Comenzare diciendo que te quiero y que te agradezco todo ese amor que me has entregado siempre y no me imagino cómo hubiera salido adelante sin ti. Eres prácticamente mi familia, quizás no nos unan lazos de sangre, ni vínculos legales, pero tengo la certeza de que este amor es para siempre. Tú mejor que nadie sabes de esos amores que yo creía que eran para siempre y que no lo son tanto. Pero, entre todos esos cambios, indudablemente hay una persona en mi vida que siempre está a mi lado. Y esa persona eres tú. Me siento muy feliz, protegido y realmente querido gracias a ti, eres capaz de levantarme el ánimo en mis peores momentos. Eres sin duda quien más sabe de mí y con quien más risas he compartido, también con la que más feliz he sido. No cabe duda, mis mejores momentos también son tuyos.

Ojalá nunca dudes de cuánto te quiero y espero que sepas que siempre estaré a tu lado. Mi intención es que tú seas feliz, aunque a veces la distancia nos separe, quiero que a pesar de todo sigas adelante y si en algún momento decaes yo estaré ahí para ti.

Te quiero para siempre amiga.

—  Ismael R.  (carta para una amiga)
Eres la mujer de mi vida y créeme todo lo que se trate de estar contigo simplemente me encanta. Porque quiero darte todo lo que me pidas; abrazos, besos, caricias, ternura y en general, darte por completó todo mi tiempo. Siendo muy sincero me gustan todos los momentos que me regalas y por sobre todas las cosas, me gusta esperarte, adorarte y tener la paciencia o la locura para poder entenderte, porque simplemente eres la mujer de mi vida. Cada segundo que pasa te adueñas de alguna parte de mi corazón y es inexplicable ya que aún sin tenerte en frente te siento tan fuerte. Me has enseñado lo hermoso que es conocer el amor, de hecho creo que mi único sueño en este momento es poder envejecer al tu lado, para poder besarte y abrazarte siempre con mucho amor, de verdad eres la más hermosa de este mundo. Eres mi sueños hecho realidad. Me das paz, me das alegría, me haces feliz y cada día doy gracias a Dios de poder conocerte cada día y porque a pesar de nuestros momentos grises sigue aquí a mi lado. Te amo y te amaré de por vida. Soy quizás el hombre más feliz en toda la tierra. Solo quiero y sepas que no eres más que la mujer de mi vida, a quien amo y amaré todos los días de mi vida si tu lo permites. Te amo.
—  Ismael R. (Carta para la mujer de mi vida)
Tu más que nadie sabes que tengo muchos defectos, que también he cometido muchos errores, los cuales he tratado de mejorar con el paso del tiempo, aunque a veces he sido terco y gruñón, pero tú siempre me has apoyado a pesar de la necedad que me caracteriza, prometo ser mejor y entregarte de igual manera lo que con amor tú me entregas. Porque si hay alguien en este mundo por quien quiero luchar incansablemente y a quien quiero esforzarme en demostrarle lo mucho que la amo cada día y a cada instante, es a ti. Sinceramente no te imaginas lo afortunado que me siento de tenerte a mi lado, de poder mirar esos hermosos ojos que tienen ese no sé qué, qué no puedo explicar, Pero que me llenan de felicidad y que me hacen sentir una infinidad de cosas. No puedo decir más que, hoy por hoy eres lo que más quiero y a quien más valoro. Gracias por todas esas cosas que haces por mí y gracias también porque a pesar de conocer todos mis errores siempre considerar que para ti soy el mejor.
—  Ismael R. (mas que nadie) 
El tiempo es el único testigo de nuestro gran amor, este amor que comenzó como pequeña ilusión y que de a poco fue creciendo como un volcán en erupción. Qué difícil es explicar en unas cuantas líneas lo que hemos vivido, sufrido y disfrutado. Que tonto seria tratar de resumir tanto amor a tu lado, tantos momentos he instantes que hemos ido escribiendo en nuestra historia. Por eso, te doy las gracias por tanta felicidad, dolor y también sufrimiento, que nos han ayudado a que este amor se haga más fuerte y ayudándonos así también a soportarnos el uno al otro cada día.
Nadie dijo que el amor es fácil, cada día se deben de superar pruebas y obstáculos a lo largo del camino, pero sé que, si estoy contigo, esas pruebas y esos obstáculos los derribare y los saltare por encima de todo, y si vamos juntos, sé que serán más fáciles de superar. Te amo.
—  Ismael R  (cartas a mi amada)