enderezar(

Chantaje - Mieczysław Stilinski Smut

REQUESTED: No, I just haven’t written for a while, and I wanted to do something for you guys!

WARNINGS: Hickeys, fingering, blowjob

SUMMARY: When you run into Stiles at a club, your past comes out. It takes a further encounter in the bathroom for you to both be okay again.

NOTES: I’ve listened to this song too many times, and it’s becoming problematic.

AAAAAnyways, SMUT YAY! (I miss writing smut. I haven’t had the motivation since my birthday because a lot’s happened.)

Hope you enjoy! Based off this song (and there will be translations of the lyrics too dw <3)

Originally posted by readersleepingintheforest

Keep reading

Creo que tú eres la segunda mejor cosa que me ha pasado
desde que nací después de la poesía,
quizás sea un poco egoísta porque no estoy mencionando
a mi bonita familia (creo que ellos entran en otra categoría)
y como te vengo diciendo
“gracias” desde que el silencio nos conoce
no debe quedar en mis labios
ningún hielo afilado o alguna inyección de plomo
y gracias por todos esos besos que me diste
cuando las cervezas bloquearon mis neuronas
gracias por ese baile que hacíamos
durante la noche en la calle
cuando poníamos la radio
gracias porque como destino
al menos pude enderezar mis pasos
gracias porque la manera en que amas
es la perfecta viga
para el rascacielos de mi alegría
creo que tú eres la segunda mejor cosa que me ha pasado
desde que nací después del pastel de chocolate con galleta,
hay días en los que me desarmo
porque mis brazos apenas y pueden
sostener un libro, y entonces, me des-construyo,
me desconfiguro, me dejo desmoronarme
y gracias por tu inmensa tranquilidad
por tu inmutable voluntad
gracias por el vino en la sala
gracias por las historias en la carretera
gracias por los buenos días
y las noches desveladas
tantas dimensiones y probables planetas
para coincidir en este lugar
lleno de una generación
de gente que tiene temor a lo perdurable
y gracias
por el iceberg derretido
y la lengua sabor a victoria
gracias por los squirts y la espalda sudada
y gracias por alzar
mi vista con la tuya
aunque ya no estemos mirando
en la misma dirección
—  La alegría es un roadtrip, Quetzal Noah

Gracias Jesús por cambiar mi vida, por enderezar mis veredas e ir poco a poco transformando mis pensamientos, mi carácter.
Dura batalla es luchar con uno mismo, sin embargo Dios nos dice en su palabra, “Todo lo puedo en Cristo que me fortalece” Filipenses 4:13
Bendiciones 🌌

35 Proverbios Japoneses Que te Llenarán de Sabiduría

La cultura japonesa destaca por lo misteriosa y enigmática que es para las personas de occidente. A pesar de que es una de las sociedades con mayor desarrollo tecnológico, siguen teniendo un fuerte vínculo con sus raíces y tradiciones, y su cultura está llena de una sabiduría ancestral.

Esta es una recopilación de algunos proverbios populares japoneses que nos ayudarán, aunque sea un poco, a captar su sabiduría ancestral:

1. Si un problema tiene solución ¿para qué preocuparse? y si no lo tiene, ¿para qué preocuparse?

2. Si lo piensas, decídelo. Si lo decidiste, no lo pienses.

3. No retengas a quien se va, ni rechaces a quien llega.

4. Es mejor ser el enemigo de una buena persona que el amigo de una mala.

5. Rápido significa: lento pero sin pausa…

6. Si no existiera la gente común tampoco existirían las personas extraordinarias.

7. El que quiere subir inventa la escalera.

8. El marido y la mujer deben ser como las manos y los ojos: cuando duele la mano, los ojos lloran, y cuando los ojos lloran las manos secan las lágrimas.

9. El sol no sabe de buenos, el sol no sabe de malos. El sol ilumina y calienta a todos por igual. Quien se encuentra a sí mismo es como el sol.

10. Hasta el viaje más largo comienza con un solo paso.

11. Quien bebe no sabe lo peligroso del vino, quien no lo bebe no sabe de lo bueno que hay en él.

12. Aunque se necesite la espada una sola vez en la vida, es necesario llevarla consigo siempre.

13. Las flores bonitas no dan buenos frutos.

14. La tristeza es como un vestido rasgado: hay que dejarlo en casa.

15. Cuando hay amor hasta las cicatrices de la viruela son iguales a los hoyuelos en las mejillas.

16. Nadie tropieza mientras está acostado en la cama.

17. Una palabra bondadosa puede calentar tres meses de invierno.

18. En el camino deja que los tontos y los locos pasen primero.

19. Verifica siete veces antes de cuestionar a una persona.

20. Haz todo lo que puedas, lo demás déjaselo al destino.

21. Al dibujar una rama es necesario escuchar el soplo del viento.

22. La honestidad excesiva raya en la estupidez.

23. A veces la hoja se hunde pero la piedra flota.

24. La victoria pertenece a aquel que espera media hora más que su oponente.

25. La felicidad viene a la casa donde se ríen.

26. No se disparan flechas a una cara sonriente.

27. Es posible soportar el arroz y el té frios, pero la mirada y las palabras frías son insoportables.

28. A los diez años es una maravilla, a los veinte es un genio, y a los treinta una persona común.

29. Si preguntas sentirás vergüenza un minuto, si no lo haces sentirás vergüenza toda la vida.
30. La mujer puede atravesar la roca si se lo propone.

31. Un jarrón perfecto nunca ha salido de las manos de un mal artesano.

32. No tengas miedo de una pequeña curva para enderezar una recta.

33. La pobreza hace a los ladrones como el amor a los poetas.

34. Si iniciaste el camino por voluntad propia mil ri parecen uno solo. (El ri es una unidad de medida de longitud japonesa)

35. Los ríos profundos fluyen lentamente.

Diabolik Lovers Lost Eden Reiji Sakamaki (dark 1) ~translation/traducción~

Thsi translation was made by @rkyt1965


Place: Hallway.

Reiji: … … … …
Yui: Ah… Reiji-San
Reiji: …Yes?
Yui: Are you going to go somewhere?
Reiji: No, I don’t have those plans.
Reiji: Besides, if I were going to some place, why shoul I tell it to you?
Yui: (Uhh… It looks like he’s in a bad mood today again…)
Reiji: More important than that, that attitude of yours…
Yui: Eh…?

Keep reading

Cómo pensar en positivo

¿Quieres atraer muchas cosas a tu vida pero no te ves capaz? ¿Te despiertas todas las mañanas con la intención de comerte el mundo pero tus pensamientos negativos te impiden ir más allá del primer bocado?

Muchas personas siguen al pie de la letra todos los pasos necesarios para tener éxito en sus atracciones pero no terminan de conseguirlo. “¿Por qué?” te preguntarás. Pues simplemente porque su negatividad les hace atraer más de lo mismo. ¿A ti también te pasa?

El secreto para atraer lo que deseas

Imagina algo que deseas atraer. ¿De verdad crees que eres suficientemente bueno para conseguirlo?

¿Crees que mereces tenerlo? ¿Confías al cien por cien en ti? ¿Te ves capaz de lograrlo? ¿Piensas que estás igual o más preparado que los demás para optar a ello? ¿Crees en tus posibilidades y sabes que tienes la suficiente fuerza para conseguirlo?

Si has respondido que NO a una o más preguntas, ya sabes el motivo por el cual no tienes éxito: necesitas ser más optimista y mantener día a día los pensamientos positivos.

Si eres negativo estás transmitiendo eso al Universo, y él no puede darte algo que en el fondo no estás pidiendo por culpa de tu miedo, dudas o pesimismo.

Piensa en una persona negativa: no se ve capaz de prosperar, de lograr sus metas o atraer lo que desea. Lo intenta, sigue los pasos, incluso tiene una rutina marcada… Hace todo lo necesario, pero olvida algo muy importante: no cree que pueda conseguirlo porque lo considera difícil, improbable o demasiado bueno para él o ella.

El pesimista se queja, se culpa, duda y se lamenta.

Entonces, ¿qué crees que atraerá? Resultados como los que tiene. Por eso es tan importante pensar en positivo, porque el optimismo es la llave secreta hacia el éxito de tus atracciones. El optimismo te lleva a enfocarte en lo que realidad sí quieres.

El pesimista se rinde con los fracasos; el optimista los ve como una nueva forma de aprender y seguir creciendo. Ese es el secreto para tener la vida que deseas: pensar en positivo y saber que, sea lo que sea aquello que quieres atraer, conseguirlo está en tus manos.

Tips para mantener el optimismo

El optimista nace pero, sobretodo, se hace. Somos nosotros quienes con las pequeñas situaciones del día a día definimos nuestra actitud. Pero, por suerte, siempre estamos a tiempo de cambiar para mejor. Así que si no eres optimista o te cuesta mantener tu buen estado de ánimo durante todo el tiempo, a continuación, te mostramos unos consejos para hacer del buen humor la base de tus atracciones:

1.- Camina con la espalda recta. Las personas positivas siempre van derechas y andan con pasos grandes y firmes. Eso da confianza en los demás, pero también en uno mismo. ¿Por qué? Porque antes de levantar la cabeza debes enderezar el cuerpo.

2.- Reconoce los pensamientos negativos. A veces decimos frases de forma automática como “todo me sale mal” o “soy un desastre”. Nunca nos hemos puesto a pensar si son ciertas y, por supuesto, no lo son. Así que cada vez que digas algo así, detéctalo y elimínalo de tu vocabulario; sustitúyelo por algo muchísimo mejor. Debemos dominar nuestro diálogo interno antes que él nos domine a nosotros.

3.- Cambia tu tono de voz. Una voz alegre es un arma muy poderosa para el optimismo. Muchas investigaciones han probado que cuando una persona actúa de forma positiva a través de su tono de voz, termina sintiendo realmente ese optimismo. La próxima vez que hables con alguien ya sea cara a cara o por teléfono, cambia tu tono de voz: no solo alegrarás a los demás, sino que te transmitirás a ti mismo un optimismo que te hará cambiar de frecuencia.

4.- Toma las dificultades como un reto. Ante una situación nueva o diferente (una entrevista de trabajo, un examen, viajes, una cita, etc.), no seas negativo antes de tiempo. En lugar de sentir miedo, dudas o ansiedad, céntrate en las ventajas y las soluciones; visualiza que todo sale bien. Empieza a confiar en ti, en tus posibilidades y en el poder de la Ley de Atracción.

5.- Piensa en las soluciones. El pesimista se centra en el problema; el optimista, lo ve como una oportunidad para mejorar la próxima vez. La mejor manera de convertirte en una persona positiva es enfocándote en las soluciones y no en los problemas: piensa que mientras te centres en las soluciones no podrás pensar en los problemas y, por tanto, dejarás de culparte, quejarte y lamentarte.

6.- Rodéate de optimistas. Pasar tiempo al lado de personas alegres y entusiastas pueden hacerte ver cuál es la mejor manera de ver las cosas. Además, ¡las personas alegres suelen contagiar su entusiasmo!

7.- Agradece. Muestra gratitud por todas las cosas buenas que te rodean y que tienes en tu vida. Dedícate un tiempo a pensar en todo lo que te hace feliz y en todo lo que está ahora presente en tu vida. Agradecer lo que ya se tiene es una forma muy eficaz para pasar de la negatividad a una frecuencia mucho más positiva.

8.- Ten presentes tus objetivos. Recordar hacia donde quieres ir es una buena forma para que te sientas motivado y con ganas de ver tus metas cumplidas. Pon en práctica estos consejos y además no olvides nunca qué quieres atraer, porque solo con pensar que llegará a tu vida ya merece una gran sonrisa.

Podremos saber mucho de la biblia. Podemos hacer mucho para Dios. Podemos cantar, predicar, evangelizar, ayudar y aconsejar a muchos. Pero, si en lo secreto cargamos con pecado, inmundicia, deseando los deleites y placeres del mundo… a quién estaremos engañando? No nos equivoquemos, Dios no puede ser burlado. Es tiempo de enderezar lo que está torcido, santificarnos cada día para estar aptos en la presencia del Señor.

Ella era toda la poesía que se escribía en Madrid.
El verso más bonito de Gran Vía.
La boca más hermosa de Malasaña.
Los ojos más tímidos de los cines de Callao.
La cabeza más heavy que había pasado por Argüelles.
La cintura más bonita que veías por el metro.
Las piernas más largas de la Plaza Mayor.
La falda más corta de Montera.
La musa que aun seguía inspirando a la estatua de Bécquer.
El rayo de sol más brillante de una tarde de domingo en el Retiro.
La reliquia más bonita del rastro.
La que podía domar los leones de Cibeles.
La quinta torre de Madrid.
El palacio más Real de todo mi reino.
Madrid es ella, y yo, solo una de sus calles.

Ella es el monumento que fotografía Atocha.
La que se manifiesta frente al Congreso.
La decimotercera uva de la Puerta del Sol.
El cabello más hermoso de Salamanca.
A la que todos los hindúes regalan rosas y cervezas en La Latina.
Los labios más rojos del Calderón.
La más loca de toda Chueca.
La de la carpeta rosa del Campus de la Complutense.
El paseo más largo a través de toda Castellana.
El culo más bonito del Retiro.
El corazón más salvaje del Bernabéu.
El musical más visitado de Gran Vía.
El teatro con menos aforo de la capital.
La mejor obra de arte del Prado.
La que envuelve en flores a los toros en las Ventas.
Ella es la única estrella que brilla en Madrid.
Ella es Madrid.

La que baila como una loca en la pista de cualquier garito de Huertas.
La chica de Tirso, y la lady Madrid de Pereza.
A la que no hace falta escribirle, porque es pura poesía.
La que es capaz de enderezar las Torres Kio.
El cubo más helado de cerveza de la Sureña de Gran Vía.
La nariz más roja de Casa de Campo.
Los acordes de jazz más hermosos del Café Central.
La niña que ríe como nadie en Cortylandia.
Los copos de nieve que los tejados echan de menos.
La única diosa de todas las catedrales.
A la que cantan en Libertad 8.
El único monumento del Templo de Debod.
La palabra más bonita del barrio de las letras.
La única movida que existió en Madrid.
Ella, ella, ella, ella. Ella es Madrid.

—  Miguel Gane, Madrid es ella.
Madrid.
— 

Ella era toda la poesía que se escribía en Madrid.
El verso más bonito de Gran Vía.
La boca más hermosa de Malasaña.
Los ojos más tímidos de los cines de Callao.
La cabeza más heavy que había pasado por Argüelles.
La cintura más bonita que veías por el metro.
Las piernas más largas de la Plaza Mayor.
La falda más corta de Montera.
La musa que aún seguía inspirando a la estatua de Bécquer.
El rayo de sol más brillante de una tarde de domingo en el Retiro.
La reliquia más bonita del rastro.
La que podía domar los leones de Cibeles.
La quinta torre de Madrid.
El palacio más Real de todo mi reino.
Madrid es ella, y yo, solo una de sus calles.
Ella es el monumento que fotografía Atocha.
La que se manifiesta frente al Congreso.
La decimotercera uva de la Puerta del Sol.
El cabello más hermoso de Salamanca.
A la que todos los hindúes regalan rosas y cervezas en La Latina.
Los labios más rojos del Calderón.
La más loca de toda Chueca.
La de la carpeta rosa del Campus de la Complutense.
El paseo más largo a través de toda Castellana.
El culo más bonito del Retiro.
El corazón más salvaje del Bernabéu.
El musical más visitado de Gran Vía.
El teatro con menos aforo de la capital.
La mejor obra de arte del Prado.
La que envuelve en flores a los toros en las Ventas.
Ella es la única estrella que brilla en Madrid.
Ella es Madrid.
La que baila como una loca en la pista de cualquier garito de Huertas.
La chica de Tirso, y la lady Madrid de Pereza.
A la que no hace falta escribirle, porque es pura poesía.
La que es capaz de enderezar las Torres Kio.
El cubo más helado de cerveza de la Sureña de Gran Vía.
La nariz más roja de Casa de Campo.
Los acordes de jazz más hermosos del Café Central.
La niña que ríe como nadie en Cortilandia.
Los copos de nieve que los tejados echan de menos.
La única diosa de todas las catedrales.
A la que cantan en Libertad 8.
El único monumento del Templo de Debod.
La palabra más bonita del barrio de las letras.
La única movida que existió en Madrid.
Ella, ella, ella, ella. Ella es: Madrid

- Miguel Gane

Salmos 138:3 El día que clamé, me respondiste;
Me fortaleciste con vigor en mi alma.


Vivimos en una época en que las personas están desistiendo de sus sueños, del matrimonio, de la facultad, del trabajo hasta incluso de la fe. Y tal vez tu estés pasando por ese momento.

Son tantas luchas, pendencia de sueños que no se realizan, que el desánimo viene e intenta paralizarte. Mas lo que tu necesitas es coraje para enfrentar la vida, Dios no te acusa y ni desiste de ti. Incluso que tu te hayas alejado de su presencia, Él continúa amándote y nunca abre la mano a tu vida.

Talvez tu no sepas, mas todos nosotros somos parecidos como el Apóstol Pedro. Él tenía un temperamento explosivo, tomaba decisiones precipitadas y se decepcionaba consigo mismo. Ese hombre erró Muchas veces, mas Jesús no desistió de amarlo. Y por cuenta de eso, Pedro se levantó como un ejemplo de alguien que ama a Dios y le es fiel a Él.

Talvez tu te cansaste de orar, de leer la biblia y huyes de los compromisos de la iglesia. Más debes saber Dios no desiste de ti. El mayor deseo de Él es que tu vuelvas a caminar en su presencia y te arrepientas de tus pecados dia por dia, hasta que el Espíritu Santo te transforme de dentro hacia afuera.

Si tu te identificas con Pedro por estar cansado de luchar, sin coraje y sin fuerzas para enderezar tus caminos habla abiertamente con Dios. Tu socorro viene de Él, Dios está con los brazos abiertos para recibirte , pues Él no cambia. Él continúa siendo fiel.

Spanish Vocab Day 18

Day 18/40

1. Arder: to burn

2. Enderezar: to straighten

3. Asombrar: to amaze, astonish

4. Maldecir: to curse

5. El encargado/la encargada: the manager

6. El peldaño: the step

7. El mango: the handle

8. La grosería: the swear word

9. El castigo: the punishment

10. La carcajada: the guffaw

Es la persona más extraña que he visto

He vivido y he observado tanta gente por tanto tiempo, pues, es el oficio de un escritor: observar para escribir, escribir para sobrevivir al inmenso terremoto de emociones que aturden nuestros sentidos. Puede ser simple observar y examinar con cuidado detalles insignificantes y, al escribirlos, transformarlos en el centro del equilibrio de una escena o de una historia completa, pero ¿qué pasa cuando ese centro de equilibrio desestabiliza de lugar todo tipo de vida –y no vida– manifestando aquella simple catástrofe del desamor?
Criatura similar a aquella, en mis 84 años de vida, no pude comparar jamás. Hablar de sus labios, de su espalda, sus manos suaves a la vista, ásperas al contacto (¡y qué tan anhelado contacto!) era igual a quedarme sin respiración, o bueno, respirando tal vez pero no lo suficiente, haciendo que los colores se entrecrucen entre ellos y formando monstruos gigantes en los dedos, en la garganta y en el corazón.
Es la persona más extraña que he visto y puedo jurarlo, desde su forma de caminar hasta la forma en que sus ojos se entornan alrededor de la luz emanando energía desde el centro de sus pupilas. No es que me cause miedo ni nada por el estilo, cosa que he considerado varias veces, pero sí una extraña fascinación por lo prohibido. No me critiqué jamás sobre eso, es así como se crea la vida, a partir de expectativas y desilusiones continuas que les dan vuelcos terribles al pobre moribundo que a veces late y a veces no. Y cuando digo prohibido hablo de mí, encandilada por su belleza interior: por su fuerza de oso, su dulzura de águila al volar, su paz de sauce mientras bailan sus hojitas, y su peligroso hambre de tigre furioso. Todo lo descriptible se asienta en palabras y lo que no permanece en mi mente desgarrándome los parpados buscando sentir la libertad en el aire de las letras, encontrando mi simplicidad entre suspiros, así como la suya en tan mágica y envidiable sonrisa.
No podría decir nunca que me he enamorado de su ser, pero sí lo he hecho de su esencia, de aquella forma de estar y a la vez escapar, de ese modo de hacer que todas las cosas estén bien pero distantes y en ruinas, de la atolondrada manera de cubrirme y hacerme sentir protegida y a la vez herirme como si mi alma fuese algo fácil de reponer.
Fue así que entendí que el amor no se trata de posesión. Aprendiendo que puedo amar desde la distancia logré amarlo en todas sus formas. No importaba si estaba o no conmigo, mi corazón saltaba ante el estímulo de su frecuencia, lo percibía y embellecía como por arte de magia haciéndome enderezar mi espalda y abrir mis ojos verdes en busca de su aliento. Como todo aquello que después de mucho tiempo en reposo se alivia al estirarse, como un sorbo de agua helada en momentos de sequía, como despertar en medio de una terrorífica caída de sueños, su mirada era la vida de la mía. Y una vida plena que no se llenaba con otra cosa que no fuera su nombre. Un pestañeo interminable que lloraba su huida, que hería todo lo invisible, que magnificaba lo ordinario. Su amor era la locura más inexplicable que alguien haya podido sentir alguna vez. Y no lo dudo cuando tengo que elegirlo sobre todas las cosas. No titubeo ante su presencia, aunque esté desgarrada por su ausencia, porque puedo jurarlo, es la persona que me centra en el magma de la Tierra y me desarma como miles de galaxias que se expanden; es la persona que hace brillar cualquier roca, cualquier molécula, cualquier átomo; es la persona que, no importa dónde esté, siempre va a hacerme suspirar; puedo jurarlo, no me resisto, es la persona más extraña que he visto.

Por Virginia Collivadino

Cada persona guarda en su interior
altas probabilidades de convertirse en una revolución

Cada hombre y cada mujer que descubren el jazz, Schubert, Mercedes Sosa, la ópera o Sinatra

Cada persona capaz de descubrirse a si misma leyendo Cervantes, Withman, Tolstoi, Cortazar u otros

Cada individuo escuchando la voz que no tiene palabras tras recibir la espalda por querer ser

Por querer ser la ola, estrella, la chispa, el refugio del aliento, la biblioteca de los sueños

Cada individuo hecho fractales, trozos de ilusión, motas de polvo cayendo en un espacio hasta ser ladrillos

Cada persona guarda en su interior altas probabilidades de convertirse en una revolución, de despertar al mundo con una idea, alimentar las almas dormidas en nimiedades y rutinas, de inspirar a otros para alzar la voz durante el trayecto a la libertad, cada persona capaz de crear sin destruir, de amar sin herir, de tropezar y enderezar.

Cada persona guarda en su interior altas probabilidades de convertirse en una revolución.

—  De la costa al desierto by Quetzal Noah
Signos del zodiaco más vengativos.

• SAGITARIO: ocupas el puesto Nº 12 en el ranking de los signos MÁS VENGATIVOS, y no precisamente porque no lo seas, si no que lo llevas de forma diferente. Puede parecer que ya has olvidado todo lo que te hicieron pero realmente no es así. Lo llevas dentro y grabado a fuego pero tus formas de venganza no son impulsivas (a pesar de que seas uno de los más impulsivos del zodiaco). En el momento puedes gritar y decir todo lo que pasa por tu mente a la persona que te ha traicionado, pero la venganza aún está por venir. No te tomas mucho tiempo en planearla porque sabes de sobra que el momento exacto llegará para devolverla. A veces, tu cabeza loca hace que se te olvide porque tienes un millón de cosas en las que pensar antes que vengarte. Pero en el fondo, sigue ahí, dentro esperando. Lo sabes. Lo sé.

• LIBRA: ocupas el puesto Nº 11 en el ranking de los signos MÁS VENGATIVOS. Claro que te encanta saborear la venganza como a cualquiera pero la diferencia es que tu mente se dispersa entre otras cosas que crees más importantes para ti, como por ejemplo enderezar tu vida. Eres vengativo pero actúas en el momento. Si te hieren con un comentario, tú lo devolverás tres segundos más tarde, y también será, posiblemente, tres veces más hiriente. Vas marcando la línea con todo el mundo sutilmente y los demás saben que es mejor no atravesarla, porque no tendrás reparo en darles de su propia medicina. Si ellos atacan, que no crean que te quedarás sentado pensando en cómo vengarte o en por qué no les dijiste lo que pensabas realmente, no, tú no vas a gastar tiempo de tu vida en eso, para nada, porque tú les atacarás al instante. Lo sabes. Lo sé.

• ACUARIO: ocupas el puesto Nº 10 en el ranking de los signos MÁS VENGATIVOS. A veces, por tu forma de ser, algo distante y tímido al principio, es probable que en más de una ocasión te hayas tragado el orgullo y no hayas expresado tu malestar ante un ataque de algún cabrón o cabrona, y si, eso te hace explotar contigo mismo pensando en por qué no dejaste las cosas claras al momento. Ahí es dónde empieza a crecer tu ansia de vengarte. “A un ser tan excepcional como tu, ¿cómo pueden desprestigiarlo?”, es lo que piensas, y a partir del momento en el que te sientes mal, digamos que, le tachas de tu vida para siempre. El odio puede durar semanas o días pero los de tu entorno te recuerdan lo que eres en realidad y acabas dejando a un lado esas ganas de vendetta. Pero cuando vuelves a cruzártelo por la calle, la ira te invade, y si, la venganza sigue latente. Sabes de sobra que algún día, cuando estés en lo más alto, volverás para recordar a tus enemigos quien eres y lo que hicieron. Lo sabes. Lo sé.

• ARIES:  ocupas el puesto Nº 9 en el ranking de los signos MÁS VENGATIVOS. Eres una persona demasiado ocupada para preparar una venganza minuciosa contra alguien, pero aún así tu espíritu resentido también existe. Habitualmente en cuanto te atacan, como Libra, lo dirás a la cara, sin ningún tipo de duda, ya que todos sabemos que no puedes cerrar el pico ante lo que te parece injusto o desleal. Pero además de eso, te llevarás ese rencor a casa si ves que no hay arrepentimiento por la otra parte y, entonces, ahí comienzas a meditar sobre la venganza. Eres un poco imprudente así que es muy probable que tengas que meditar más de una vez qué hacer para que no te pillen aunque, ¿qué le importa a un Aries si saben que ha sido él?. Volviendo al tema, tienes que ganar, sea como sea y sobretodo dejar al otro sabiendo que TÚ tendrás la última palabra y que no se crea que todo acabó como él quería. Claro que no…Todo llega, y todo se paga. Lo sabes. Lo sé.

• GÉMINIS: ocupas el puesto Nº 8 en el ranking de los signos MÁS VENGATIVOS. Claro que eres vengativo, además te encanta que la venganza se sirva en plato frío pero no tienes prisa porque llegue. Al ser un signo inestable, lo mejor que tienes para tus enemigos es que “parece” que rápidamente se te olvidan las cosas, y que no te acuerdas de los que te han traicionado alguna vez en la vida pero NO, no es así. Te acuerdas de cada uno de sus rostros y sus nombres, de lo que te hicieron, de cómo se portaron y de cómo tarde o temprano ejecutarás tu venganza. Un Géminis puede tener la cabeza en otro lado, puede ser alocado o incoherente pero sabe que si se la hacen, la devolverá con cargos. Está claro. Lo primero que harás será recoger toda la información posible de tus enemigos, recopilarla y empezar a criticar sobre los asuntos más ocultos de su pasado. Sabes que puedes hacer daño, mucho daño, y si, al fin y al cabo, es sólo darles lo mismo que ellos te dieron a ti. Ojo por ojo. Lo sabes. Lo sé.

• TAURO: ocupas el puesto Nº 7 en el ranking de los signos MÁS VENGATIVOS. El torito no olvida nunca, eso ya lo sabemos, pero además es rencoroso y tiene muy claro que el que la hace, la pagará tarde o temprano. Sabes que además de ser bravo, tienes paciencia, sobretodo en asuntos de venganza, todo llega, y todo se cobra, tienes experiencia en eso. Por eso cuando te atacan, respiras hondo, mientras por dentro piensas cómo devolverla. Eso cuando el ataque ha sido encubierto. Si es directo, y además con provocaciones constantes es posible que estalles a la primera de cambio y que tu respuesta sea de todo menos pacífica. Pero al fin y al cabo, todo vuelve a la tranquilidad, al menos eso es lo que creen. Tú te relames esperando el momento adecuado. Y sabes que llegará.

• LEO: ocupas el puesto Nº 6 en el ranking de los signos MÁS VENGATIVOS. Es obvio que el rey del Zodiaco es vengativo, claro que si, pero no tiene paciencia, y por ello, su principal forma de actuar ante un ataque es, principalmente, atacar directamente como lo haría un león. Salvará su integridad ante cualquier ofensiva. Lo sabes. Cuando te han hecho daño, lo mejor es que no te dejen sólo. A diferencia de otros signos que prefieren meditar sobre lo que ha pasado y pensar a solas, tú necesitas a gente a tu alrededor precisamente para no pensar. Por tu cabeza pueden pasar grandes venganzas si tienes tiempo para hacerlo, sin embargo, cuando estás ocupado con personas a tu alrededor se te pasa, al menos por un tiempo. A Leo nadie le reta, eso lo tienes claro, y cuando los negros pensamientos de vendetta invaden tu cabeza lo primero que haces es planear, junto a los tuyos (esto es importante) qué harás para dejar claro a todo el mundo que del león no se ríe nadie. Lo sabes. Lo sé.

• PISCIS: ocupas el puesto Nº 5 en el ranking de los signos MÁS VENGATIVOS. Cuando te han intentado hacer daño y no has sabido cómo reaccionar en el momento, lo más habitual es que lo pagues con lo primero que se te cruce en el camino, un objeto, una persona o cualquier cosa a la que puedas gritar y golpear. Odias quedarte con las ganas de decir algo, y si, a veces te pasa, precisamente porque no quieres ser un imprudente. Pero no, la cosa no va a acabar así. Sabes que la sangre te hierve si alguien sabe que te dañó y tú no se lo dejaste claro, así que necesitas un buen plan para hacérselo saber. El problema es que lo quieres todo YA, en el momento y te cuesta esperar a que ese maravilloso día de vengarte llegue. Al final, pasas de todo, sigues con tu vida caótica y parece que olvidas, pero tú sabes en el fondo que no. Nadie lo nota, no vas por ahí contando a los demás lo que harás porque sabes que quizás, no aprueben tu hecho, pero tú seguirás adelante y aunque puedas perdonar, sabes de sobra que no olvidas.

• CAPRICORNIO: ocupas el puesto Nº 4 en el ranking de los signos MÁS VENGATIVOS. Mejor no cruzarse con un Capricornio enfadado, y menos indignado cuando le han hecho algo que hiera su orgullo. Capricornio es vengativo, mucho, muchísimo y no se andará por las ramas. Defiendes con orgullo el lema de “ojo por ojo y diente por diente”, y además no tardas en decir a todos los que te rodean que es así. Es decir, que cualquiera que se pase contigo, recibirá lo mismo por tu parte. Sabes perdonar, aunque a veces te cuesta pero hasta que no has dado de probar a tu enemigo de su misma medicina no olvidas. Eso es así, y todos lo sabemos, así que lo mejor para no comprobar la ira de la cabra es no jugar con fuego. Te da igual quien sea la persona o de dónde venga, porque recibirá lo que sembró, y tú te encargarás de hacérselo saber.Lo sabes. Lo sé.

• VIRGO: ocupas el puesto Nº 3 en el ranking de los signos MÁS VENGATIVOS. Las preocupaciones son parte de tu vida cotidiana, y sabes perfectamente que cuando alguien ha intentado hacerte daño, la venganza entra en tu mente como una preocupación más. Eres de los que puede sonreír cuando alguien te ataca, cuando alguien se intenta burlar de ti, pero por dentro, el odio se apodera de todo tu cuerpo y a veces, hasta ni duermes planeando en cómo devolverla. Puedes llegar a obsesionarte con cómo atrapar y ridiculizar a tu enemigo, cómo hacer que se arrepienta de lo que te hizo. Y si, el día llega y sabes que analizarás todos sus puntos débiles para que tus palabras sean tan hirientes que se quede sin nada que decir al respecto. Has estudiado su pasado, su presente y lo que desea en el futuro así que sólo queda poner en marcha el plan para “joder” un poco. Así al menos, hasta que se de cuenta de que todo acto tiene una consecuencia.

• CÁNCER: ocupas el puesto Nº 2 en el ranking de los signos MÁS VENGATIVOS. Puedes ser uno de los signos más dulces del Zodiaco, uno de los signos más necesitados de amor constante pero todos tenemos un lado oscuro y tú, cangrejo, no ibas a ser menos. Ocupas el puesto Nº 2 porque al igual que tienes amor en la mitad de tu ser, tienes odio en la otra mitad y no soportas que nadie intente reírse de ti. En un principio te dan igual las consecuencias, así que te lanzas al cuello de quien te trató mal sin sentirte mal. Tu venganza es rápida, no te tomas mucho tiempo en planificarla porque sabes que si tardas el odio irá disminuyendo y claro, no es el mismo efecto. Aún así, y si por casualidades de la vida no puedes hacer que tu plan sea perfecto, que no duden de que tarde o temprano se ejecutará. Un cangrejito lastimado sólo se calma cuando el que lo ha hecho, lo ha pagado. Después, todo vuelve a la calma y cada cual con su vida. Lo sabes. Lo sé.

• ESCORPIO: ocupas el puesto Nº 1 en el ranking de los signos MÁS VENGATIVOS. ¡Cómo no ibas a ocupar esta posición! Estaba claro ¿no? El rey de la maldad cuando quiere, también es vengativo, hasta límites insospechados. Un Escorpio herido no se calmará fácilmente, si está sólo, estará meditando su venganza, y, si está acompañado, su mente estará planificando su venganza, así que da igual. Pueden pasar semanas, meses o años, que el escorpión no olvidará jamás. Además, tus venganzas son del tipo…espectaculares cuanto menos. Tu mente se pasa mucho tiempo pensando cómo será esa situación en la que sonreirás sarcásticamente a tu enemigo mientras le dices: “ves, te lo dije, no juegues nunca con un Escorpio”, y todo llega. A veces, y sólo a veces, ha pasado tanto tiempo que digamos, ha prescrito la venganza pero, dónde hubo fuego, quedan cenizas así que el que tenga deudas pendientes con un Escorpio que no se arrime demasiado a él.

Y haced derechos pasos a vuestros pies, porque lo que es cojo no salga fuera de camino, antes sea sanado. (Hebreos 12:13)


El apóstol Pablo exhortaba a los hebreos a caminar derecho, conforme a la voluntad de Dios y no conforme a la carne. La carne es lo que hace cojear a un cristiano cuando va por el camino angosto… lo hace zigzaguear.

Nuestros pasos se ordenan con la palabra de Dios, la cual ilumina nuestra senda. (Salmos 119:133,105). Cuando vamos por el camino angosto, un descuido de nuestra carne puede hacernos perder el rumbo.

No es bueno estar cojo al ir por el camino angosto. Jesús es nuestro sanador (Marcos 2:9, Hechos 3:6) y su yugo nos sostiene.

Porque mi yugo es fácil, y ligera mi carga. (Mateo 11:30)

El yugo es lo que une por la cuello a las bestias de carga para compartir el peso de una carga. Jesús quiere que deposites en Él tu carga, y que camines en su misma dirección.

Venid a mí todos los que estáis trabajados y cargados, que yo os haré descansar. (Mateo 11:28)


Cuando estamos unidos al yugo de Cristo, lo cojo quiere sacarnos del camino, pero Jesús nos va sanando. Cada día hacemos elecciones que afectan la dirección en la cual nos dirigimos. Quien camina con Cristo se deja guiar por Él.

Hay caminos que al hombre parecen mostrarle la felicidad, pero que al final le llevan a la tragedia. Solo hay un camino por recorrer, éste es angosto y es derecho… no saca vueltas a las cosas de Dios.

Yo Soy el Camino, la Verdad y la Vida; nadie viene al Padre sino por Mi (Juan 14:6)

Deja que Jesús guíe tus pasos.

En nuestro camino al Padre no hay “coyotes” que te pasen de contrabando. Hay caminos que solo tienen pétalos, pero el correcto también tiene espinas.

Cuando vayas por el camino angosto, y tu carne te quiera hacer cojear, no dudes en aferrarte al yugo de Cristo porque no hay otro yugo confiable.

Cuando vas en el camino correcto, hay señalamientos que te orientan hacia tu destino… Cuando vas por el camino de Cristo es igual.

El camino correcto a veces muestra sombras que parecen de muerte, y a veces tiene destellos de gloria. Tiene subidas y bajadas.

El combustible para andar por el camino correcto es la fe.

Tu fe hará que lo cojo que hay en ti sea sanado y que tus pasos se enderecen por el camino de la salvación. Muchos se pierden en el camino, otros lo dejan por falta de fe, pero hay otros que van de la mano con Cristo.

Porque estrecha es la puerta, y angosto el camino que lleva a la vida, y pocos son los que la hallan (Mateo 7:14)


Si ya vas por el camino angosto, no te fíes de tu pierna coja. Unete al yugo de Cristo y deja que Él ordene tus pasos.