rayo de esperanza

Uno nunca sabe como debe actuar, que decir y que sentir, cuando nacimos no nos dieron una guía para cada situación difícil que enfrentamos, no nos dijeron que debíamos hacer cuando nos sentimos vacíos y sin un pequeño rayo de esperanza en nuestras vidas.
Lo sé, nosotros somos nuestra única salvación, pero ¿Y si tenemos miedo de salir del agujero porque no sabemos como nos van a tratar en la superficie? ¿Qué deberíamos hacer?.
Enfrentamos situaciones difíciles todos los días, lloramos hasta quedarnos sin lágrimas para derramar en nuestras mejillas, no encontramos la salida a las situaciones y creemos que todo estaría mejor si desapareciéramos tal vez unos días, semanas, meses o tal vez años, pero no, la vida no sería lo mismo si desapareciéramos, ¿Con quién vamos a discutir si no estamos? ¿Cómo voy a poder ver a ese gato que pasa todas las mañanas que voy a la escuela?, o incluso, ¿Cómo voy a conocer al amor de ni vida si no estoy ahí, para cuando él llegue?.
Sí lo sé, la vida no es fácil, tratamos de sobrevivir todos los días, intentando no ser consumidos por la especie más fuerte, pero… La vida no se trata de sobrevivir, si no de vivir, de sentir todas esas emociones que tenemos, amar como nunca, reír como si no tuviera fin, enojarnos, llorar y poder ser felices de nuevo… Si tan solo la vida fuera tan fácil.
Como desearía poder ser otra persona tan solo unos segundos, y poder crear un mundo feliz, él mundo que siempre quise, pero nunca existirá.

Es muy extraño intentar adaptarme al tiempo libre que me queda, el vacío que no se llena, hasta matar el tiempo me acompleja. Siento que al perderlo todo, ya ni siquiera sé si quiero buscar un Norte nuevo, pero me siento asqueado de estar en este eterno limbo, entre ser y no ser, estar y no estar. No se como llegue al punto de encontrar aburrida la vida, dejando en claro que esto último no es la idea de un suicida, pero la maldita monotonía me esta consumiendo desde adentro, no me deja avanzar, mata en un instante cada rayo de esperanza de poder hacer algo nuevo. Por más que salga, por más que me distraiga, sigo cayendo directamente en cama a vegetar asi como un borracho siente el instinto de aferrarse a su botella de cerveza o su caja de vino. Me estoy haciendo adicto a esta monotonía y me genera una angustía que me está amargando. Y no se si me he vuelto más frío o el Christopher que reia siempre ya no existe o que se yo. Murio algo dentro de mi y tengo que cargar con eso, ni siquiera pense que podría sentarme a escribir estas cosas. Quizas ni siquiera desahogarme acá me haga bien, lo único que si tengo claro es que ahora más que nunca deseo tener un rumbo fijo, algo que reviva aunque sea una pizca de lo que yo era antes…

Hechos de los signos...
  • Aries: ¿Volviste a dormir con la ropa que usaste anoche?
  • Tauro: Al universo no le importa los errores que cometas.
  • Géminis: Ignora lo que te diga la gente, tu mente es hermosa (:
  • Cáncer: Tu amabilidad siempre es confundida con debilidad.
  • Leo: Tal vez, solo tal vez, no quieres estar solo (a).
  • Virgo: Aún estés destrozado, las estrellas siempre brillarán para ti.
  • Libra: Te abres a las personas pero ellas no siempre ven a tu interior.
  • Escorpio: Eres un(a) hijo(a) de perra.
  • Sagitario: Tu último rayo de esperanza es una mentira y lo sabes.
  • Capricornio: ¿Hasta cuándo vas a dejar que te envenenen?… Sabes de qué hablo.
  • Acuario: Ayudas a otros, pero no te ayudas a ti mismo (a).
  • Piscis: Deja de compadecerte tanto a ti mismo.

Galaxia-

A veces nos empeñamos en hacer nuestro mundo en una pequeña burbuja… pero qué grande puede llegar a ese ese mundo interno, tan lleno de matices, tan lleno de colores, tan lleno de sensaciones y sentimientos; de silencios, tan pleno de deseos, de emociones, de sueños, de realidades, de cicatrices calladas, de otras abiertas que sabes que jamás cerrarán… pero te dan el valor de saber vivir. 


Hay personas que tienen un mundo interno muy oscuro, como una noche de esas de novilunio, donde hasta la luna se esconde; pero siempre hay un rayo de esperanza que ilumine.

Cuando no estás tú.

Cuando no estás tú las golondrinas cantan un cántico fúnebre; y el día permanece nublado, sin un solo rayo de luz, ni esperanza.
Cuando no estás tú el café sabe amargo, casi tanto como esta soledad.
Cuando no estás tú me cuesta respirar, pues me ahogo entre palabras que no digo.
Cuando no estás tú se me escapa la vida entre los dedos. Y no la se detener, pues
cuando no estás tú no estoy yo porque una parte de mi eres tú. Y sin ti a mi lado no puedo continuar siendo yo. Por eso te pido que vuelvas, no porque te extrañe a ti si no porque me extraño a mi.

Destino.

Muchas veces me pregunto si todo está predestinado, si nuestras historias llamadas “vidas” ya estaban escritas justo antes de que existiéramos. He sufrido mientras luchaba sola contra mis demonios, he perdido batallas que me han dejado marcas en la piel y en el corazón, y en esas mismas, he recibido golpes y puñaladas de personas por las que yo habría dado mi vida. He sido sombra de la luz que desprendía la gente de mí alrededor, he otorgado mi confianza a quien ni se merecía mi respeto y me he hecho daño para evitar que los otros sufriesen. Y aunque mi vida se base en eso, sería hipócrita al no decir que en algún momento he sido un poco feliz gracias a ciertas personas o situaciones. Quiero creer que todo sucede por alguna razón, cada persona que se cruza en nuestra vida o cada momento que vivimos nos conducirá a un destino, un destino que ya estaba escrito. 

Donde los motivos que se presentaron ante mí fueron impedimento para que nuestras manos se rozaran, solo el calor en el aire de invierno era testigo de aquella única y rara casualidad, donde en alguna parte de este mundo estabas tú esperando a que algo ocurriera en tu vida, donde yo estaba esperando que la nieve me cubriera y acabara con la existencia de alguien que no quiere nada; pero en el fondo de mi corazón, donde aún queda un rayo de esperanza, aun creo que mis ojos se cruzaran contigo, aunque estoy cansado/a de querer demostrar algo que no quiero ser, aprendí que aunque sea difícil no es imposible, que no debemos poner las demás personas por encima de nosotros, primero está mi bienestar, primero esta dar el paso que me faltaba para no volver a caer, para no volver a herirme. Entendí que lo puedo lograr.”

Recitaron aquel chico y aquella chica cuyos destinos jamás se cruzarían, dos almas gemelas cantándole al viento su historia y sus tan conectados pensamientos, quizás una conexión de alguna otra vida.

— Un Chico Escribiendo y Blondieangel.

Llega el momento de partir una vez mas…Quizas todavia haya un rayo de esperanza !? Pero que puede ser mejor que la adrenalina que produce mi cuerpo al escuchar tu voz.
Que mas esperanzas puede haber cuando tienes paraisos en el brillo de tu mirada
No hay mejor vida que la que tu regalas a diario
Dejame Habitar en ti para poder encontrar respuestas a todas mis preguntas
Tengo ansias de volar junto a ti
Por favor no te vayas y si lo haces recuerda que tengo las manos llenas de ti.

Hasta pronto! ♡

A veces siento tanto dolor que me olvido que soy más que eso, el sufrimiento desgarra mis entrañas como una espada apuñalando mi ser. Pero decido utilizar esa espada para pelear contra todos, inclusive contra mí misma.
La tomo con fuerza por el mango, como si mi vida dependiese de ello, desgarro el aire, mis pensamientos, cada barrera que se interponga en el sutil camino que es la vida. Empiezo a abandonar el fuerte acorazado de mis temores, los primeros rayos de esperanza queman en mi piel, pero es un dolor necesario, constructivo, que me hace mas fuerte a medida que avanzo.
Cierro los ojos, pienso en cada persona que amé y me amó. Sí, lo sé algunas me lastimaron y otras me traicionaron, no todas me contuvieron cuando lo necesité y algunas ni siquiera me comprendieron pero aún así el sentimiento que nos unía existió, aún así hubo momentos que me hicieron reír muy fuerte o me dieron algo bonito en que pensar. Su sólo recuerdo me ayuda, me mantiene fuerte y no me deja olvidar que si en algún momento fui feliz puedo volver a serlo.
Son esos recuerdos los que mantienen la calidez en mi alma, me permiten soñar y seguir creyendo en la magia que hace posible mi existencia. Con cada recuerdo viene una sonrisa y, cómo no, una lagrima nostálgica, de esas que sonsacan el corazón y abren caminos que, de otra forma, desconocería. Es necesario destruir un poco para edificar de nuevo, y más firme esta vez, porque se conoce la ubicación de cada grieta, de cada punto débil y se refuerza, se llena de amor.
Ese amor que no borra mi dolor pero lo hace soportable.  
Soy muy dura conmigo misma, muchas veces me creo demasiado vulnerable. Pero tal vez no lo soy, quizás mi único problema es que olvido que soy fuerte. Porque estoy herida y muchas veces débil pero jamás se me olvidó como continuar de pie. Parece poco pero es demasiado. Quien haya sentido tanto sufrimiento como yo siento en ésta y tantas otras noches podrá entenderme pero cuando me encuentro en un laberinto aparentemente sin salida, atrapada por mis propios pensamientos, que se clavan como dagas en mi alma, encuentro fuerza para despojarme de las ataduras y endurecer un poco el espíritu sin dejar enfriar la ternura.
Luego de enfrentar las tormentas que llevo a cuestas comprendo que siempre sale el sol, y surge el arco iris, entonces se me llena de rocío el alma y me dejo llover, como la primera vez que fui feliz sin ser consciente de ello, llenando mis pulmones de aire y dejando hablar a mi espíritu a través de las carcajadas, colgándome de nube en nube hasta estar cada vez más cerca del atardecer…
Tengo dolor pero el dolor no me tiene a mí. Aún hay espacio para nuevos sueños.
5 de la mañana, me despierto súbitamente como despertando de una pesadilla. Siento de nuevo esa sensación de que algo se va formando en mi interior. 6 de la mañana, la sequedad recorre mi garganta como si la sequía de realidad se traspasase a mi esófago. Me levanto entre pequeños tropezones, eso me dejará mañana un cardenal, voy directamente al espejo y observo mi reflejo, otra vez. Mis peores temores se confirman al ver la luna llena brillando en la calle que me inunda de repente cada rincón en penumbra. Salgo a la calle necesito despejarme, empiezo a pensar, a ser. La penumbra tapa la corrupción, la hambruna y el desespero y ahora veo con tanta claridad. Hacía tanto tiempo que no pensaba, trabajo, deporte, actividades, dinero, me mantienen alejada de mis pensamientos, me mantienen en la nada, siendo nadie y a la vez todo lo que ellos quieren. Pero cada vez que siento como la luna inunda mi alma encerrada renazco de nuevo, siendo realmente yo. 
Camino bohemia por la calle, es pleno invierno de noche, claramente no hay nadie en la calle. La brisa en los árboles me cuentan sus penas, lloran la deforestación, entre sus historias cuido a la tierra, la pobre se muere poco a poco y entre susurros me pide que cuide lo que quede. Sigo mi camino sintiéndome por primera vez libre de unas cadenas que pareciera haber nacido con ellas, sigo caminando cuando de repente encuentro un vagabundo, es cierto cada vez hay más pobreza.. ¿Cómo es posible que no vea nada de esto? Sigo caminando y encuentro un billete tirado en el suelo, sucio, carcomido, vaya ironía no crees? Ni siquiera me agacho a cogerlo. Sigo caminando mientras el amanecer poco a poco me tiñe mis pensamientos de nuevas penumbras. Sigo caminando pero cuando de nuevo el último rayo de mi esperanza se oculta dejándome sola entre tinieblas en amaneceres oscuros, cuando se oculta vuelvo de nuevo a mi realidad sin ser nadie, sin ver nada. En una continua penumbra de corrupción, hambre y desgracia miro a la ventana temiendo ver lo que en ella se refleja. En esa continua penumbra donde quienes nos protegen nos abandonan, quienes nos deberían cuidar nos roban y quienes me sonríen solo es por un rato mientras encuentran la forma de sacar mis lágrimas a la oscuridad del día. Así sin más, sin entender nada me abandono a la ceguera hasta que la luna pueda volver a enseñarme ese camino llamado realidad, triste realidad.
—  Invictaverba

Yo no quiero ser famoso.
No, no quiero que cuando salga a cenar con mi pareja me tomen miles de fotografías, ni tampoco que cuando salga por un café con mis amigos me pidan autógrafos como si fuera una celebridad.

Yo solo quiero escribir porque este sentimiento me arde en el alma, porque al escribir sano mis heridas y me despojo del pasado.

Escribo porque quiero que las personas sepan que aun en este mundo lleno de caos hay cosas que nos devuelven la calma, porque quiero que todos aquellos que se han rendido ya, algún día se encuentren en mis letras y las hagan su refugio.

Escribo porque en este mundo lleno de obscuridad yo decido ser un rayo de esperanza.

—  Daniel Saldierna.

HEY HOLA, ME GUSTARIA SABER TU OPINION DE ESTA HISTORIA. :D OJALA NO TE MOLESTE NI NADA.

———————————————

El lado oscuro de Minecraf.

Cap. 1: Rayo de esperanza.

Ansiedad, eso era lo que sentía ahora mismo, la falta de aire me estaba matando, tenía que subir ahora mismo, el agua estaba comenzando a entrar a mis pulmones llenándolos, abrí los ojos lentamente, estaba algo profundo, pero estaba seguro de que podría llegar sin ahogarme, comencé a nadar y sentía el agua helada golpeando todo mi cuerpo como cuchillas, al salir, la oscura noche me recibió, tome todo el aire posible y comencé a toser buscando como sacar el agua de mis pulmones. Voltee rápidamente hacia mis espaldas, me quede congelado y en shock, toda mi aldea estaba en llamas, no sabes que ocurrió, estaba pescando para llevar algo de comida a casa y de pronto, pum, salí disparado, hice una mueca de dolor y sostuve mi costado, me había hecho daño, pero ahora mismo me importaba mas la aldea, mis vecinos, amigos, todo el que viviera ahí, como pude nade hacia allí, la madera era consumida poco a poco por las llamas del fugo, al salir del agua y subir a tierra firme el solo hecho de acercarme me dio un gran calor, las llamas eran intensas, tuve que poner mis brazos como protección ante tanto calor.

- No…- Es lo único que pude articular, apenas había salido un hilo de voz, mis rodillas no respondieron y caí arrodillado ante aquella noche tan fría, todo estaba en llamas, realmente me sorprendería que alguien estuviera vivo, juraría que incluso aun que hubiera estado en el agua podía oír sus desgarradores gritos de dolor.

Sollozaba en voz baja, estuve unos minutos, la aldea era la única luz en kilómetros, eso lo sabía, al calmarme me limpie las lagrimas, apague el fuego como me fue posible, me tome casi toda la noche, estaba cerca el amanecer, caminaba por las calles llenas de cenizas, ahora mi rostro y mi ropa estaban llenas de ella, no pude evitar que nuevos hilos de lagrimas salieran y se resbalaran por mis mejillas, no sé si habrá sido mi imaginación pero el cielo estaba gris y apagado, llegue a mi hogar o bueno…lo que quedaba de el, es una suerte que escogí guardar mi ropa debajo de mi casa, escave hasta encontrarla, muchos habíamos echo esto, tome mis prendas y camine de nuevo, no me pareció del todo correcto pero necesitaba comida , así que mire por todas las casas y comercios, casi nada, pero lo suficiente para sobrevivir un par de semanas supongo, por suerte encontré unas vendas y cubrí mi herida con ellas, aun así dolía bastante, espero y sane pronto.

Alce la mirada y mire al horizonte, sabía que tendría que irme de aquí, suspire y mire atrás , mi aldea, mi hogar, resople resignado mirando hacia abajo, improvise una mochila, metí todo lo que pude dentro de ella, lo otro tendría que cargarlo yo. El sol se estaba asomando, antes de partir hice una pequeña cruz y la puse justo en la entrada, con un pequeño cartel que decía ” Descansen en paz todo aquel habitante de este pueblo” era lo menos que podía hacer, y así fije mi vista en el horizonte y comencé mi camino sin mirar atrás, dejando un pueblo destruido con cenizas y un poco de humo flotando por el aire a mis espaldas.

Mi nombre? Guillermo, pero pueden llamarme Willy si lo desean, y ahora mismo, lo e perdido todo, espero encontrar ayuda.

Hora de comenzar de nuevo.

[Algunos días después] POV NORMAL.

Willy había pasado días vagando por las praderas, su herida cada día estaba peor, y es que huir de lobos y otras criaturas no era muy bueno con tremenda herida, al revisarse Willy había notado que su herida era profunda, era casi el largo de su brazo, desde el comienzo de sus costillas hasta llegar casi a su axila, la explosión había sido fuerte.
Ahora mismo se encontraba reposando un poco dentro de un bosque mientras que lavaba su herida en un pequeño lago, pequeños jadeos y muecas de dolor eran presentes en cada lavada. Willy miro su herida una vez más, no tenia buena pinta, el color de su carne no era normal.

- Lo que me faltaba… una infección - Se dijo para si mismo, mientras cambiaba su venda por la ultima, después de eso se recostó contra un árbol y comió un pan, la comida empezaba a ser un problema, no le quedaba mucho, al terminar fijo su vista a donde planeaba seguir. - Si sigo así…no durare mucho…arg! - Un dolor punzante había comenzado de nuevo en su costado, Willy resistía, era fuerte, estaba ignorando el dolor siguiendo su mirada en aquel lugar. - Tengo que seguir… - Un gemido de dolor nuevamente - Pero no podre si sigo así…-

La frustración era cada vez más abrumadora para Willy, solo unos minutos de descanso para después continuar su camino. Lo peor del caso, durante la noche.

- Si sigo aquella estrella…- Comenzó fijando su vista en el cielo - Llegare al norte seguramente…-

Willy había crecido oyendo a los aldeanos sabios de su pueblo hablar de un pueblo mucho mayor por el norte, nadie sabía realmente en donde, solo que al norte, y ahí es donde se dirigía, si es que lo conseguía.

El caminaba atento a cualquier sonido que estuviera presente a su alrededor, no podia confiarse de zonas totalmente desconocidas por él, de repente comenzó a sentir algo extraño, como si le estuvieran siguiendo, comenzó a entrar en el miedo mientras caminaba lo mas rápido que el dolor le permitía. Se comenzó a escuchar gruñidos y chillidos hostiles, la razón golpeo a Willy.

Lobos. Sabía que estaba en peligro, necesitaba esconderse pero ya, apresuro el paso sintiendo aquellos animales cada vez mas cerca, la desesperación se apoderaba de Willy, los lobos estaban cada vez más cerca de él, volteo su cabeza por instinto para mirar, grave error, tropezó con una raíz salida de uno de los arboles, el dolor en su costado se volvió más agudo, comenzó a quejarse de dolor pero un gruñido le tomo su atención nuevamente. Willy se volteo sobre su espalda, incapaz de levantarse por el dolor comenzó a retroceder arrastrándose, frente a el, pares y pares de ojos color canecí se acercaban lentamente, de la oscuridad dentro del bosque lo que parecía el lobo alfa salía de este, la intención era clara para Willy, aquel lobo quería matarlo, solo porque si, no para alimentarse.

Hace unos años que las aldeas y pueblos corrían riesgos, algo estaba comenzando a contaminar a los animales e incluso algunos aldeanos, Willy creció con este tipo de problemas, nadie supo que es lo que causaba esto, solo, que era un ser maligno. Pero volvamos con Willy.

- N-no, por favor, no puede terminar así…- Se decía, obviamente no esperando respuesta de aquel lobo, el cual ya se preparaba para saltar sobre el, al hacerlo , Willy solo cerró los ojos como instinto esperando el golpe final, nunca llego, sin embargo escucho un estruendoso chillido de dolor, al abrir los ojos, solo pudo ver como ese lobo caía al suelo con una gran herida en el costado y huía del lugar junto con toda su mana al ver una mini-lluvia de flechas.

Willy sorprendido volteo hacia arriba esperando ver a su salvador, el cual ya estaba detrás de él estirando su mano, la cual era negra, un pequeño rayo de esperanza volvió, Willy la recibió pero al momento de levantarse el dolor en su costado por poco lo hace caer si no hubiera recibido la ayuda de su salvador.

- Q-quien eres? - Se atrevió preguntar. Aquel joven simplemente le sonrió, el dolor de Willy ya le estaba causando mareos, lo último que pudo ver antes de caer inconsciente además de la pérdida de sangre eran esos ojos verdes mirándolo y sus labios moviéndose, seguramente diciendo su nombre, pero Willy no puedo escucharlo

—————————————

Hey hola, sip, otra, es que en realidad esta es la primera historia que quería hacer, ya la tenía, pero al verla de nuevo dije que mejor la aria diferente y de nuevo, espero les guste, de una vez les digo. NO ES YAOI, esta historia solo se basara en la amistad y mejores amigo y eso, posiblemente haya romance pero sería Hetero, espero que no por ser Hetero no tenga tantas visitas, créanme, lo mejor es la trama, no solo el género.

Bueno espero les guste. Bye-Bye ! :D

——————————————————————————————————-

ladydoblet Está bonito, es decir la trama y todo está interesante, no creo, o al menos esperaría que no haya problema solo porque no será una historia homosexual, si tiene una buena trama y es interesante te aseguro que van a leerlo =D Tiene algunos detallitos de puntuación donde a mi parecer hacen falta puntos y seguido y sobras algunas comas xD pero para ser tu primera historia está muy bIen =D

anonymous asked:

Perdonen mi ignorancia pero soy nueva😅 ¿quién es Wellington?

Oh, dear anon :’)

No es quién, es qué.

Si nos remontamos a los duros tiempos en 2012 donde la situación con las barbas era horrible, podemos encontrarnos con un pequeño rayo de esperanza. Los chicos, luego de terminar su último concierto de esa parte del tour, fueron a tomar algo a Wellington. 

Básicamente se emborracharon y habían fans afuera, quienes pudieron tomar fotos y videos. Y de entre todo eso salieron las siguientes cosas: 

En este video podemos ver (en mala resolución, por eso siempre que pasa algo Larry y está en mala calidad decimos que es la “maldición de Wellington”) cómo Harry y Louis, ambos borrachos, están bailando y cantando. Louis de repente grita “Boyfriend!” y va hacia Harry probablemente a darle un beso (eso no es seguro ya que como verás la calidad no es buena) y Harry lo gira, dejándolo de espaldas hacia él. El misterio de si se besaron o no sigue atormentándonos. 

También pudieron grabar esta pieza de arte:

En el minuto 5:01 una fan le grita a Louis (que está sentado en frente con el sweater blanco) “¿cómo está Eleanor?” y Louis agacha la cabeza. Las fans dicen “awww” creyendo que él se puso así porque la extrañaba. Claramente no lo hacía. Claramente él no quería saber nada sobre su “novia” y la pregunta lo tomó por ese lado. Pero en esa época, donde Eleanor estaba en su punto, las fans (quienes no creían en Larry, obviamente) pensaban que él en serio estaba enamorado de ella. 

Básicamente es eso. Lo más importante de esto es que todo el mundo se pregunta qué pasó en Wellington, porque como dije antes, todavía seguimos sin saber si se besaron o no porque la calidad es horrible. 

x