navidad

En aquella navidad encantada...Wigetta

En Aquella Navidad Encantada…Wigetta

*Narra Samuel*

Me dispuse a caminar por la calle, solo, como siempre. Era navidad, la gente yendo de aquí para allá, regalos, comida y todos apurados.

Esta noche sería noche buena, yo me la pasaría viendo la tele, cada uno de mis amigos celebrarían con sus familias y amigos, yo, solo.

Mis padres murieron y desde ese día no quise celebrar nada.

Pasé por varias tiendas mirando los escaparates casi vacíos, las calles nevadas, las casas llenas de nieve y el césped lleno de una leve capa de escarcha.

Llevaba ropa abrigada, que consistía en: Unas converses negras, un jean azúl marino, una camisa de manga larga blanca, una chaqueta negra, bufanda y guantes, no quisiera ponerme malo con este frío.

Sentía la cara helada debido al aire gélido que reinaba las calles.

Pasé por aquel restaurante…En donde cenábamos los viernes en familia o acompañados de amigos, y en la calle de enfrente estaba aquél café donde lo conocí…

Ese chico que rompía mis esquemas, alteraba mis sentidos y me evadía de la cruda realidad en la que ahora me hundí.

Guillermo Díaz.

Mi mejor amigo y…el primero que me hizo sentir mariposas en el estómago, sí, me enamoré de él.

Llevabamos 4 años increibles juntos siendo amigos, y desde que nos empezamos a conocer, me fuí fijando en él. Su sonrisa, su hermosa mirada con esos ojitos radiantes, su cuerpo…

Todo de él me enamora.

Ninguna chica me hizo sentir nada, es más, nunca me llamaron la atención.

Llego él, y me dí cuenta de que yo era gay. Pero nunca se lo dije, es un secreto que me lo guardé para mí.

*

Samuel siguió caminando, metido en su pequeña burbúja que había empezado a construir cuando sus padres murieron, absorto en sus pensamientos, evadiendose o eso intentaba de la sociedad.

Su móvil empezo a vibrar, eran mensajes diciendo »Feliz Navidad« de parte de algunos amigos. Contestó con un »Igualmente«, guardo otra vez el móvil y siguió mirando.

Pasó por delante de una tiendo donde vendían peluches, vió el escaparate y en esta había una tortuga…Le recordó a él…

*Flasback*

G: !!Samuel!!

Gritó Guillermo con entusiasmado mirando un escaparate.

S: ¿Qué vistes enano?

Dije acercandome a él, esbozando una sonrisa en los labios. Si supiera cuánto lo amaba…

G: ¡¡Una tortuga!!

S: Jajajaja pero que tontico, es muy mona.

G: ¡¡Amo las tortugas!!

S: Lo sé pringao *reí levemente* Venga a ver más tiendas.

*

A la semana siguiente fue su cumpleaños, y esa tortuga fue su ilusión.

G: ¡¡La tortuga!! ¡¡La tortuga!! ¡¡Gracias!! ¡¡Gracias!!

Me abrazó y me dió un beso en la mejilla, cosa que nunca olvidaré, y luego como si fuera un niño abrazó a su peluche.

S: ¿Le pusistes nombre?

G: ¡¡Trotuman!!

*Fin del flasback*

S: Trotuman…Susurré por lo bajo.

Echo mucho de menos a Guillermo, o willy.

Se fué y no he sabido de él.

Hace casi un año que ya no está.

La última vez que lo ví…

*Flasback*

Estaba terminando de hacer la maleta, me iba con mis abuelos. Justamente después de la muerte de mis padres.

Quería distraerme de sus recuerdos.

Fuí a ver a Guille a su casa y nada más abrirme la puerta lo abrazé.

G: ¿Samuel?

S: Me voi…y me quería despedir de ti…

G: ¿Qué te vas? ¿A dónde?

S: Con mis abuelos. Hablaremos por el móvil.

G: Eso ni lo dudes, suerte.

Me acarició la espalda y se separó levemente para mirarme a los ojos.

Yo sabía que no me hablaría después de lo que haría pero…ya no lo aguantaba más.

S: Guille…

G: Dime.

S: No sabia como explicártelo con palabras, así que lo hice en una carta, me odiarás…pero ya qué no sé cuándo volveré, te lo digo ya.

Dicho eso, le dí la carta, le dí un pico en la boca y me fuí.

Fue la última vez que lo ví y lo toque…

*Fin del flasback*

Eso fue hace cosa de un año y medio, me seguirá odiando…

Soy un gilipollas, pero al menos pude sentir sus labios.

Estaba atardeciendo y empezó a nevar.

Miré a cielo y vi los copos de nieve bajar libremente, sin rumbo alguno.

Fuí a una floristería, compré rosas rojas y blancas y me dirigí al cementerio.

Deposité el ramo en medio de los 2 y como siempre alguna lágrima salía de mis ojos.

No podia llorar, ahora no.

Me levante y volví a casa, ahora triste.

Entré al ascensor y pulse el botón de mi piso.

S: Ojalá pudiera parar el tiempo…

Susurré por lo bajo.

~¡¡vegetta!! ¡¡vegetta!!~

~¡¡willy!! ¡¡Nadie toca a mi willy!!~

Vinieron recuerdos de varias partidas que jugamos.

Y esos sobrenombres que se nos ocurrieron a todos nuestros amigos una tarde aburrida…

Echo de menos mi vida anterior.

Cuando se abrió el ascensor y iba a abrir la puerta del piso salte del susto que me pegaron los chicos.

Amigos: ¡¡Feliz navidad vegetta!!!

S: ¡¡Ostras!! ¡¡Que me da un paro cardiáco pringaos!!

Dije y me empecé a reir.

Estaban todos: Staxx, Rubius, Mangel, Abel, Alexby, Cheeto…

R: ¡¡Ust ust!!

M: ¿Que quiereh ust? ¿Felicitarloh?

R: ¡¡Ust ust uuusssttt!!

Dijo Rubén haciendo el gesto de ust.

V: Gracias chicos, y gracias ust, pero…¿No estáis con vuestras familias?

F: Chaval, la familia somos todos. Hablamos con nuestros padres y por tanta insistencia vamos a ir TODOS a cenar y celebrar.

No me lo creo, ¿los tontos éstos hicieron eso por mi?

V: Gracias chicos…

A: ¡¡Abrazo abrazo!!

Y todos nos abrazamos.

*

Fuimos a un restaurante tranquilo, no muy lejos.

Era bastante cálido y acogedor.

Pedimos y empezamos a hablar de gilipolleces, como siempre.

*

Después de cenar dijo staxx que iba al baño. Al volver me puso una venda en los ojos. ¿¡Que!?

V: ¿Oye y esto? ¿Qué pasa?

Abel: Relajate chaval, es una sorpresa.

¿Sorpresa?

*

Me habían vuelto a meter en el coche y me habían atado las manos para evitar que me quitara la venda.

Me bajaron del coche, me sentaron en un banco, por lo que oí, me desataron las manos y me pusieron un sobre en ellas.

R: ¡Quitate la venda ya! Gritó.

Lo oí lejos de mi alcance.

Me la quite y estaba en un sitio hermoso…

Ellos se fueron…Genial, volvería…no sé cómo, no distingo el lugar.

Era como un parque, estaba sentado en un banco, la vista era hermosa…

Enfrente había una fuente, los árboles con una leve capa de escarcha, el cielo, con infinitas estrellas adornandolo, la luna resplandeciente y…¿Un camino con rosas?

Me fijé que al lado mío, en la esquina del banco había un ramo, pero eran flores, en este caso, rosas moradas…

S: Que hermoso ramo….

Susurré en un hilo de voz.

Y aquí sentado empezé a leer la carta que había dentro del sobre con mi nombre.

Será una coña de los chicos, pensé y empezé a leer:

~Para Samuel~

Puede que por la letra ya te hallas dado cuenta, o quizás ni te acuerdes de ella…Pero me importa poco eso…¿Sabes? Puede que hallas hecho nueva vida, tengas novia o seas padre, como muchas veces me habías comentado, en esas largas conversaciones que teníamos todos los días. Sin duda, nunca me cansé de hablar contigo. Con tu positividad alegrabas mis mañanas y cuando quedabamos por las tardes, con un simple roze parabas todo alrededor y solo eramos tú y yo…Me acuerdo siempre de ti…Y lloré incontables veces al no tenerte a mi lado…Porque desde aquel día en el que te fuistes…y me distes aquel “beso” ese simple roce…me terminó de volver loco…y me enamoré más de tí…Porque sí, me enamoré de tí desde el primer momento en el que me dijistes “hola” en aquel café…Todavía tengo la tortuga que me regalastes…Es testigo de todos mis sentimientos, es testigo de mi amor por tí…Leo y releo la carta…No la voté, como decías en ella…La conservo como mi tesoro…El más preciado de todos. Y no miento si digo que lloro cada vez que la leo…Te fuistes de mi vida de una forma que me destrozó…Cada palabra boníta, cada gesto…Cada palabra referente a mí, como enano, chiqui, mi willy, pequeño…Cada una de esas lograba que mi corazón latiéra a mil por hora…Incontables veces soñé que volvías y eramos felices…Que creábamos un futuro juntos…Espero que esto funcione…Llevo planeandolo todo el año.Un año sin verte y no aguanto más, moriría intentando pasar más sin tí…¿Ves ese ramo? Pues en el ahy una nota donde verás una pista y el camino de rosas será el sendero a seguir. Te espero.

Posdata: Te Amo »G~W«

*

No me lo creo…¿¡Guille me ama!?

S: No puede ser…

Algunas lágrimas se escaparon de mis ojos, las sequé y miré la nota, no sin antes guardar la carta.

Nota:

En frente de tí ahy un camino de rosas. Siguelas y cuando veas un papel en el final de ese camino recogela y leela ;)

*

Coguí mi ramo, seguí el camino, llegué y coguí el papel…

El paisaje era el mismo, aunque con la ciudad en frente.

Miré el papel y ponía:

Todavía no termina. ¿Ves el taxi que ahy a las afueras de el parque? Sube a él y vendate los ojos. Confía en mí.

*

¿¡Que!? Tengo miedo…

Taxista: ¿Samuel de Luque?

S: Em…sí.

Taxista: Vendese los ojos y no se la quite.

Con miedo lo hice y me subí.

*

El chico me ayudó a bajar. Me guió dentro de algún lugar, me subió a un ascensor, me metió en una habitación y me sentó en lo que yo percibí, una cama.

Me dijo que me quitara la venda y me dió otro sobre, reconocí que era una habitación de hotel pero…¿Por qué?

Leí la nota que había dentro:

Vale…estoy muy nervioso…¿Si te digo que mi pulso y corazón estan acelerados me creerías? Te preguntarás que haces aquí, bueno, digamos que es mi regalo, sé que hace una semana fué tú cumpleaños…Te daré 2 regalos…Te quiero mucho como para solo regalarte uno…

Sé que odias que se gasten mucho dinero en tí, pero por el amor se hace cualquier cosa ¿no? Quiero que me digas a la cara todo lo que sientes por mí…Que me beses…Pero me avergüenzo a mi mismo…¿Sabes? Estoy muy nervioso…Con solo oir mi nombre de tus labios me derrito por dentro y me enloqueces más »G~W«

*

Dejé el ramo en la mesita de noche y miré por la ventana, luego me volví a sentar.

S: Willy…

Se me escapo una lágrima.

¿De verdad lo iba a volver a ver? ¿No me odia?

Se acuerda de mí…

Mire mis brazos, varias veces me corté, tanto por el amor de mi vida como por mis padres…

Nunca pensé que llegara a ese punto…

Mis cicatrices hablaban por mí…

Sufrí y ahora no sé si llorar y creermelo o volver y pensar que es una broma…

Se abrió la puerta y…

S: ¿¿¡¡WILLY!!??

Corrí a abrazarlo y lloré en su hombro, el sollozaba y me abrazaba muy fuerte, queriendo que no me fuera.

W: Ve-vegetta…Te he echado mucho de menos…Te amo…No me dejes…por favor…no puedo estar sin tí…

V: No te dejare pequeño…no ahora…

Lo besé, si lo besé y disfrute del beso.

V: Te amo Guillermo, Te Amo…

Lo abrazé…

Sin duda el mejor regalo de todos es el poderlo tener a él…

Nos confesamos amor eterno y nos entregamos en cuerpo y alma en un acto increíble…

Lleno de amor, promesas y confesiones…

*

~8 meses después~

C: Yo os declaro oficialmente casados, pueden besarse.

Aplausos, gritos, ilusión…cariño y oficialmente amor eterno…

Mi pequeño y yo ya estabamos casados…

Mi esposo y yo…

*

Nos fuimos de luna de miel a Los Ángeles.

Nos gustó y decidimos quedarnos a vivir allí, una nueva vida con el amor de mi vida…

Mi complemento…

*

~6 meses despues~

Adoptamos a nuestra hija Sophia…

Sin duda alguna no cambiaría a mis 2 joyas…A mi familia.

*

Sophia: ¿Y como os hicisteis novios papis?

S: Es una largar historia corazón, pero la frase sería…

S~G: En aquella navidad encantada juramos amor eterno…

Dijimos al unísono y miramos el hermoso cielo, las calles con una nieve blanquecina…los copos que caían sobre ésta…Y a nuestra pequeña ilusionada por ver nevar…

Otra navidad encantada…con mi hermosa familia….

***

»Hello, it’s me«

Este es un one shot que escribí hace tiempo y que no subí porque no podía. Ahora que tuve la oportunidad lo comparto con vosotros/as, espero que os guste :)

Y perdón de antemano por las faltas de ortografía xD suelo ser un poquito despistada :P

Navidad atrasada pero bueno xD soy feliz :P

¿Que te parece? ¡Vota y comenta!

También está publicado en mi wattpad, por si quieres pasarte es: Mylove777

¡¡Gracias!!

»Goodbye«