lagrina

La única cosa que dejaste aquí, es tu sombra. Mi anhelo por ti, me tortura más que mi soledad. Parece que puedo agarrar el sonido de tu risa, pero los momentos se dispersan como castillos de arena. Todas las noches tengo pesadillas, aún en mis sueños grito tu nombre. En un momento en el que todo cambia, la única cosa que no cambia es que soy tu reina, eres mi rey.

-CL.