paisaje mexicano

Arcoíris

Hay un relato de un tarahumara en el que habla de que su hija vio un arcoíris y este se la tragó, luego de un tiempo, el arcoíris apareció de nuevo y la niña salía de los rayos y le decía su padre que no se preocupara porque ella ahora viajaba por todo el mundo. Qué bonita magia en los relatos del colorido paisaje mexicano. Por cierto arcoíris en ese dialecto se dice korimí.


                                       Variedad de Quetzal Noah