nada-de-eso

Mentiría al decir que ya no estoy enamorada de ti, o que ya me he resignado a la terrible idea de no verte nunca más. Aún puedo recordar casi a la perfección tu forma de mirarme, o de hablarme, también la manera en la que iluminabas el mundo con sólo sonreír. No olvido tu cabello, tus manos, tu voz, tus movimientos... Y no puedes culparme, tú hiciste de cada momento algo especial. Quiero verte, quiero decirte que estoy enamorada de ti, quiero sentir de nuevo lo que tú provocas en mí. Y no espero nada de eso, no pienso que vas a decirme que me quieres del mismo modo, solamente me atormenta la idea de no poder mirarte de nuevo.
Puedes tener el mejor de los sentimientos hacia alguien, pero si esa persona no siente lo mismo, entonces nada de eso que sientes importa.
Mejor así. Mejor ahora. Porque hacerlo más tarde habría sido peor. Porque a cada día que pasaba, yo te iba apreciando un poquito más. Porque te lo habría dado todo a cambio de nada, aunque eso ya no tenga sentido, porque nadie lo podrá comprobar. Porque el cariño que te he tenido hoy me duele deshacerlo como quien deshace un nudo tan apretado que uno se deja las uñas intentándolo desanudar. Algún día esta cuerda volverá a estar a punto para nuevos nudos, espero que pronto, no te preocupes que ya. Pero insisto, es mejor así, es mejor ahora. Mañana te habría querido algo mejor todavía, mañana me habría dolido algo más.
—  Risto Mejide
He soñado contigo.
No se lo he contado a nadie, ahora mismo más personas estarán leyendo esto, pero no saben quién soy, no saben quién eres. He soñado contigo, y lo peor de eso es que fue un gran sueño, de esos que los sientes tan real, y digo peor porque nada de eso fue cierto, despierto y lo único que me queda es el recuerdo y el silencio, lo único que se oye es mi respiración, y el eco de mis pensamientos tratando de controlar lo que siento por ti.
He soñado contigo y es como un secreto que no quiero compartir, aunque aquí lo comparta, es difícil que tú leas esto y es aún más difícil que sepas que lo escribí para ti, así que, en teoría, está compartido en secreto, en incógnito.
Desearía que hubiera sido real, pero no lo fue, no fue más que un sueño demostrando el deseo de tenerte a mi lado.
Desearía que hubieras sido real, que en realidad hubieras estado ahí, a mi lado, pero no pasa. Eso no me pasa. Eso no pasa en mi mundo.
—  La sinfonía del alma.
Es que no quiero “amor” no quiero romance… no así a secas. Así no.
Y no… tampoco tengo miedo de quedarme sola, no pienso que nadie va a fijarse en mi, no es eso, porque sé qué hay quienes me buscan, pero eso importa poco. Pues no quiero tener un millón de gente tras de mi esperando que les haga caso.
No lo entienden, no se trata de nada de eso, pues tengo claro lo que quiero y con quién lo quiero.
Porque siento, porque algo me dice que es él, que nos hicieron cuidadosamente para que encajaramos, porque con otro yo no soy, no seré… no daré y no me entregaré.
El amor no es algo que regresa a ti cuando lo pierdes, cuando lo haz entregado en serio y sincero. El amor allá se queda, se queda con quien te hizo florecer, con quien te hizo ser esa persona cursi que no creías que podrías ser. Y entonces… queda continuar rota, vacía y a rastras…
por eso es que lo quiero a él, mi corazón lo necesita. Mi alma va a irse siempre a donde él este. Es por eso que ando dispersa, porque no estoy conmigo misma, porque necesito volver a mi lugar; su voz, su mirada, sus te amos, su amor…
Todo eso y más, mi lugar.
—  ´SS
¿no te pasa que a veces extrañas al antiguo tú? ese que desapareció después de que te rompieron el corazón?, de que tu mejor amigo dejo de hablarte o alguien muy especial murió. Es jodido verte en las fotos de antes y observar que tienes una mirada distinta, una sonrisa verdadera... y ahora nada de eso existe.
Mi ultima carta. Mi ultima carta es para decirte por ultima vez que te ame, es para decirte que voy a intentar con todas mis fuerzas superarte. Mi ultima carta es para alejarme de tu amistad que me hace daño. Mi ultima carta es para alejarme de tu amor no correspondido, para dejar de pensarte y olvidarte. Mi ultima carta hacia ti, hacia mis sentimientos por ti, por que es desesperante estarte pensando siempre, volviendo al pasado que lastima como no tienes idea, mi ultima carta es para decirte que te he tenido rencor por arruinar esto, por despreciar mi amor, mi amistad, por botar  a la basura todo. Mi ultima carta es para decirte que ya no sentire nada de eso, ni rencor, ni odio ni amor. Mi ultima carta es para despedirme de mis sentimientos hacia ti, mi ultima carta es para decirte adiós.
Tarde pero aprendí que esas personas a las cuales nosotros llamamos "amigos" son personas pasajeras en tu vida, que no importa cuantos momentos vivieron juntos, las promesas, las risas, las lagrimas, no importa nada de eso porque al final cada uno seguirá con su vida y el pasado ya no va a importar. Nada es para siempre, tal vez le guardes cariño pero eso ya no es nada comparado con lo que viene, personas van y vienen de tu vida, todas dejan una huella, algunos mas marcada que otros y aquellas personas a las que les juramos o prometimos estar siempre a su lado se irán o nosotros nos iremos, nada es para siempre.. ni siquiera el dolor.
No me importan las consecuencias y mucho menos el que dirán, nada de eso tiene importancia para mi en estos momentos, porque no puedo mantener escondido esto que siento. Quiero gritar con todas mis fuerzas y que todo el mundo se entere que te amo, voy explotar si no te digo lo que estoy sintiendo, y no me importa que se enteren todos que me tienes loco de amor, y créeme, puedo decir que es una hermosa locura… por que eres tu a quien yo amo! y tu, eres HERMOSA <3
—  Carisma (cartas a mi novia)