camisetas de tirantes

En el Aula Castigados

soy un chico de 18 años gay de Barcelona y les queria explicar mi primera vez con un chico de mi instituto. Soy un chico atlético, practico baloncesto y soy versatil, aunque siempre e preferido el rol de pasivo aqui os explicare mi primera vez, fue con un chico moreno super fibrado y con una pelotas bien cargaditas de semen.

Estaba en una aburrida clase de matemáticas cuando, aburrido por la tediosa clase, comenze a lanzar aviones de papel.
La profesora al verme, me dijo que si tanto me aburria que me marchara a la sala de castigados. Astiado me levante y me marche
Al llegar me di cuenta de que alli ya habia alguien, la persona en cuestion (Omitire su nimbre) estaba alli con su móvil, como siempre el profesor de guardia no se hallaba, nunca habia nadie, asi que muchos vemian a fumar o a estar con el movil

El chico llevaba un pantalon corto de deporte y uma camiseta de tirantes negra. Tenia una piel morena, un buen cuerpo, una piernas marcadas, unos brazos fibrados y unas anchas espaldas.

Al entra me miro con sus ojos negros y volvio a la pantalla de su móvil. Me sente cerca de él y entablamos una conversacion tipica.

Yo: Quien te a echado?
Él: El de informatica
Yo: A mi la de mates
El: Oye, es verda lo que dicen de que eres…
Yo:… (Me sentia incomodo porque nisiquiera yo sabia muy bien si me gustaban o no)
El: No tienes que contestarme, pero te dire que… (Se me acerco un poco) yo si soy gay y desde hace tiempo te he echafo el ojo
Yo:… Si es una broma no…(Me callo con un beso)
Él: Te parece esto una broma.

Empezo a levantarme la sudadera mientras me besaba en el cuello. Yo segui su ejemplo y no me quede atras, recuerdo que al principio me resti un poco y me alejé,  pero al final acabe cediendo, y creo que nunca me arrepentire de haber cedido.

Al levantarle la camisa me sorprendio el piercing del pezon derecho. Con cierta ansiedad devore aquel pezon mientras sentia que sus dientes pellizcaban mi cuello.

Fui bajando hasta llegar a sus pantalones, el se los quito mientras yo me quitaba el cinturon del vaquero. Cuando retome mi tarea solo me quedaba una barera que sortear. El bulto de su entrepierna era considerable, al igual que la macha de presemen que habia quedado como muestra en sus boxers.

Lami su polla por encima del boxer mientras él hacia el amago de meter sus dedos en mi ano.

Yo: (Algo asustado) Que haces…
Él: Relajate… Dentro de nada no queras que pare

Algo frustado saque su verga de entre los boxers, los cuales estaban ya humedos y muy pegajosos y lo lami con lascividad para metermelo en la boca y lo arañe ligeramente con los dientes. Gimio, pasado de un tono que oscilaba del placer al dolor de forma magistral

Él: Vale ya paro… pero no pares vale
Me saque el pene de la boca y lo mire mientrad le lamia el glande, humedo y rosado.
Yo: No quiero que pares, quiero que me la metas, quiero sentirte (Acaricie sus marcados pectoresl y abdominales con las uñas) por favor hazme tuyo.

Se quedo mirando la mesa del profesor y me sonrio para decirme

El: Has sido un chico muy malo?

Entendi perfectamente a que se referia.

Yo: Si, he sido muy malo castigame.

El:Tumbate sobre la mesa y abre las piernas.

Obedeci mientras observaba como sacaba un condon del bolsillo del pantalon que habia quedado olvidado a un lado de las mesas.

Él: Siempre llevo uno, por lo que pudiera pasar!

Se sento en la silla de cuero negro y comenzo a lamerme el ano, senti un placer extraño que oscilaba entre el placer más intenso y el dolor más desagradable.

Poco despues inserto sus dedos, primero despacio y despues de forma más rápida,  primero 1, despues 2 y finalmente se decidio insetar su pene al principio despacio.
Al principio quise que para, pero despues senti un placer indescriptible. Sentia sus embestidas y el olor a sudor y a semen. No sabria decir cuantas veces llegamos al orgasmo, pero recuerdo que acaba, os follando sin preservativo. Yo tambien le penetre y los dos gemimos, sentimos el calor del otro y al final acabe cabalgando sobre su rabo encima de  la silla de cuero negro.

Yo: No pares!!! MÁS RAPIDO!!!

Cada vez subia y bajaba mas rapido, lo besaba, le mordia la oreja dercha, la izquierda, le arañaba.
El con los brazo apollados en el espaldar de la silla, me lamia el cuello, alguna que otra vez me mordia y me besaba con tanta padion que despues la saliva se nos caia sobre el pecho y el abdomen

Él:  JODER!!! ME CORRO, ME CORRO!

Se corrio en mi interior mientras sonsba la sirena que indicaba que se acaba las clases
Nos vedtimos, nos besamos y me dijo:

Él: Te apetece venir a mi casa para seguir con la “leccion” que hemos dejado a medias?

Yo: Me encantar, pero te advierto que sere un chico muy malo, “profesor”

Él: No importa (Se me acerco y pude oler su olor masculino) los chico malos son los favoritos de los profesores guarros

Relato: Sala de Castigos | Wigetta | Lemmon<3

Estaba en una aburrida clase de matemáticas cuando, aburrido por la tediosa clase, comencé a lanzar aviones de papel.

La profesora al verme, me dijo que si tanto me aburría que me marchara a la sala de castigados, me levante y me marché.

Al llegar me di cuenta de que allí ya había alguien.
Me parece que se llama Samuel, estaba allí con su móvil, como siempre el profesor de guardia no se hallaba, nunca había nadie, así que muchos venían a fumar o a estar con el móvil.

El chico llevaba un pantalón corto de deporte y una camiseta de tirantes negra. Tenia una piel blanca, un buen cuerpo, una piernas marcadas, unos brazos fibrados y una ancha espalda, simplemente tenia escrito en la frente “Lujuria”.

Al entrar me miro con sus ojos negros y volvió a la pantalla de su móvil. Me senté cerca de él y entablamos una conversación típica.

-¿Quien te ha echado?-

-El de informática, ese tío es un aburrido.-

-A mi la de matemática.-

-¿Es verdad lo que eres gay?-

-Vaya que directo.- Me sentía incomodo porque ni siquiera yo sabia muy bien si me gustaban los tíos o las tías.

-No tienes que contestarme, pero te diré que…- Se me acerco un poco- yo si soy gay y desde hace tiempo te he echado el ojo.-

-Si es una broma no…-Me calló con un beso.

-¿Te parece esto una broma?-

Negué con la cabeza y empezó a levantarme la sudadera mientras me besaba en el cuello. Yo seguí su ejemplo y no me quede atrás, me resistí un poco y me alejé, pero al final acabe cediendo, y creo que nunca me arrepentiré de haber cedido.

Al levantarle la camisa me sorprendió su fuerte pecho. Con cierta ansiedad devore aquel pecho, pasando mi lengua por todas las partes posibles, mientras sentía que sus dientes pellizcaban mi cuello.

Fui bajando hasta llegar a sus pantalones, el se los quito mientras yo me quitaba el cinturón del vaquero. Cuando retome mi tarea solo me quedaba una barrera que sortear. El bulto de su entrepierna era considerable, al igual que la macha de pre-semen que había quedado como muestra en sus boxers.

Lami su miembro por encima de la tela boxer mientras él hacia el amago de meter sus dedos en mi entrada.

-¿Que haces?-

-Relajate… Dentro de nada no querrás que pare.-

Algo frustrado saque su pene de entre los boxers, los cuales estaban ya húmedos y muy pegajosos y lo Lamí con lascividad para metermelo en la boca y lo arañé ligeramente con los dientes. Gimió, pasado de un tono que oscilaba del placer al dolor de forma magistral.

-¡No pares!- Gimió de manera estruendosa.

Me saque el pene de la boca y lo mire mientras le lamia el glande, húmedo y rosado.

-¡Quiero que me folles! ¡Quiero sentirte!- Acaricie sus marcados pectorales y abdominales con las uñas- ¡Por favor hazme tuyo!-

Se quedo mirando la mesa del profesor y me sonrió para decirme

-¡Haz sido un chico muy malo!-

Entendí perfectamente a que se refería, quiere jugar.

-Si, he sido muy malo ¡Castigame!-

-Tumbate sobre la mesa y abre las piernas.-

Obedecí mientras observaba como sacaba un condón del bolsillo del pantalón que había quedado olvidado a un lado de las mesas.

Se sentó en la silla de cuero negro y comenzó a lamer mi entrada, sentí un placer extraño que oscilaba entre el placer más intenso y el dolor más desagradable.

Poco después inserto sus dedos, primero despacio y después de forma más rápida, primero 1, después 2 y finalmente se decidió penetrarme, su pene al principio fue despacio.

Al principio quise que parara, pero después sentí un placer indescriptible; Sentía sus embestidas y el olor a sudor y a semen. No sabría decir cuantas veces llegamos al orgasmo, pero recuerdo que acabamos follando sin preservativo, sentimos el calor del otro y al final acabe cabalgando sobre el encima de la silla de cuero negro.

-¡No Pares! ¡Mas Rápido!-

Cada vez subía y bajaba mas rápido, lo besaba, le mordía la oreja derecha, le arañaba la espalda y a el le encantaba, combinar el dolor y el placer, creando así un éxtasis magistral.

-¡JODER! ¡ME CORRO!-

Se corrió en mi interior mientras sonaba la sirena que indicaba que se acaban las clases.
Nos vestimos, nos besamos y me dijo:

-¿Te apetece venir a mi casa para seguir con la “lección” que hemos dejado a medias?-

-Me encantaría, pero te advierto que seré un chico muy malo, “profesor”.-

-No importa los chico malos son los favoritos de los profesores guarros.-

Me besó y salimos juntos del Salón de Castigo como si nada hubiera pasado.


———

Es corto por que estoy aburrida y mi cerebro un poco seco así que bah! :)

♥ y Reblog!

Verdades como puños.

VERDADES COMO PUÑOS
1-Los niños, los borrachos y los leggins siempre dicen la verdad.
2-El mayor drama de la naturaleza es ver al lince ibérico a punto de extinguirse y a los tíos con camiseta apretada de tirantes reproduciéndose.
3-Tomar por estúpida a la gente por el hecho de ser buena persona, contribuye a que el mundo se llene de hijos de puta.
4-No existe película de terror que supere la sensación de tocarse el bolsillo y no sentir el móvil.
5-De los productores de “Ya lo fregaré mañana” y los guionistas de “Cinco minutos y me levanto” llega “Mañana salgo a correr”.
6-A veces pienso que España puede salir de la crisis… luego veo a niños de 16 años con las cejas depiladas y se me pasa.
7-Se meten droga que ha viajado 12.000 km metida en un culo pero no se comen un yogur que lleva un día caducado.
8-En Inglés “Blue”, en Francés “Bleu”, en Alemán “Blau”, en Italiano “Blu” y en Español “Azul”. Con dos cojones.
9-Lo llamaron café de máquina porque “dame veneno que quiero morir” ya estaba pillado por Los Chunguitos.
10-Gente que ya no saluda por la calle porque les han afectado los recortes en educación.
11-Mañana acaban mis 10 años de mala suerte por no reenviar las cadenas de E-mails. ¡Qué nervios!
12-De esos domingos vagos en los que lo único que te diferencia de una planta es que ella hace la fotosíntesis y tú no.
13-Gente que dice que va a suspender y luego saca un 9. A esa gente una hostia con la mano abierta.
14-Cómo le explico yo a mi hija que el modelo a seguir no es la choni que se forra en la tele sino el licenciado que atiende en McDonald’s.
15-“Te tiene que gustar a ti” y otras formas de decirle a tu amiga que su novio es un orco de Mordor.
16-La moraleja de Cincuenta Sombras de Grey es que si eres guapo y multimillonario ya no importa tanto que seas un puto degenerado como todos.
17-Decir que vas al baño cuando en realidad vas a dar una “putivuelta” por toda la discoteca.
18-Las hamburguesas de un euro del McDonals han salvado más comas etílicos que cualquier trabajo sanitario.
19-No hay nada más peligroso que una mujer con información incompleta sacando sus propias conclusiones.
20-Me voy a la calle con el 78% de batería y sin el cargador. Que sea lo que Dios quiera.