for emma :)

Steve Harrington Saves The World

Both inspired by and written for @ghost-grantaire — babe, you’re my hero. This one’s for you (that’s two Ferris Bueller references in one dedication, clearly you’re pretty special). 


Us and them,

After all we’re only ordinary men

In his young life, Steve Harrington’s future was changed in the smallest of ways. It happened like this: hope (I’m gonna be just like you), dissatisfaction (you’re gonna be just like your old man some day), youth (you can do better than that you son of a bitch), realisation (go home), love (how many is a crowd, really), heartbreak (It’s over), and acceptance (I’m exactly fucking like him).

When he was young, his father would look down at him and frown, like he was confused about what species Steve was, and for so long, it mattered. It mattered because all Steve wanted to do was please him, to get his father to understand him. It was everything. Until it wasn’t.

Keep reading

Wilder-people

Both inspired by and dedicated to @ghost-grantaire - enjoy, Emma! 💗 


The sun was pleasantly hot against her back—it was a familiar sort of warmth that could only be associated with a summer morning; like an old friend, Nancy had embraced it wholly.

“Mikey, I want dandelions, too!”

Mike rolled his eyes at Nancy, who was perched a little to his right, legs stretched out over the Star Wars blanket they’d brought with them. The picnic had been Nancy’s idea—the braids, on the other hand, were Holly’s.

Keep reading

Sin ti

Sin ti, estos ocho meses han sido un infierno del cual no logro salir, porque solo tu me puedes sacar de ahí. Sólo tu. Nadie mas. Ese es el problema. 

Te necesito tanto que mis propios demonios gritan tu nombre. Ellos también te necesitan tanto como yo. Cada uno te quiere tanto como yo. Cada uno se enamoró de ti… Ese es el problema. 

Cada uno de tus mensajes me saca una sonrisa sincera. No importa si en el mensaje me dices “Fuck you” o si me dices “Te quiero”. Tus mensajes son los únicos que logran eso en mi. Los únicos que logran esa sonrisa. Ese es el problema. 

Ahora cada canción de amor y cada canción triste llevan tu nombre escritas en ellas. Cada una de esas canciones me recuerdan a ti. ¿Sabes por qué? Porque tu les diste ese sentido. Ese es el problema.

Porque cada vez que me llega un mensaje a mi teléfono tengo la esperanza de que sea uno tuyo. Ese es el problema. 

El problema es que todo lo que hago, digo o escucho, me recuerda a ti. A nuestros buenos recuerdos y a veces también a los malos. Cada frase de amor que escribo, va dedicada indirectamente a ti. Cada canción de amor que me gusta, te la dedico sin que te enteres. Cada cosa graciosa que digo, lo digo con la intención de hacerte reír, aunque no estés ahí conmigo. 

Mis mejores amigos me dicen que me aleje de ti, porque solo me lastimas. Pero lo que ellos no ven es que también me haces sonreír. Que eres la única persona con la que de verdad sonrío. Y aunque esto suene masoquista. Me gusta que seas tu quien me lastime. Solo a ti te lo acepto. 

Pero creo que tengo que aprender a vivir sin ti. Como lo hacia antes. No se como me volví tan dependiente a ti. Pero lo que si se, es que tu no dependes de mi, ni de nadie para ser feliz. O en mi caso, para seguir viviendo. 

Te amo demasiado.