guardia nacional bolivariana

Venezuela

The world needs to know what is happening in Venezuela right now. As many of you might know, Venezuela is been in a dictatorship for more than 15 years and it’s only getting worse. After Chavez’ dead, Nicolas Maduro unconstitutionally took the place as the president and things has been getting worse since then. In 2013, the start of the big protests in Venezuela more than 200 people (mostly students between the age of 16 and 21) all over the country were arrested, the majority of those protesting were hurt by guns, bird shots and teargas resulting in the dead of many of them (again, not even older than 25). All of those attacks are from the government itself to try and repress the population from voicing their constitucional rights. Venezuela is been suffering since then a huge humanity crisis that are also the reasons for the protests. There’s not medicine in the hospitals and pharmacies, kids are basically dying from lack of resources. We can’t afford to have basic necessities such as toilet paper because there’s a huge scarcity in products of first necessity. There’s not food, and those who can afford to buy them need to spent a lot of money that the normal salary can’t cover, in fact, our salary doesn’t even afford us to have a nice diner at a restaurant. Our inflation is the highest in the world and the devaluation of our coin keeps getting even worst. There’s families/kids eating out of garbage. We have constants blackouts. The insecurity in our country is one of the worst, trust me, many Venezuelans are afraid to go outside on a certain hour, most Venezuelans have been victims of some robbery. In fact, many localities close at 6pm due to insecurity. My own mother was assaulted with guns at least 3 times in less time. Universities also suffer from insecurity. We can’t even talk about this because the government forcibly closed, censored or took out of circulation our only sources of information. The national channels don’t even speak about the protests or necessities suffered in the country because they want to brain wash those in vulnerable positions. Recently CNN was taken out of circulation in our country so the only way we can watch the news is due internet, that at this rate might be even controlled as well. There’s also a huge problem of indoctrination, the public employees get forced to attempt to political events held by the government and if they don’t they get fired, it happened to the father of a friend of mine and thousands of others.

A month ago, Nicolas Maduro proclaimed a law and eliminate the rights that constitutionally belong to the National Assembly (also known as Parliament), the National Assembly that is mostly directed by the opposition party voted by the majority of Venezuelans is the one (as stated in the constitution) in charge of making, eliminate and change laws which also protect the citizens, with this new law, the assembly can’t do their job because all their proceedings were given to the President (which means he can do what he wants with not repercussions) and to the Justice system, an unreliable source because all the public institutions in Venezuela are corrupted by this system and have done nothing but turn their back of the citizens and their rights such as the Electoral System (CNE) that has actively participated in the frauds created by the government in the voting procedures & failed to re-count votes when asked to. We don’t even have the security of a good police and military organization because like the public institutions they only obey this dictatorship government and their follow the orders to kill, torture and persecute those students, political activists and any one proclaiming their right to pacifically protest as it’s stated in the constitution.

This last few days there’s been various protests around the country and things aren’t that different from 2013. Students are getting arrested and beaten in hands of the police and national military. Just today, April 10, there’s been 3 deaths (kids younger than 20 years old), and there’s over 400 arrests all around the country were the majority are minors. The police and military (GNB - Guardia Nacional Bolivariana) has been repressing students with expired teargas, bird shots and actual guns without any disregard for the citizens. Hospital has been affected, many people including babies. ALL OF THIS is happening RIGHT NOW. There’s literal kids being killed on the streets for protesting against a dictatorship government. Please take a look at this Instagram account: @venezuelalucha, this accounts has been posting the videos about all of this attacks and some of them might be triggering but is the reality of the country.

A government that wants to held power in any means possible including going against the constitution is a dictatorship. Those who need to suppress, kill, repress and persecute the citizens for protesting against them it’s a clear example of lack of human rights. Spread the world about what is happening around the world. Kids should NOT be killed and assault for protesting. This needs to be an international issue because this is a clear example of violation of human rights and the international media needs to be aware of this.

Venezuela is a war zone right now.

6

“Those that we ignore, those we leave behind, those that we forget.”

Todas las fotos de este set son de la llamada “Madre de las Protestas”, realizada el día 19 de abril de 2017.

“Quizá hubo silencio por un tiempo, sin dejar muy claro el por qué de toda esta lucha. Esta lucha sí es por nuestros jóvenes, esta lucha sí es por los estudiantes, esta lucha sí es por los que han sido reprimidos, esta lucha sí es por los que están encarcelados pero esta lucha, hermanas y hermanos, es por todo el pueblo de Venezuela, que hoy está sufriendo; que está sufriendo colas, está sufriendo escasez, los jóvenes no tienen empleos, no tienen futuro por un modelo equivocado, por un modelo que nos han implementado, que es exportado de otro países, que no se parece al Bravo Pueblo de Venezuela y que nosotros juntos, hermanas y hermanos, tenemos que estar claros, que tenemos que construir una salida a este desastre. Esa salida, hermanas y hermanos, tiene que ser pacífica, tiene que ser dentro de la constitución pero también tiene que ser en la calle porque ya no nos quedan en Venezuela los medios libres para poder expresarnos, si los medios callan, que hable la calle (…) Quiero decirles que estos días tuve mucho tiempo de pensar, analizar, de escuchar radio, ver televisión, leer lo que no había leído en algún tiempo, hablar con mi familia y las opciones que tenía eran irme del país y yo no me voy a ir de Venezuela nunca. (…) Yo les pido que sigamos en esta lucha, que no dejemos la calle, que asumamos nuestro derecho a la protesta pero que lo hagamos en paz sin violencia. Yo pido que nosotros, que todos los venezolanos que estamos acá, que queremos el cambio, que nos instruyamos, que nos formemos, que nos organicemos y que ejecutemos la protesta no violenta y la protesta de masas, de voluntades, de almas y de corazones que quieren cambiar pero sin dañar al prójimo. Yo les pido que no perdamos la fe y (…) En nombre de todos los niños de Venezuela, yo les juro que vamos a vencer y que muy pronto tendremos una Venezuela libre y democrática. Que Dios los bendiga” Leopoldo López minutos antes de entregarse a la Guardia Nacional Bolivariana, 18 de febrero de 2014.

10

S.O.S. Venezuela. Más de un mes peleando por nuestra libertad, más de 20 personas han sido asesinadas, y decenas de protestantes detenidos por la Guardia Nacional Bolivariana. Para mí una imagen vale más que mil palabras…

S.O.S. Venezuela. More than a month fighting for our freedom, more than 20 people killed and dozens of protestants arrested by the National Guard. For me a picture is worth a thousand words…

No matter where are you from, thank you a lot for support us.

Carta de mi prima venezolana (hija de exiliados políticos de la dictadura uruguaya) en la cual nos explica a la familia la grave situación en Venezuela en estos días. Recomiendo su lectura.


Solos

Por estos días vi la foto de los presidentes latinoamericanos posando con Raúl Castro en Cuba. Una foto por decir lo menos curiosa, de varios hombres y mujeres que en su mayoría pasaron media vida tratando de convencer a sus conciudadanos de que eran la mejor opción de gobierno en sus países, luchando por sus ideas justas o injustas, ganando con enorme esfuerzo unas elecciones, que sonreían junto al designado heredero de la monarquía cubana. Como siempre que veo una cosa así, me acordé de Yoani Sánchez, me la imaginé en el piso de un carro recibiendo patadas en la cara, aquella vez que se la llevaron por andar escribeindo un blog, y me pregunté si la lluvia de golpes sería tal vez distinta si ella supiera que quien iba a salir mañana a defenderla y a acusar a los esbirros del régimen no era, digamos, la bestia de George Bush. Yo cuando pienso en los cubanos siempre termino diciéndome lo mismo: solos, los dejamos solos.

Eso de la foto fue antes de que empezaran las protestas en Venezuela. Claro que yo no iba a a protestar, no porque no sobren razones, sino porque me parecía que se estaba llamando a tumbar el gobierno. Entonces fue cuando otra vez, otra muchacha de la universidad en el Táchira fue atacada por unos malandros en pleno día, estuvo a punto de convertirse en otra de las decenas de miles de personas asesinadas por año en Venezuela (las cifras son oficiales), y los muchachos dijeron basta. Y salieron, protestaron, se portaron mal, quemaron cauchos, trancaron calles. Agarraron a unos cuantos, y los mandaron, sin proceso alguno, directamente a la cárcel de Coro a mil kilómetros de distancia. En una de esas demostraciones del surrealismo venezolano a las que nos hemos acostumbrado últimamente, los presos hicieron una protesta violenta y dijeron que esos muchachos no podían entrar en la cárcel, aquí solo hay criminales, dijeron, los estudiantes no deben estar aquí.

Así empezó todo, y aquí en Mérida esa misma tarde estaban protestando los estudiantes. Y salió Leopoldo López a llamar a una marcha. Tampoco iba a ir, no me gusta nada Leopoldo López, aunque tengamos enemigos comunes, y pienso que Henrique Capriles tenía mucha razón y mucho valor en llamar a que no se saliera a descargar la frustación sin ton ni son, arriesgando la vida de los estudiantes. Pero resultó que la noche anterior a la marcha salieron con mas fuerza que nunca los llamados “colectivos”. En Mérida se llaman Tupamaros. Todos los conocemos. Tienen motos, andan de a dos. El de atrás lleva el arma. Se cubren la cara. La mayoría viven en unos edificios que antes eran residencias de estudiantes, y donde ahora la policía no entra. Tienen también un “brazo civil”, digamos, que participa en las elecciones. Esa tarde salieron, rompieron las puertas de un edificio donde viven varios amigos míos, entraron con las motos. Disparando. Así en varios edificios donde viven estudiantes que salen a protestar siempre. Se pasearon por la ciudad, y las “ballenas” anti disturbios de la policía venían detrás de ellos apoyando. El patrón se ha repetido en todos estos días de manifestaciones en todo el país: sueltan a los colectivos adelante, con las motos, armados, y la guardia nacional viene atrás. Lo que pasa es que yo vivo aquí en Mérida y eso no lo vi en una foto de twitter: lo vi.

Por eso yo fui a la marcha, vestida de blanco como todos. No porque hay una conspiración del imperio para tumbar a Maduro en la que yo participo, ni porque me convencieron con un folletito de la CIA de dejar de ser la hija de un exiliado político de la dictadura uruguaya para convertirme en una fascista de la ultraderecha, para usar el término con que me llama nuestro presidente. Salí, con miedo eso sí porque las balas no me gustan, a decirles a los criminales de las motos que la ciudad no es de ellos, es nuestra, que podemos caminar por sus calles cuando queremos, que no pueden decirnos con sus motos y sus pistolas adónde no ir. Salí porque si mi padre estuviera vivo, habría salido conmigo del brazo con los estudiantes. Y fue hermoso, y cantamos, y se nos unió toda la ciudad en la manifestación más grande que se había visto hasta entonces. Y entonces vino la noche, y de nuevo salieron las motos. Me llamó una amiga, atrincherada en su apartamento: vienen los “tupas”, y la policía los proteje, y quién nos defiende a nosotros.

Los tupas. No escogieron el nombre por casualidad. Lo escogieron sabiendo que hay muchos, demasiados, tristes intelectuales de la así llamada izquierda latinoamericana, para quienes el discurso y el nombre lo es todo. Usted dice tupamaro, y ellos piensan en los torturados de la dictadura uruguaya, no en los muchachos que salieron ayer mostrando las heridas que la Guardia Nacional Bolivariana les hizo cuando los detuvo. Son el tipo de gente que si usted le dice guerrillero, ellos piensan en un joven buenmozo de barbita con una boina negra y su estrellita blanca, no en un anciano narcotraficante colombiano sin escrúpulos que es capaz de secuestrar niños para llevarlos a pelear a la selva. Son el tipo de gente que piensa que Chávez nacionalizó el petróleo venezolano y nunca se fijaron en la fecha. Son gente a la que usted les dice que los políticos venezolanos de oposición no salen en ninguna televisión venezolana desde hace meses porque está prohibido, y dicen: ah, pero. Y uno sabe que si mañana en su país prohibieran aparecer a los políticos de oposición, se indignarían. Que no estarían contentos si supieran que la tercera parte de los ministros de su país son militares, que oficialmente no hay separación de poderes, que el jefe del ejército juró que la oposición jamás ganaría una elección en este país, que la presidenta del Consejo Nacional Electoral celebra todos los años el aniversario del golpe de estado que quiso dar Chávez, y me paro porque la lista es larga.

En este momento en las calles de Venezuela está ocurriendo una tragedia. No es que hay disturbios y la policía antimotines dispara bombas lacrimógenas y muere alguno, no es eso, que lamentablemente pasa en todo el mundo a cada rato. Es que hay grupos armados financiados por el estado, disparando y matando. Y hay una censura informativa total. Debería bastar que se supiera eso, debería bastar saber que en Táchira cortaron internet y sobrevuelan las ciudades aviones de guerra, que cerraron las emisoras de cable que daban noticias, debería bastar saber que están atacando a los periodistas, que hay estudiantes muertos, para que el intelectual de izquierda levante por fin los ojos de su enésima edición de “Las venas abiertas de América Latina” y mire alrededor, descubra que el siglo es el 21, que el muro de Berlín cayó, que los muchachos de la Sierra Maestra envejecieron y ahora no dejan a sus nietos gobernar, ni escribir un periódico nuevo, ni salir de su país, ni fundar un partido político, ni gritar abajo el gobierno. Que si en Venezuela no hay ni pan ni medicinas ni leche no es porque Obama está conspirando día y noche contra nosotros. Que somos perfectamente capaces de hundir económicamente un país sin ayuda de ninguna transnacional imperialista. La gente aqui piensa que los gobiernos latinoamericanos no dicen nada ante las atrocidades de este momento en Venezuela porque tienen intereses económicos. Yo pienso que no, yo pienso que es por la misma razón por la que se sacaron la foto aquella: porque viven en el siglo pasado.

Sí, Maduro dice que yo soy una fascista violenta de la ultraderecha que esta en una conspiración internacional para tumbar su gobierno. Que lo diga. Yo mañana vuelvo a salir con los muchachos, a exigir al gobierno que desarme a los colectivos, a decir que las calles son nuestras, a recordar a la estudiante que murió con una bala en la nuca, a darle fuerza a la otra que perdió un ojo. Y saldré con el mismísimo exacto orgullo, inocencia y alegría con que salen todos los estudiantes de América Latina a gritar viva la U, viva la Universidad, muera la bo, muera la bota militar. Y no, no les voy a explicar a los izquierdistas nostálgicos lo que pasa, ni les voy a mostrar los videos y a jurarles que es verdad, ni me voy a sentar a discutir con ellos cosas tan elementales como el derecho a la libertad de expresión, porque estoy, estamos, hartos. Está a la vista, mírenlo, mírennos. Estoy segura de que habrá (que hay) muchos que entiendan, y que esos no nos dejarán solos.

3

Hoy 10 de enero la Guardia Nacional Bolivariana se ha llevado detenida al Sr. Rafael. Este señor es residente en Catia (barrio de Caracas)  y tenía la costumbre de hacer volar sus mensaje mediante estas cometas, estos papagayos que el mismo hacía.

A esta hora, 20.38 en Venezuela, el señor Rafael sigue en paradero desconocido, solo sabemos que la Guardia Nacional se lo llevó. El régimen de Maduro está aterrorizado ante la dificil situación económica y social que vive Venezuela.

A partir de hoy volar cometas en los cielos venezolanos será delito. Los últimos que prohibieron las cometas en sus cielos, fueron los talibanes en Afganistan.

Ojala los cielos venezolanos se llenen de papagayos exigiendo la libertad de todos los ciudadanos injustamente presos por solo deser vivir enun país libre.

Miembros de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) disparan gases contra un grupo de personas que participan en una protesta contra el Gobierno de Nicolás Maduro hoy, martes 4 de marzo de 2014, en Caracas (Venezuela). Caracas y varias otras ciudades de Venezuela están sumidas desde el 12 de febrero en una ola de protestas contra las políticas económicas y sociales del Gobierno, la cual ha dejado un balance oficial de 18 muertos, más de 260 heridos y centenares de detenidos. (EFE/MIGUEL GUTIERREZ)

¿Que tendrá para decir Maduro sobre esta foto? yo apostaría que lo mismo de siempre, un discurso vacío que ya no convence a las personas que alguna vez estuvieron con él.

Son civiles armados en una moto de la guardia nacional bolivariana, ya no puede decir que son los estudiantes que matan a otros estudiantes, esta mas que claro que son ellos, este gobierno genocida el que acaba con la vida del futuro del país.

Mientras ellos duermen como bebés, una madre se preocupa al no tener noticia sobre su hijo, mientras lo único que hacen es cadena nacional de radio y tv llamando a la paz, una paz que esta teñida de rojo,el pueblo venezolano hace largas colas para encontrar alimentos.

Todo este goibierno corrupto, hipocrita y sediento de mas poder, todo lo que saben es hablar webonada y no hacer nada, lo único para lo que sirven es para robar, ya todos sabemos quienes son los asesinos en este país, y todos ellos visten traje y corbata, tienen rolex en las muñecas y llaman a la paz con balas.