comparar

En tu vida va a haber miles de personas, pero llegará una que será única, que jamás sentirás lo mismo con alguien más, tanto que siempre la compararás con otras. En este caso se debe aceptar que fue única pero que ya fue, porque si no mantendrás tus expectativas tan altas que cuando llegue alguien más querrás que te haga sentir igual y lo único que lograrás es decepcionarte, porque esa persona va a ser como es, y no como que esperas que sea.
—  Mi más humilde consejo.
Es una chica en llamas,
arde desde los cimientos,
lleva enredados en su pelo los precipicios en los que ha caído
y se ha enamorado como una idiota.
 
Pisa fuerte el acelerador
cuando ve que está a punto de estrellarse
con una boca que la invita a una noche
de copas y besos a media luna.
 
No hay más mundo que el que arde en sus ojos.
En invierno se pone triste al ver la fotografía donde abraza a su padre
y su madre le dice que deje ir lo que hace tiempo dejó de cantarle una canción de cuna.
 
No olvida la traición,
la puñalada,
el empujón al abismo;
aprendió a no confiar en nadie,
por eso se convirtió en piedra,
una piedra que ni quema
ni congela,
pero que cuando menos te lo esperas,
llega a una temperatura tan alta
o tan baja
que ni siquiera el infierno
ni el mismo paraíso se llega a comparar con tal intensidad.
 
Es la chica de las fuertes intensidades:
ama,
ríe,
besa,
llora,
folla,
abraza.
FUERTE.
Tan fuerte que llega a tal punto de romperse.
De consumirse.
 
Sueña con algún día dormirse en un hombro,
mientras mira en retrospectiva
y se da cuenta de que nadie supo esperarla,
que nadie permaneció,
que nadie dejó ir trenes por si ella llegaba,
que todos se fueron tras conocer su invierno.
 
Es pájaro por las mañanas
y cuervo por las noches.
Te lleva a tocar las nubes
-a jugar con ellas-
y te enseña a mirar con sus ojos,
porque los tuyos ya te los ha sacado.
 
Pobre de aquel que llegue a enamorarse de una chica como ella,
porque tendrá que renunciar hasta a sí mismo
por no dejar de ser de ella.
 
Pertenece a El Club de Chicas Tristes,
es preciosa,
joder,
tan preciosa que llegué a enamorarme de ella.
—  “El Club de Chicas Tristes“, Benjamín Griss
No debe compararse con los demás; y si la naturaleza le ha creado como murciélago, no pretenda ser un avestruz. A veces se considera raro, se acusa de andar por otros caminos que la mayoría. Eso tiene que olvidarlo. Mire al fuego, observe las nubes; y cuando surjan los presagios y comiencen a hablar las voces de su alma, entréguese usted a ellas sin preguntarse primero si le parece bien o le gusta al señor profesor, al señor padre o a no sé qué buen Dios. Así uno se estropea, desciende a la acera y se convierte en fósil.
—  “Demian” - Hermann Hesse.
Quando você descobre que gostar muito, gostar de mais, gostar ao extremo, gostar para caralho, gostar gostado, gostar nível elevado, gostar quase amando, não é amar. Amar tem outra importância, não se comparar ao gostar. Quando você descobre isso tudo faz sentido.
—  Welrikar Moura.
Perdonenme todos por no ser fuerte como aparentaba.. Siento que estoy en los peores dias de mi vida y no los culpo por no darse cuenta , ni por no haberme mirado bien a los ojos y notar mi tristeza. Creo que hoy es el dia en el que tengo miles de sentimientos encontrados, creo que en estos momentos me puedo comparar a un volcan en erupción.. Lo siento mucho.. Hoy es un maldito dia. !
No puedo dejar de comparar el antes con el hoy. Ahora somos personas distintas, con sentimientos que ya no laten con la misma intensidad.