta, la vida era completamente gris ahora mismo.

Incluso sus ropas era horribles, grises, con tonalidades negras y verdes, todo a su alrededor era un indicador de que debían sobrevivir, todo era recuerdos fantasmas de lo que alguna vez hubo en el mundo y de lo que no está.

—Espabila, Capullo—Le murmuro Willy a Vegetta, estaban agazapados detrás de un coche, sus rostros cubiertos de mugre y sudor reflejaban desde y agotamiento pero no podían parar, Willy recargo la enorme arma que tenia y le dio un leve golpeteo en la frente  a su compañero— ¿Vas a escucharme o seguirás con esa cara? Dos Zombies justo detrás de nosotros, Esto es fácil. Matémosles y encontraremos un agujero donde pasar la noche ¿Vale?

—Lo que digas.

Vegetta apretó  su Rifle Sprinqfield 1903  y se preparo para lo de siempre, ya era tan mecánico que simplemente pasaba y ya no recordaba como: Ambos se levantaban, uno avanzaba por cada lado y el sonido de los disparos los ensordecían. La sangre brotaba hasta sus caras y otras partes de lugar en el que corriera la masacre. Luego Willy le dedicaba una gélida mirada a Vegetta y avanzaba pisando con rabia algún ceso de Zombie, el se quedaba atrás  vigilando su culo y para cuando volvía asentía a  modo de “No hay nada” y caminaban a algún lugar o auto móvil.

—Vamos a un centro comercial, tomamos comida y luego  encontrar un agujero.

—¿Me lo ordenas o me lo preguntas?—Replico Vegetta, siguió con la mirada fija en  la nada pero tuvo que mirar a Willy cuando este lo detuvo fuertemente del hombro.

—¿A qué viene eso?  ¡Vegetta, mírame! —Ladro a centímetros de su rostro, Ambos estaban muy cerca del otro, pero no había nada, el ambiente era vacio.—Te noto muy hostil, compañero.

—¿Compañero? No digas cosas que no son verdad. Soy el perro faldero del señor Willyrex, El hijo de puta más grande. ¿Quieres soltarme? En serio me fastidia, tío.

Willy no comento nada, esos comentarios habían estado  muy recurrentes, los ignoraba fuertemente porque si se ponía a pensar en hacer feliz a Vegetta en medio de todo este desastre ¿Cómo iban a sobrevivir? Él tenía muy clara su meta, Mantener a Vegetta con vida y buscar a sus demás amigos, tenía fe en que probablemente estarían vivos. Tenían que estarlo, maldita sea. No podía permítase perder a nadie más, como paso con Alex… Willy sacudió la cabeza y metió toda la comida que pudo en su bolsa,  escucho a Vegetta meter las cosas con rabia en el auto  y luego este le chiflo para que saliera del centro comercial.

Obviamente aquel auto no era de ellos, tal vez de una pobre  familia que murió a manos de los Zombies o de un asesino en serie, La segunda opción parecía menos dolorosa. Alguna veces, como esta, Willy entraba en el  carro y  buscaba el indicio de posibles CD’s de música, entonces cuando pilaba uno que le agradara lo metía en el reproductor y muy ligeramente empezaba a tatarear la melodía.

Entonces Vegetta volvía a ver a su amigo, las líneas de su rostro se relajaban  y se recostaba en el asiento como dejando que todo el peso se fuera de sus hombros. Intentaba no mirarlo mucho, pero a esta altura seguro Willy notaba que no paraba de mirarlo cuando cantaba, tal vez por eso lo hacía, era el único momento que Vegetta no le miraba con recelo.  

7:15 pm.

Cuando Vegetta abrió sus ojos  contemplo por la ventana del auto la carretera pasar ante sus ojos, lo que era extraño es que se estaban alejando de donde solían estar, era peligroso moverse a tierras nuevas y Willy lo sabia ¿Por qué se estaba alejando?

—¿Por qué te estás alejando?—Exteriorizó su pregunta.

—No seas sonorita Vegetta, no estamos saliendo de L.A.

—¿Disculpa chaval? ¿Y que se supone que haga o diga? Oh, Willy. Qué gran idea, vámonos a un sector nuevo para qué los muchos Zombies que no sabemos que hay nos coman vivos ¿Te he dicho que eres el mejor?

—Me cago en…

Freno el carro con brusquedad y contemplo a Vegetta.

—¡¿Has pensado que nuestros amigos pueden estar allí afuera?! ¿Luzu, Lana? Yo si, y voy a comprobarlo.

—Pues vale—abrió la puerta del auto y se apeo al él, Willy lo imito— ¿Por qué tengo que ir yo contigo?

—Porque si. Porque somos amigos.

—¡¿Amigos, dices?! Joder, macho. Si es que yo me siento el burro de carga aquí. No me gusta estar contigo. No con el tu actual.

El rostro de Willy enrojeció.

—¡Pues te jodes! —Grito  mientras sacaba su Rifle y lo apuntaba en dirección a Vegetta— Dime, ¿Dónde lo prefieres?

—No te atreverías—Le reto apretando los puños.

—Pruébame—Quito el seguro del arma— Entra al jodido auto Samuel de luque.

Paso.

—Pues bien, que sepas que te quiero imbécil.

En el momento en que Vegetta se despisto por la ironía de sus palabras Willy se agacho y atreves de la puerta disparo y lo que oye después fue el grito ahogado de Vegetta. Mientras se acercaba a él  se rasgo un considerable trozo de la camisa.

—¡¿Pero qué Leches te pasa, Willy?!  ¡Se te piro! ¡Qué hijo de puta!

—Cállate. —Sujeto la pierna de Vegetta y la examino— A la distancia que estábamos la bala te traspaso, y no pareces tener nada roto, no mucho. Estarás bien Mochuelo. —Amarro con un fuerte nudo el  torniquete a su muslo y lo ayudo a levantar.

—Bien, dice el tonto. —Recargo todo su peso en Willy y le sujeto una mejilla con rabia—Escúchame tío, me las voy a cobrar.

—Que miedo.

Vegetta maldijo para sus adentros cuando vio como Willy escondía su risa. Los tiempos habían cambiado, ya no era Vegetta el que daba miedo y eso apestaba. Grito cuando sintió el contacto de su muslo con el sillón de auto, de verdad que no esperaba que Willy le disparase… O tal vez sí, pero esperaba que la bala fuera directamente al corazón no a la pierna.

Esperaba que Willy lo matase.

—Y-y ahora…

—¿Qué pasa? ¿Por qué tan nervioso? Actuar como princesa tiene su precio, hijo mío.

—Estas muy chistosito, ¿El carro de los payasos te dio una patada en los huevos?

—Yo solía ser el de las groserías—Murmuro Willy, frunció el seño a la carretera.

—Yo solía ser el mayor, Pero aparentemente ahora soy un bebe que necesita ser cuidado por otro.

—¡Mierda!

—Sí, nuestra vida…

—¡Vegetta, toma el arma despistao’!  ¡Me cago en la puta!

 Si esto fuera una serie animada, el alma  de Vegetta habría salido por su boca gritando y llorando.  Pero como no, solo atino a mirar perplejo lo horda de Zombies que lo rodeaban, se encimaban por al auto y se amontonaban. Tenía el Te lo dije, en la punta de la lengua pero Vegetta prefirió cerrar la boca, no quería que Willy le disparara otra vez. Es más, tenía que hachárselo en cara.

—Madre mía, Willy ¿Cómo voy a matar Zombie si me disparaste en la pierna? Eres un genio, el puto amo.

—¿Quién dijo algo de salir del auto? —Entonces piso el acelerador y un montón de sangre  chisporroteó  por todos los lados del carro— Si algo entra, los matamos, simple.

—Ya te has tragado tus palabras antes, vamos a ver qué pasa.

11:28 pm.

Esto no estaba pasando, no a Ellos. Por dios, que nada fuera real. Aparentemente hoy no había nadie que oyera sus suplicas, Tal vez dios estaba muy ocupado riéndose de las desgracias de otro.  Tenía que apresurase, porque era cuestión de tiempo que los pillaran, Vegetta estaba medio inconsciente en el piso, y todo era su culpa. Willy renovó las balas y miro sobre el arbusto en el que estaban agazapados.

Silencio.

La herida de Vegetta sangraba como arrollo en temporada de lluvia.  Esta vez arranco un pedazo de l camisa de Vegetta y la amarro sobre el vendaje viejo.

Silencio.

—Vegetta, tío, tienes que despertar. Tenemos que salir de esta—Ordeno, removió a Vegetta con fuerza, le palmeo la cara y le insulto;  pero nada, Vegetta estaba fuera del juego.

Ruido.  

Joder.

Apenas escucho pasos apunto en la dirección que los había oído y quedo perplejo, no eran Zombies los que estaba frente a él, sino Luzu. Oh, por todo lo bueno, era Luzu. Se miraban de la misma forma; como si fuesen extraños, pero solo basto con que Willy bajara levemente el arma para que Luzu se tirara sobre él y lo apretara en un abrazo.

— ¡Willfredo! Pequeño malvado —Espeto medio atragantado—Estas vivo, siempre supe que  tenías un Angel en el culo.

 —¿Qué dices? Yo me cuido solito.

—Si, como no. Seguro que Vegetta… ¿El del suelo es Vegetta?

Soltó a Willy y se arrodillo junto al cuerpo inconsciente de su amigo.

—¿Le han… le han mordido, Willy?

—¿Qué? No… Por supuesto que no.

—Entonces ¿Por qué esta herido e inconsciente?

¿Era el día del curioso?  ¿Acaso no podía dar por aludido que se había golpeado o que estaba cansado?

—Es complicado.

—Mis cojones, ¿Qué paso?

—Estábamos discutiendo…

—¿Os atacaron?

—Sí. bueno no. Digamos que yo le dispare.

—¡¿Qué tu qué?! ¿Por qué?

—¡Quería irse! —Grito, como si fuera la excusa perfecta— Iba a irse, ¿Cómo lo voy a permitir? Podría morir sin mi…

Luzu estallo en una risa.

— ¿Morir, Vegetta? Estamos hablando de mismo, ¿No?

—Ja-Ja—Willy torció el gesto— ¿Puedes llevarnos a un lugar seguro, por favor?

—No se tío… ¿Y si después no quieres que salgamos y nos matas a todos?—Luzu hizo una gesto de miedo para luego ondear los dedos de manera fantasmagórica hacia Willy—Imagínate si luego quiero ir a mear las afueras de casa, Eso sería horrible, podría morir si no estás ahí.

—Vale, lo pillo. Actué como un capullo.

—¿Y?

—Herí a Vegetta, Vamos, que ya está. Moriremos  en serio si nos quedamos aquí más tiempo.

—¿Y cuando se muere de mentiras, Willy?

1:16 am.

—Oh my god, I am so glad you are a live—Grito Lana, abrazando a Vegetta que estaba acostado en una cama, aunque estaba más allá que aquí.  

Apenas Willy había cruzado la puerta de la casa de esos dos, no se había fijado en nada ni nadie, metió a Vegeta en una habitación y se dispuso a cocerle la herida tal y como le había enseñado. Tenía que Admitirlo, Vegetta le había enseñado todo lo que sabía sobre primeros auxilios.

Ahora estaba recostado en el asiento junto a la cama de su amigo, arrepentido y cansado. Lana estaba más que feliz, Tenía una sonrisa enorme y preciosa, al igual que Luzu. Nunca creyó que podrían verse tan felices en medio de un apocalipsis ¿Pero desde cuando las cosas eran como debían ser?

_____________________

Joder, Tenia mi tiempo sin subir nada, Podéis agradecerle a la Flana de Aquí. Ella me dijo que si no lo hacía iba  a matar un pato, y los patos deben ser salvados  D: Que es coña Si os gusta, háganmelo saber, denme amor forros  >:c  O aquí se queda la wea, putos. Ahre, es coña, os quiero z4

—Si hay errores ortográficos, serán corregidos posteriormente—

¿ESTAMOS CRIANDO VAGOS?

Hay que llamarlos varias veces en la mañana para llevarlos a la escuela. Se levantan irritados, pues se acuestan muy tarde hablando por teléfono, viendo tele o conectados a la Internet. No se ocupan de que su ropa esté limpia y mucho menos ponen un dedo en nada que tenga que ver con ‘arreglar algo en el hogar’.

Idolatran a sus amigos y viven poniéndoles 'defectos’ a sus padres, a los cuales acusan a diario de “sus traumas”. No hay quien les hable de ideologías, de moral y de buenas costumbres, pues consideran que ya lo saben todo. Hay que darles su 'semana’ o mesada, de la que se quejan a diario porque -'eso no me alcanza’.

La vida se les va en: tráigame, lléveme, hágame, págueme, necesito otro celular, esa ropa no me gusta, esa ropa es horrible, esa ropa no es original;  no son para nada coherentes con los gastos que tiene un hogar y su respuesta a todo es: no sé.

Esperan encontrar un trabajo al otro día después de graduarse de un salario de $15.000.000 y creen que no hay nadie por encima de ellos.

Definitivamente estamos rendidos y la tasa de retorno se aleja cada vez más, pues aún el dí a en que consiguen un trabajo hay que seguir manteniéndoles. Me refiero a un segmento cada vez mayor de los chicos de capas medias urbanas que bien pudieran estar entre los 16 y los 24 años y que conforman a la ya tristemente célebre Generación de los NINI’S, que ni estudian ni trabajan, ó estudian y trabajan con todo el pesar.

¿En qué estamos fallando?


Para los nacidos en los cuarenta y cincuenta, el orgullo reiterado era que se levantaban de madrugada a ordeñar las vacas con el abuelo; que tenían que limpiar la casa; que lustraban sus zapatos; algunos fueron limpiabotas y repartidores de diarios; otros llevaban al taller de costura la ropa que elaboraba nuestra madre o tenían un pequeño salario en la iglesia en donde ayudaban a oficiar la misa cada madrugada.

Luego llegó la generación de los  nacidos entre el 77 y el 89, gente que siempre le dijeron “Aquí se le va a dar estudio, pero trabaje”. Por eso hoy somos adultos responsables pero más cansados, personas que tuvimos todo pero nos implantaron en don del trabajo honrado y responsable, donde conocimos el valor del dinero y hoy por hoy da sus frutos, profesionales cansados tal vez, pero con un alto valor por el trabajo.

Lo que le pasó a nuestra generación es que nosotros mismos “elaboramos un discurso” que no dio resultado: '¡Yo no quiero que mi hijo pase los trabajos que yo pasé!’. Usted por que tiene lo que tiene…? Pues por que le costó su esfuerzo… muchos sacrificios, y así es que aprendimos a valorar los esfuerzos de nuestros padres al ”ver y compartir” su esfuerzo, en lugar de “ocultarlo” y aparentar que todo es “color de rosa” en la vida. Sin embargo, se acostumbraron a que sus hijos recibieran todo por obligación.

Somos la generación que todavía llama a la casa a avisar donde está y con quien está.

Esos hijos de los que hoy hablamos, nunca han conocido la escasez en su exacta dimensión, se criaron desperdiciando, a los 10 años ya han ido a Disney World dos veces, cuando nosotros a los 20 no sabíamos lo que era tener un pasaporte. El 'dame’ y el 'cómprame’ siempre son generosamente complacidos y ellos se han convertido en habitantes de una pensión con todo incluido, (TV, DVD, Equipo de sonido, Internet y comer en la cama, Recogerle el reguero que dejan por que siempre se les hace tarde para salir, etc…) y luego pretendemos que nuestra casa sea un hogar… o exigimos o preguntamos, por que nuestros hijos se aíslan, no comparten con nosotros, ya que cualquier cosa es mejor que sus padres o una actividad familiar.

Quien les suministró todo eso a nuestros hijos…NOSOTROS MISMOS, SOLITOS Y SABIENDO QUE NO ESTABA BIEN. Al final se marchan al exterior a la conquista de una pareja y vuelven al hogar divorciados o porque la cosa 'se les aprieta’ en su nueva vida. Los que tienen hijos pequeños, pónganlos los domingos a lavar los carros y a limpiar sus zapatos… a ganarse las cosas. Un pago simbólico por eso puede generar una relación en sus mentes entre trabajo y bienestar. Víktor Frankl dice que “lo que hace falta es educar en el amor al trabajo (creativo)”. La música metálica, los conciertos, la tele, la moda y toda la electrónica de la comunicación han creado un marco de referencia muy diferente al que nos tocó, y ellos se aprovechan de nuestra supuesta des-información para salirse con la suya; ya que ahora los patos le tiran a las escopetas, pues ahora somos padres ignorantes con hijos informados –mal- pero con información al cabo. Será cierto que:

Estamos forzados a revisar los resultados, si fueron muy permisivos o si sencillamente han trabajado tanto, que el cuidado de los hijos queda en manos de las domésticas maestros, y en un medio ambiente cada vez más deformante y supuestamente por nuestro cargo de conciencia de no tener mucho tiempo con ellos, subsanarlo con cosas materiales. NUNCA ES TARDE PARA CAMBIAR.

Por: César Mella.

Redacción y adaptación

Paula C. Cadavid. 

¡COSAS RARAS QUE HACEN LOS SIGNOS PERO SON BONITAS!

Aries: Se ríe demasiado fuerte.
Tauro: No acepta un no por respuesta.
Géminis: Sigue hablando cuando todos pararon de hablar.
Cáncer: Es muy sensible.
Leo: Hace que ropa horrible se vea bien en ellos.
Virgo: Para de hacer lo que está haciendo cuando le hablas.
Libra: Tarda 30min en saber qué quiere en un restaurante.
Escorpio: Se emociona mucho por cosas pequeñas.
Sagitario: Se ríe de sí mismo todo el tiempo.
Capricornio: Sabe datos curiosos de las cosas más raras.
Acuario: Te habla a las 4a.m solo para decirte “hola”.
Piscis: Canta la letra de la canción mal con toda seguridad.

Publicado: 1/04/2016