ola-k-ase

                     ⇀ [ @crystylc ] ჻ ⁛   ✥ “do i look like a pillow to you? ✥

             “Mira– hace media hora que dijiste que tus amigos te pasarían a buscar y no obstante sigues aquí. Así que discúlpame si termino abusando de ti y me doy la libertad de apoyar mi cabeza sobre tu hombro, pero es lo mínimo que podrías permitirme ya que te estoy haciendo compañía”. A pesar de que su tono de voz recriminatorio podría resultar molesto a más de uno, de cierta manera estaba en lo cierto. La noche no era precisamente amigable, hacía bastante frío y hasta corría un viento. Hyesung siguió arrinconándose contra el cálido cuerpo a su lado, su objetivo siendo terminar contra el cuello ajeno ya que necesitaba todo el calor que pudiera conseguir para dejar de sentir que el rostro se caería a pedazos en cualquier momento.

.¸.• they don’t have to know •.¸.

Había logrado que la joven rubia que eligió con anticipación en la fiesta, entrara a la habitación de Frederick. Había muy poca luz y habían bastado apenas unos pocos minutos cuando él logró hechizarlo para que se quedara dormido. Sabía que debía haber alguna forma para modificar sus sueños o sus memorias, pero la verdad era que no había tenido interés jamás en el colegio para aprender magia tan avanzada. 
Lo suyo era destruir mentes y cuerpos, no moldearlos a su antojo.

Luego de que dejara ir a la chica, que había corrido asustada en la calle fuera de la mansión, se tomó un momento para pensar su próximo movimiento. Lo más sencillo sería volver a su propia casa, a su habitación y reunirse de nuevo con Kassandra. Antes lo habría hecho sin pensarlo. Era una noche más, con una chica que no era desagradable y que seguramente sabría satisfacerlo.
Pero desde que Catchlove estaba en su cabeza, por alguna razón no podía actuar simplemente siguiendo su instinto. 

Se apareció fuera de la casa de la rubia. No estaba seguro si tenía o no hechizos protectores, pero más de una vez los había burlado sin derramar una gota de sudor. Sin embargo, decidió enviarle un mensaje, una nota hasta su ventana, atada en una pequeña roca que hizo levitar hasta el alfeizar.