chica argentina

Me enamoré.

Me enamoré. Me enamoré de ella, de su sonrisa. Porque me importaba muy poco lo que pasara si ella estaba sonriendo. Y me enamoré de su boca, de su labio finito y de su labio grueso, de cada palabra que decía. Me gustaba incluso cuando se enojaba y hacia pucheros deseando que fuera por detrás y la abrazara para no soltarla, aunque me decía “salí”, y ojalá no la hubiera soltado nunca. Me enamoré, pero ya no me cuesta decirlo, aunque fue muy difícil aceptarlo. Porque me enamoré de sus ojos, ¿y qué me importa que no sean de un color especial? Eran marrones, grandes y brillantes. Me enamoré de sus ataques de éxtasis, de cuando cantaba bajito porque estaba feliz, pero no quería que la escuchara, de sus bailes y de la manera en que movia la cabeza cuando la canción le gustaba. De cuando me abrazaba fuerte porque decía que tenía miedo de perderme, cuando me decía “no me dejes nunca”, cuando me apretaba porque solo yo sabía que era entonces cuando tenía que quererla más que nunca. Me enamoré de su inteligencia, de lo perceptiva que era cuando algo le apasionaba y de lo tonta que se ponía a veces, incluso de cuando fingía serlo. De lo mucho que le costaba hacer cosas que no le gustan. De cuando me insultaba porque era así como ella disfrazaba las palabras lindas, y eso solo lo sabía yo. De los apodos de animales y comida. De sus abrazos y a veces me hacen falta algunos, bueno todos. De sus pies helados en la cama, de sus abrazos dormida. De cómo se tapaba la boca cuando la veía comer, de los gestos disfrutando la comida que yo le preparaba, de cuando se tapaba la cara porque decía que estaba fea y yo no podía dejar de mirarla, quizás porque para mí, fuera como fuera, siempre estaba preciosa, y ella me desacreditaba diciendo que yo siempre la veía linda, es que siempre lo estaba. De eso me enamoré, de lo bueno y de lo malo. De sus ganas de estar conmigo, pero también de su orgullo, porque cuando creía que iba a perderme del todo, se lo tragaba, me fui tantas veces queriendo que me diga quédate y sé que ella quería decirlo. Qué inocente, si yo era la que perdía la cabeza por ella, siempre la perdí y la perderé por ella. Dios, me gustaba tanto. Me gustaba cuando rodeaba mi cuello y jugaba a estar a dos centímetros de mi boca sin besarme, solo para ver quién aguantaba más sin hacerlo. Me enamoré de la manera en que venía abrazarme por atrás cuando estaba cocinando, de la manera en que me miraba cuando yo fastidiosa estaba concentrada en algo. De sus prisas, de lo colgada que era después de bañarse y siempre, de sus ganas de tenerlo todo siempre controlado pero sin querer encargarse de nada, y de la voz que ponía cuando le desmontaba todos sus planes, como si de repente volviese a tener cinco años. De como arrugaba la frente cuando se enojaba o algo le fastidiaba. De su vergüenza y de lo nerviosa que se ponía a la mínima. De su amor por los animales. De cómo temblaba, de cómo era capaz de calmarme, de la paz de dormir a su lado, de cuidarla, de que me cuide. Me enamoré. Me enamoré de su risa, por muy fea que dijera que estaba cuando lo hacía, de su dentadura perfecta. Por eso y sus “Te amo” que tanto le costaba decir pero que logre enseñarle a decirlo seguido. ¿Es que no entendes? Me enamoré de cómo era, de cómo hacía lo mismo que todo el mundo y a la vez conseguía ser diferente, no sé. De sus manos. De la manera en que picaba las verduras. De su forma de quererme. Que ella creía que no me daba cuenta, pero sé que me quería. La amaba, con sus más y con sus menos. Con sus idas y venidas, con su mal humor, con su facilidad intermitente de sus mensajes en los que decía que me extrañaba. De todas las conversaciones, incluso de las que borraré si acaba todo. De los tantos años de apoyarnos en todo. De sus intentos de ponerme celosa y de lo celosa que se ponía cuando tenía amigas nuevas. Sabía que era única para mi pero creyó que me cansaría, como me cansaba de todo, pero no de ella. De todas las canciones, de su voz y de su olor, que siempre aparece cada cierto tiempo para recordarme que estoy sin ella. De su piel, como amaba la suavidad de su piel. De su forma de ser. De sus enojos, cuando le daba por recordarme lo importante que era para ella y de sus “callate” cuando la imitaba con voz ridícula. De cómo se burlaba de todas esas cosas cursis, incluso de su nombre escrito en mis cuadernos, o cuando usaba la palabra “contigo”. De la cara que ponía cuando me metía con ella y le daba el triple de importancia solo para que le pidiera perdón un par de veces. Me gustaba su intento de cuidarme aunque, sinceramente, me gustaba mucho más cuando era ella la que se sentía protegida a mi lado. De nuestros mil momentos y bueno, de ellos sigo enamorada. Es que por gustar, me gustaban hasta sus ojeras que le aparecían cuando se quedaba hablando conmigo hasta las tantas, de su cara de cansada cuando nos desvelábamos antes de sus exámenes. De su flequillo cuando llovía, de su voz en formato susurro cuando hablábamos por teléfono desde la cama y no quería que sus padres la escucharan, de cómo corría cada vez que llegaba tarde por mi culpa, o por su propia culpa. De sus besos, aunque siempre quisiera más, esos besos chiquitos, los grandes, los largos, los cortos, los besitos de esquimal, los que tenían pasión y los que tenían prisa. Ella era la pieza perfecta de mi rompecabezas. Cuánto daría por romper sus esquemas y convencerla de que quizás a mi lado no se está tan mal.

Esto es un texto que encontré, sin autor por eso no lo cito, y que yo modifique para que sea más “personalizado”.

me

es normal que uno sea tan hipócrita?
sé lo que amo, lo que me gusta, lo que pienso, creo y vivo, qué si y qué no; conozco mis sueños y esperanzas, fantasías, mi moral. Pero todas son momentáneas. Mañana, tal vez, ya no quiera tener el pelo largo ni vestirme elegante; ya me canse de ser diseñadora y quiera ser artista plástica. Ya no escuche música pop y pase al rock. Ya no crea en las ‘feminazi’ y comience a ver a las ‘feministas’. Ya no quiera blanco, sino negro.
Cambio tanto, tantas veces en una búsqueda infinita del amor propio que creo que vuelvo hipócrita.
Hoy apoyo lo que ayer aborrecía.
Hoy, con 19 años, me siento libre, y cada error es bienvenido.
Pero mis cambios confunden.
Lo sé.
Lo siento.
Soy así y, así, me amo.

tetengocomotitereleyendoesto  asked:

Y es que cariño, te mentiría si te dijera que ya no te quiero, que no te pienso, que ya te olvidé. Porque nada va a cambiar todo lo que fuimos y eso lo hace inolvidable...
Mi colaboración.. Hermoso blog chicas💕 saludos desde Argentina 😘

Holiii ❤❤❤ gracias por colaborar, que lindo que te guste el blog ❤❤❤ Saluditos dobles desde Colombia.❤❤❤ 

To answer the many questions about release dates for The Danish Girl:

USA 27 November 2015 (NY LA), 18 December 2015 (wide), 25 December 2015 (everywhere)

Australia 26 December 2015

Portugal 31 December 2015

UK 1 January 2016

Germany 7 January 2016

Netherlands 7 January 2016

Singapore 7 January 2016

Mexico 8 January 2016

Israel 14 January 2016

Vietnam 15 January 2016

Belgium 20 January 2016

France 20 January 2016

Poland 22 January 2016

Hungary 28 January 2016

Russia 28 January 2016

Estonia 29 January 2016

Finland 5 February 2016

Norway 5 February 2016

Sweden 5 February 2016

Philippines 10 February 2016

Turkey 12 February 2016

Argentina 18 February 2016

Chile 18 February 2016

Italy 18 February 2016* (updated–thanks, Italian fans!)

Brazil 25 February 2016

Japan 18 March 2016

Also Known As (AKA)
Argentina La chica danesa
Brazil A Garota Dinamarquesa
Chile La chica danesa
Spain La chica danesa
Finland Tanskalainen tyttö
Hungary A dán lány
Mexico La Chica Danesa
Norway Den danske piken
Poland Dziewczyna z portretu
Portugal A Rapariga Dinamarquesa
Serbia Dankinja
Russia Девушка из Дании
Turkey (Turkish title) (new title) Danimarkali Kiz
Vietnam Co Gai Dan Mach

Este gif es para ustedes con mucho cariño y amor:3, Es mio e.e, se me olvido ponerle firma… PUTABIDA D:, pero YOLO, espero y les guste muchísimo y muchas gracias cada día por el amor que me dan SON ESPECIALES PARA MI :3 VIVA EL EJERCITO DE LOS UNICORNIOS DEL MAL :3 LOS HAMOOOO CON H POR SER ESPECIALES :3  


PD: Un Saludo a los chicos y chicas de ARGENTINA ahre que disfrutan de Youtubers Kawaiis y que los miran de noche (eso quisieramos :v), y que vieron al clon de Rubiuh D:, LOS AMO BOLUDOS *———*