el caballero de la mano en el pecho

Diario de una cualquiera Lady shadow

BIENVENIDA                                                 3 estrellas/Venus/14 soles

No es como si estar aquí me molestara, pero los darkfillianos odian a los extranjeros, me miran con desprecio, por ahora no tengo hogar, mis hermanos se fueron a hacer una nueva vida a otros reinos, solo tengo en este momento una campaña pequeña para refugiarme, un poco a las afueras de Darkfelle.

No me da confianza entrar al reino, esta completamente oscuro, no creo que la gente de ahi me reciva con los brazos abiertos, lo que escuche de confiables palabras de mi fallecido padre,  Darkfelle es un lugar lleno de inhumanos, si no perteneces ahi, estas perdida.

Hoy Conocí al Rey                         17 estrellas/venus/14 soles

Cuando mi comida se acabo decidí entrar a Darkfelle justo a la zona comercial del mismo, tengo dinero, por hecho de que fui hija de un rey, así que compre lo necesario, pero al instante vi al nuevo rey a lo lejos, me miraba y sonreía al verme, yo asustada no supe que hacer, se dirigió a mi y yo solo hice una reverencia, me dio la mano y me llevo con el, quería que me quedara en el castillo, creo que era una oportunidad mas viable a estar afuera muriendo de frio esperando a que los seres del bosque te coman viva,

Mi boda                                               41 estrellas/urano 14 soles

Ya paso de mucho tiempo, el rey sentia algo por mi ¿como lo se? por lo de acontinuacion, mientras yo decoraba el castillo para el baile de esa misma noche, se acerco y me dijo muchas cosas como “eres unica y perfecta” o “que hermosa eres” o cosas como “podriamos hacer la familia perfecta”, Nunca me considere una hermosura, ni siquiera por mi antiguo estatus social, sin embargo, era una oportunidad unica para recuperar la vida que tenia desde hace mucho tiempo, de tener un hogar y no morir en manos de seres del bosque.

Fue en el baile, cuando se arrodillo ante mi, sin embargo uno de los caballeros en el lugar tomo mi mano y pregunto si yo era quien el rey quería para una futura reina, beso mi mano y se presento, era muy amigable, pero….El rey no se veia muy feliz, tomo una de las espadas del vestíbulo y sin compacidad alguna la clavo en el pecho del caballero, haciendo que muriera un par de minutos después y yo me manchara el atuendo de sangre, como si nada me propuso la mano en sagrado matrimonio, pero, mis lagrimas caian, ¿como quiere que se vea tan normal? fue la primera vez que vi un asesinato y a nadie le importo, le grite que no me casaría con el, que prefería morir fuera a estar con un demente, sin embargo supo convencerme, era su reino y eran sus reglas, podría matarme mientras yo estuviera ahí, me obligo a casarme con el, no se que pensar de el, en mi vestido se muestra un horrible destino a lo que resta de mi vida, no puedo hablar, no puedo hacer nada, espero algún dia pueda acostumbrarme a Darkfelle, un reino de sufrimientos









-cuando estas aburrido en la escuela y escribes eso…..y de por si te falto el nacimiento de Beltren- :’’’’v

Soñaba cada noche,
que el caballero correcto la sacaba a bailar rock&Roll
en medio de la nada,
bajo la solitaria Luna.

Soñaba cada noche,
Que el caballero correcto le sacaba mil risas,
cada vez que éste daba un mal paso
a propósito.

Soñaba cada noche,
Que el caballero correcto le sacaba las memorias más dolorosas,
Y lloraba con ella al recordarlas.
Porque era lo más triste que había visto nunca.

Soñaba cada noche,
Que el caballero indicado sacaba a relucir su más brillante sonrisa,
Y hacia encender el lado más oscuro de su inseguridad.

Soñaba cada noche,
Que el caballero indicado sacaba sus más profundas verdades,
Y hacia que le doliera el pecho por tales confesiones.

Soñaba cada noche,
Que el caballero indicado le sacaba lágrimas agridulces,
Al decirle que todo, era un sueño.
Que nada era real.

Soñaba cada noche,
Que el caballero indicado le tendía la mano,
Y la llevaba lejos, lejos,
Para invitarla a saltar.

Soñaba cada noche,
Que el caballero indicado, le dedicaba una sonrisa que no brillaba,
Y la llenaba de nostalgia,
Pues le traía recuerdos de si misma.

Soñaba cada noche,
Que el caballero indicado, se despedía de ella,
con un suave beso en su mejilla,
Y despues de éso,  él saltaba,
hacia la nada.

Soñaba cada noche,
Que el caballero indicado,
Realmente, no existía.

—  No-hay-salida

El caballero de la mano en el pecho, variously translated into English as The Nobleman with his Hand on his Chest, is an oil painting by El Greco.

A gentleman with his hand on his chest is looking at the viewer as if it would make a covenant with him and the position of the hand seems a gesture of an oath. In his time this painting became the classical and honorable representation of the man of the Spanish Golden Age.