Antes creía que eran más mis ganas de tenerle de nuevo, que mis deseos de escribir. Creía que si dejaba de escribir sobre su ausencia, él lo notaría y vendría corriendo a tomarme por la espalda y besar todos esos lugares que solo él reconocía.

Ahora creo que ya nada me ata a él, que todo cuanto escribo desde el momento en que se fue, se ha convertido en mi catarsis.

De alguna u otra manera, me convertí en polvo, en agua, en algo efímero, algo que me costo sanar. Me convertí en esto, y nos convertí en letras, en historias, en poesía…
—  Au Revoir. Daniela Trejo
Qué hay detrás de mis letras? Recuerdos, sonrisas y tristezas, tal vez un tipo común jugando a ser poeta, un suicida con heridas de desamor y arriesgándose a enamorarse de ella día a día. Un tipo taciturno, terco y posesivo, guardando sonrisas para las verdaderas compañías. Un tipo con una inspiración poco ortodoxa, que a veces rima y otras tantas ni hace prosa.