leche en la cara

Cajita feliz

Pase a desayunar al mc de estacion central con exposicion era la unica cosa abierta y aunq solo era cafe lo necesitaba
Siempre aislandome para no estar cerca de nadie subi al segundo piso con la idea de mirar por el ventanal como arrancaba la mañana y como no habia nadie era el momento de ver porno
No pasaron ni 5 minutos cuando subio uno de los chicos (23 años aprox) a limpiar el baño obviamente un pendejo a quien le deje ver q en mi celular habia porno gay medio nervioso paso no le saque la mirada y llego hasta los baños se puso a hacer aseo sin dejar de mirar yo solo lo miraba y me reia deje el cafe en la mesa y me fui hasta el baño me puse en el urinario y y se metio con su trapero perdon me dice no me di cuenta q estaba ocupado
No te preocupes le dije cierra la puerta y ayudame
Se rio tartamudeo quiso salir y me dice en q lo ayudo ayudame con una chupada le dije
-No puedo si me pillan me hechan
-No te demoras mas de 15 minutos en tenerme adentro y si te hechan vas a irte con el culito lleno
Asintio con la cabeza moje mis dedos mientras el se bajaba sus pantalones toque su hoyo tibio sostenia sus brazos por sobre su cabeza y un ataque mudo solo pronunciaba la letra m cuando me lo estaba follando separo sus piernas se levanto la camisa con lineas y se tomo los tobillos ya lo tenia todo adentro mientras el mismo se miraba el culo y calladito seguia recibiendome
-Vente en mi boca
-Ok
Yo solo disfrutaba su culo y lo caliente q estaba me presionaba la puerta si alguien entraba lo q estaba pasando era evidente no habia como esconder el polvo me apoye en el lavamanos se puso de rodillas todavia en su ataque de mudo me pajeaba con fuerza y rapidamente para q le llenara la boca
Agarre mi pene empece a pegarle en su cara el con mis bolas en su boca tirando y yo sin cuero casi en el pene
Se la volvi a meter en la boca mientras el me escupia la cabeza del pene para seguir chupandola mi calentura a ful el pico q explotaba y queria verle la cara la gorra y el uniforme sucio el muy precavido y advirtiendo lo q podia pasar no se saco mas el pico de la boca sentia q su garganta apretaba mi cabeza con cada presion q hacia solo dejo q el primer chorro de leche le callera en la boca el resto se lo esparramo por su cara casi mision cumplida me di la media vuelta me mire al espejo y dije alejandro no puedes ser tan puto me moje la cara me lave el pico me doy la vuelta y el pendejo todavia se chupaba los dedos
Abri la puerta le dije gracias y me fui a terminar el cafe
10 minutos mas tarde se abrio la puerta salio el pendejo todo arreglado y me dijo gracias muy buena leche

Con la mano

Es muy calenton tener sexo con un hombre pero de esos gueones hombres los q tienen hasta las orejas marcadas de musculos
“Pedro” para no delatar a nadie era compañero de trabajo de mi vieja mas de una vez estuvo en la casa y tiro onda yo en ese tiempo no andaba por la vida de maricon tampoco tapado pero andaba piola no lo pescaba no mas siempre eran indirectas y exibiciones q obviamente no pasaban piola siempre el tiraba la piedra y escondia la mano dando a entender q queria pico pero hasta ahi llegaba
Pasaron años en q venia una vez y se perdia obviamente yo cada vez mas adicto a los culos una noche se nos hizo tarde y me dice me quedaria pero hace mucho calor y no tengo ropa interior para dormir
😨😨 me levante de la silla le tome el elastico del short y le meti el dedo en culo le dije si te quedas te dejo el hoyo hecho mierda
Me miro y me dijo te voy a aguantar toda la callampa el dia q te tenga adentro pero quiero q me lo hagas con tiempo q estes dedicado a mi culo y se fue
La escena no se repitio y “pedro” donde me veia me saludaba y yo igual paso el tiempo yo andaba culiando a lo loco fue un dia a mi trabajo conversamos me dijo cuando estas solo quiero ser tuyo q me hagas tu puta favorita
Oooooo eso me calentaba lo ordinario q hablaba las weas q me decia me ponian el pico duro en dos tiempos
Llego la noche en q “pedro” hiba a recibir lo suyo yo con mas experiencia sexuales en el cuerpo ya sabia lo q habia q hacer y el con sus morbosidades tambien tenia claro a lo q venia semejante macho no fallaba
Menos en la cama me bañe 10 minutos antes q llegara revise los condones y deje el lubricante a mano por si se me hacia el estrecho ya tenia la solucion para romperle bien el culo en mi cabeza todo planeado para hacerlo mierda
Llego con un short q dejaba poco a la imaginacion compramos un ron para desestresar la situacion y mientras conversabamos me agarraba el paquete le daba besos al pico por sobre mi ropa o una mordida entretenida de vez en cuando
No me dejaba tocarle el culo me dijo no espera nos fuimos a la cama yo me tire empelota me dijo ponte el boxer q voy a ser tu hembra se sento a los pies de la cama se desabrocho sus zapatillas se quito la polera yo veia su espalda ancha y su cintura estrecha se levanto me enseñaba su short q para esa altura despues de 2 vasos de ron se veia cada vez mas short me lo quito decia mientras jugaba con el elastico 😬😬😬 yo hervia de caliente me habia puesto el boxer y por la pierna le mostra la cabeza del pico ven a mamar le paso la lengua a la cabeza y empezo un dialogo q mas q morboso me parecia bizarro
- las señoritas no hacemos esto
😕 mi cara
- yo no soy una puta pero me gusta como esta hinchado tu pene se ve lindo
😕 mi cara
- quieres q te muestre el chorito
😕 mi cara
Pensaba yo y el macho culon q buscaba pico por años donde quedo
La cosa seguia cada vez mas alto el tono y yo lo deje pasar total habia q meterlo y para q estamos con weas estaba mas caliente q la xuxa
- te has portado muy mal conmigo asi q no te voy a entregar el chorito tirame el moco en la boca asi te saboreo y me tomo tu lechesita
😕 mi cara pero esta vez le dije a mi no me vengas con huevadas viniste por pico y de aca te vas bien culiado maricon o no te vas
-sigueme el juego dijo voy a ser tu perra
Deje q me lo mamara q me corriera la paja hasta llenarle la boca de leche se pegaba en la cara con mi pico q ya habia explotado lo seguia mamando me lo dejo brilloso de tantas chupadas y no se me bajaba
-que duro q esta me decia
Si le digo esta duro por q quiero culiar y tu no te has sacado ni el short
-soy una perra mala me dijo todavia no te muestro el chorito
Si le dije todavia no me has dejado jugar con tu hoyo
Me acoste y le dije sacate la ropa me decia tratame mal y te muestro
(Pensaba ya hay q actuar vamos a hacer el show completo para poder meterlo)
Lo agarre de la cabeza y lo tire en la cama pasame el culo gueon q te voy a reventar a cachas
Hay despacito q no soy puta me decia
Muestrame el culo mientras le pegaba un nalgazo q me dolia la mano
Ya pero no me maltrates mas me decia
Sacate la ropa q vas a entregarme el hoyo hasta q te lo de vuelta
No seas violento q me asusto me decia
Se levanto y se bajo el short suavemente dejando ver una pantaleta de mujer color rosada con encaje un culo completamente depilado envuelto en un hilo dental negro q se transparentaba por el encaje de la pantaleta me metio dos dedos de su mano en la boca y entre la pantaleta se metio los dedos en su hoyo mientras me decia tengo el chorito caliente
😕 mi cara (weon yo queria un hombre y llego este q se sentia mujer y hablaba de su chorito y no de su hoyo con ropa interior de mujer) mil huevadas en la cabeza mientras el me enseñaba como le marcaba la ropa interior en sus nalgas y como su hilo dental negro lo calentaba por el rose en su “chorito” q wuea mas bizarra pensaba yo
-Quieres q me siente en tu cara esta noche quiero ser una perra mala me canse de ser niña buena
-😟 al fin le corri su pantaleta para poder chuparle el hoyo q tenia un aroma a fresco algo se habia puesto pero no era el olor ni el sabor de un hoyo normal
-hay q rico se siente cuando me pasas la lengua en el chorito me decia puedo volver a mamarte el pico
- chupalo perra culia mientras le pegaba cada vez mas fuerte en su culo
Fue ese el momento en q se volvio mono yo con mi lengua metida en su “chorito” y el haciendo arcadas por q tenia la cabeza de mi pico en su garganta se quito su pantaleta rosada solo se quedo con su hilo dental yo con la cabeza del pico jugaba en su hoyo sin correrle el hilo dental para q no entrara el pico hacia presion y el estaba completamente dilatado apretaba sus pesones fuerte el con sus pien en mis hombros me movia fuertemente el culo en el pico era sensacion rica de dolor
-follame follameee como a una puta
😠😠😤 sin asco y sin condon ni lubricante se lo meti todo de una
Se llevo el pecho a las rodillas y me decia mas despacio por favor le tome el cuello y le dije quieres ser puta aguanta comete todo el pico
Cada vez mas rapido le metia el pico emce a sentir una buena dilatacion con cada metida algo rozaba algo estimulaba era tal mi calentura q ni miraba a esas alturas solo sentia q el pico estaba comodo q la ropa interior de mujer tenia su efecto un morbo mas en semejante macho y q su culo merecia ser maltratado cuando mire la situacion eran sus dos dedos de la mano izquierda q estaban dentro de culo tirando de un lado de mi pene y dos dedos de su mano derecha tambien dentro de su culo tirando del otro lado de mi pene
- eres una perra muy hambrienta saque mi pico y le empece a dar latigazos con la cabeza en su hoyo dilatadisimo
Fue ahi cuando me dijo “con la mano” y para q lo dijo antes q terminara la frase tenia el puño intentando entrar en su “chorito”
Nunca he visto un hoyo tan dilatado como ese repetimos varias veces el polvo pero nunca mas la mano era una verdadera puta en la cama su hilo dental negro tuvo q botarlo quedo manchado por todos lados el acabo sorpresivamente muchas veces sin poder controlar su eyaculacion cuando su culo estaba afuera yo acabe sobre la piel roja y a pesar de q mas entregado q eso no podia haber estado “pedro” fue raro volver a cojermelo
😞 mi cara aun hoy

¿Solo amigos? | Two-shot |Wigetta

Narra Vegetta:

Me paré de la silla y me alejé de mi ordenador reprimiendo las ganas de golpearlo.

Había pasado toda la noche despierto intentando solucionar unos problemas que me irritaban demasiado, sin mencionar lo histérico que me ponía que hiciese tanto calor.

Me decidí a ir a la cocina a por algo de beber luego de haber estado caminando sin sentido en la habitación.

-Joder macho, que cara.

-Buenos días para ti también, Willy.

Willy estaba sentado sobre el fregadero de la cocina, aún tenía puesto su pijama. Estaba desayunando un tazón de cereales. ¿Desayunando? ¿Que horas eran?

-Hay cientos de sillas por todo la casa ¿De verdad es necesario que te sientes ahí?

Fui hacía el refrigerador y saque una lata de bebida energisante.

-Oh, parece que alguien se ha levantado de mal humor…

Se bajo de un salto, tiro los restos de cereales a la basura y procedió a lavar el tazón.

-Tu también lo estarías si te hubieses quedado toda la noche despierto culpa del maldito ordenador.- Le di un sorbo a mi bebida.

-¿Porque no me llamaste?

-No quería despertarte.

-Si, bueno, tampoco es que haya podido dormir bien escuchándote maldecir la biblia entera.

-Vale, lo siento.

-No te preocupes, no tenía sueño de todas formas.

Se recostó en el sofá y subió los pies en el. Lo miré frunciendo el ceño, sonrió y bajo los pies recostando su espalda al respaldo.

-¿No quieres que vea si puedo hacer algo?

-¿Qué?

-Con el ordenador Vegetta. Joder, tío, vete a dormir, estas en otro mundo.

-Ah.

Si era verdad, el sueño me tenía anonadado, no se como podía mantener los ojos abiertos y no caerme dormido.

-¿Vegetta?

-¿Qué?

-Joder tío ¿Quieres que lo revise o no?

-Vale, pero no te alteres.

Willy se levantó del sofá y entro a mi habitación. Yo también me levanté pero solo para dirigirme al sofá y medio acostarme en el.

-¿Vas a salir?- Lo dije lo suficientemente alto como para que me escuchara desde la habitación.

-Si, pero luego, ahora voy a ducharme.

-¿A esta hora?

-Tranquila mamá, no creo que hayan violadores sueltos por ahí a esta hora.- Bromeó.

-Buah, chaval, si no tuviera tanto sueño, en este momento te estaría metiendo una leche en toda la cara.

-Cállate pringado ¿Pero que leche vas a meter tu?

Lo dijo en el sentido más inocente posible pero a pesar de estar tan cansado no pude evitar mal pensarlo.

Mis carcajadas comenzaron a retumbar por toda la casa.

-Es que es tonto, es que es tonto.

Willy salió de mi habitación riendo.

-¿Ya lo reparaste?

-Si, voy a comenzar a cobrarte ¿Eh?- Se sentó en el posa-brazos del sofá en el que estaba yo. -Deberías ducharte en mi baño, joe, no sabes el vapor que se acumula ahí dentro, macho, es insoportable.

-Vale.

-¿Qué?

-Dúchate en mi baño y yo en el tuyo.

Me levanté del sofá con intenciones de irme a duchar.

Tanto calor me tenía agobiado así que me saque la remera dejando al descubierto mi musculatura remarcada y le arrojé la remera a Willy en la cabeza.

-Vale hombre, si no quieres que me duche me dices y hacemos lo que tu quieras.

Se sacó la remera de la cabeza, me la arrojó de vuelta y volví a ponérmela.

-Voy a ducharme.

-Gracias por la invitación, pero prefiero que sea en baños separados.

-Es que es tonto el pobre.

Willy se dirigió a su habitación y supuse que fue a buscar algo de ropa así que me dispuse a hacer lo mismo.

Unos minutos después Willy golpeó la puerta de mi habitación.

-Pasa, mi anastasia.

Willy rió. Abrió la puerta de mi habitación y se sentó en la silla frente a mi ordenador con unas cuantas prendas de ropa y una toalla en mano.

-Oh, señor De Luque, sus gustos son un tanto peculiares.- Willy agudizo su voz para simular la de una mujer.

-Si seras tonto, chaval. Esa escena de la película me parece ridícula.

Ambos reímos.

-Ya, me voy a duchar.- Tomé mis cosas.

-¿No quieres que te haga compañía?

Me acerqué a Willy peligrosamente y besé su mejilla para luego acercarme a su oído.

-No me tientes, anastasia.

Willy me dio un pequeño empujón y se paro de la silla.

-Es que es tonto el pobre.

Entró en mi baño riendo y cerró la puerta tras él.

Salí de mi habitación y entré en la de él. A Willy se le había pegado mi manía por la simetría. Reí. Entré a su baño y comencé a despojarme de mi ropa.

Recordé que había olvidado mi shampoo. Joder, el shampoo. Ya me había sacado toda la ropa, no me la pondría solo para ir a buscarlo…

Tomé mi toalla y la puse sobre mi cintura haciendo que rodeara todo mi cuerpo tapando mi hombría.

Cogí el shampoo de Willy porque pensé que el también lo necesitaría.

Al salir de la habitación me encontré a Willy. Lo único que llevaba puesto era su toalla verde amarrada a su cintura. Su cabello estaba mojado y algunas gotas de aguas rodaban sobre su pecho y abdomen.

-Anti-caida ¿Eh?- Willy rió por mi shampoo y lo paso de una mano a otra. Levantó el pequeño frasco en el aire a la vez que levantaba una de sus cejas.

-Dame eso.- Arrojé su frasco de shampoo sobre el sofá y me dirigí a el.

Intenté sacarle mi shampoo de las manos pero lo escondió tras su espalda lanzándome una sonrisa y empezó a correr por la sala rodeando el sofá. ¿De verdad nuestras peleas siempre eran tan infantiles?

Comencé a seguirlo. Willy llegó a la otra punta del sofá se dio la vuelta sin pensar que iba a alcanzarlo. Me abalancé sobre el haciendo que cayeramos sobre el sofá. El cuerpo de Willy quedó entre la espada y la pared, en este caso el sofá era la pared y mi cuerpo la espada.

Willy extendió sus brazos sobre su cabeza para que no alcanzara el pequeño frasco de shampoo.

Puse una pierna a cada lado de su cuerpo para evitar cualquier movimiento brusco del menor. Tomé sus muñecas con una de mis manos, mientras que con la otra sostenía mi cuerpo en el aire.

-Joder, espera.- Willy se quejó.

Zafó una de sus manos de mi agarré, y encorvó su espalda para sacar el jodido frasco de shampoo que yo había arrojado aquí anteriormente. Eso debió de ser muy molesto.

Cuando Willy encorvó su espalda pude sentir su piel mojada contra la mía. Mi piel se había erizado tan solo con pensar en lo cerca que estábamos.

Sacó su frasco de shampoo de debajo de él y lo dejo caer al suelo.

Willy volvió a subir su mano otorgándome el poder de volver a sostener sus muñecas.

-Se supone que debes escapar de mi, no entregarte ¿Tan sumiso eres?

Willy rió.

Lo miré directo a los ojos. La espalda de Willy encorvada, mis manos sosteniendo sus muñecas, mis piernas a cada lado de su cintura, mi cuerpo sobre el suyo rozándose solo con una toalla cubriéndonos a cada uno. Vale, si alguien entrara en este momento y nos viera así, pensaría cualquier cosa menos que intento sacarle mi frasco de shampoo anti-caida.

¡Joder! ¿Es que me leen los pensamientos?

La puerta delantera se abrió dejando a la vista a Luzu con unas pequeñas bolsas de comida china en sus manos.

Willy echo la cabeza hacía atrás para poder ver hacía la puerta, yo levante la vista y vi como Luzu dejaba caer su mandíbula para abrir su boca con asombro.

Esto se debe de ver muy mal.

-Creo que he llegado en mal momento…

Luzu retrocedió y cerró la puerta tras el dejando salir la risa de su boca.

Le habíamos dado un par de llaves a Luzu por si alguna vez debía entrar a casa por su cuenta o algo así, pero desde ese día nos acostumbramos a que entrara sin tocar. Y no nos molestaba para nada, nos gustaba que tuviera tanta confianza con nosotros. Pero había llegado en el momento menos indicado y se había encontrado con una escena que dejaba mucho de que hablar.

Willy movió sus manos para soltar mi agarré.

Salí de encima suyo y me paré, luego le tendí mi mano para que el también se parara.

-Joder ¿Que habrá pens…- Luzu lo interrumpió.

Abrió la puerta de golpe, entro a la casa riendo, dejó las bolsas de comida china sobre la mesa y se sentó en el sofá frente a nosotros.

-Me muero por escucharos intentando explicar lo que acabo de ver.- Luzu tapó su cara con sus manos y comenzó a reír. Willy y yo nos sentamos en el sofá del que nos habíamos parado anteriormente, uno junto al otro. Nos miramos y luego bajamos la cabeza dirigiendo nuestra miranda al piso, parecíamos dos niños a los que su madre había pillado luego de haberle roto su jarrón favorito.

———————————————–

Hola, les dejo por aquí algo que escribí el otro día cuando estaba aburrida.

Sé que no es lo mejor y que no esta narrado perfectamente, pero bueno…

Es algo cortito porque me hacía ilusión cortarlo justo ahí, pero ya tengo la segunda parte y es bastante larga. No me gustaba mucho la idea de subirlo todo de una…

Si gusta subiré la segunda parte, si no ya editare el titulo y listo. 

Espero les guste z4

Especial San Valentin [Wigetta]: Karma

-Mier…-pronuncie exasperado al mirar lo mal que iba el ordenador al editar o bueno tratar de editar algún vídeo, me estaba comenzando a cansar que el programa de sincronizara cada dos por tres todo lo que le metiese. De lo que en estos instantes sería capaz, si no fuera tan importante en mi trabajo ya lo hubiera partido en dos.

-Karrr…-estaba tan sumido en mi enojo que no note la presencia de Willy en el borde de la pared, mirándome sonriente

-¿Pero qué dices? No me toques los cojon…No estoy para soportar tonterías, Willy-No estaba dispuesto a aguantarlo, con el mal día que llevo es suficiente. Lo único que me faltaba su peculiar forma en que me tocaba la moral.

-Calla pringado…Que eso se llama karma…

-Venga tío…-lo mire de reojo, mientras continuaba tratando de solucionar los constantes  problemas que no cesaban desde hace varios días con nuestros pc. Pero por lo visto a Willy no le molestaba tanto como a mí, debía de ser pringado para estar tan tranquilo y sonriente.

-No me crees….-murmuro, es que un poco más y se va a llevar una leche de karma en toda la cara. Para que se le quite lo que sea que se proponga al estarme fastidiando en estos momentos- ¿Que tienes hay?

-De que hablas ahora Willy….-respire profundamente,  la paciencia que le tenía a este chaval no es ni medio normal.

Mire al costado hacia el lugar que me señalaba el anormal de mi compañero. Y de inmediato se pinto una sonrisa en mi rostro. No era para menos que la causa se debiera precisamente al paquete prácticamente vacío de fresas con chocolate que se había comprado el día anterior el chico que tenia frente a mí. Y que sin intensión había tomado posesión horas antes sin que el menor se diera cuenta.

-¡Que te has comido todas mis fresas!-me recrimino, mientras que yo no aguanta la risa.

-Estaban muy buenas…-me levante de donde permanecía inmóvil la gran parte de la mañana. Sujete la caja observando el corazón en su tapa, e intercambiando miradas con el que no me quitaba la vista de encima.

-Joder…-susurro. Mientras me le acercaba lentamente, abriendo además la caja que sostenía.

-Pero tranquilo, no soy tan mala personita. Te guarde una.-le dije, quedando al frente suyo.- ¿La quieres?

-Vale…-dudo a la hora de responder.

A la vez sostuve la fruta con una de mis manos, dejando el resto de la caja vacía sobre la cama. Subí la fresa a una altura al principio alcanzable. Y lo mire fijamente antes de pronunciar:

-Ven…

-Pero qué coño…Eres tonto o te haces…

-¿La quieres? Ven por ella…

Dio un par de pasos dudando mis intenciones, se detuvo contemplando la fresa de chocolate y después mi rostro. -¿Porque no me la das y ya?-pregunto en voz baja, y desvió su vista al suelo. Ni yo mismo se que era lo que me proponía, pero no podía negar lo divertido que se me hacía la situación.

Eleve un poco más la mano que sostenía la fresa sobrepasando el nivel de mi cabeza, y di unos pasos hacia adelante, hasta así estar lo más cerca posible de él. Con una sonrisa imborrable en mi rostro.

-Si la quieres ahí esta…-pronuncie, disfrutando el momento. No me cansaría de molestarle por lo que reste del día. Él por lo contrario cruzo sus brazos posicionando los en su pecho, y mirándome desaprobando mi infantil actitud.

-Es injusto…-reclamo sin hacer ningún esfuerzo para hacer suya la fruta.

-Te gusta molestar, pero no ser molestado. -le contradije. Di un paso más, y me mantuve quieto cerca de su cara.

No sé en qué momento la situación cambio, mi respiración se acelero, y mi corazón se sobresalto al sentir el leve roce de sus labios contra los míos. Willy tomo la iniciativa precipitándose a ser rechazado, pero poco le importo en el momento en el que era completamente correspondido, por mi parte lo aferre aun mas a mi hasta que nuestros cuerpos prácticamente se unieron.

Podía permanecer así mi vida entera. Deje la fresa que inicio la tontería en alguna parte de la habitación. Para centrarme en él, coloque una de mis manos desde su cuello hasta su mejilla profundizando el contacto de nuestros labios. Por su parte el menor aun con ambos brazos que permanecían cruzados, deshizo la pose para lograr colocarlos alrededor de mi cintura.

Una vez que posicione ambas manos en sus mejillas. Mordí cortamente su labio inferior antes de alejarme de él lentamente, acariciando por última vez su sonrojada mejilla. Me separe lo justo para poder así colocar mi frente sobre la suya. Abrí los ojos con una sonrisa expectante plasmada en mi rostro, y antes de que siquiera pudiera decir algo, Willy murmuro:

-Me gustas…así.

-Lo sé-respondí con una aun más amplia sonrisa que la anterior dirigiéndome hacia sus labios nuevamente. Pero un sonido sordo proveniente del ordenador nos distrajo, al instante en que lo volvimos a ver se apagado.

-Anda pero mira que bien, hasta que por fin se peto esa cosa inservible. -suspire pesaroso contemplando lo que me llevaría arreglarlo otra vez.

-KARRRMAA-insistió mi compañero que trato de mofarse de mi persistente mala suerte. Pero lo que no sabía es que junto a él este día solo podía mejorar.