encontarse

Nadie dijo que nuestro objetivo fuera encontrarnos. Dos perdidos por el mundo difícilmente iban a encontrarse el uno al otro como por arte de magia. Pero después de tantas batallas a medio ganar, o lo que es lo mismo, perdidas a manos de despiadados enemigos; creí que nos tocaba por justicia divina ganarnos, encontrarnos y salvarnos mutuamente.
—  Bostezando sonrisas