TOC

O problema não é quando as coisas começam a dar errado. O problema começa quando você duvida dos seus próprios caminhos e escolhas, quando aquilo que parecia ser seu porto seguro e combustível, vira a sua doença e seu medo de avançar para o lado errado.
—  Tickets of Cassie.
Poema de un obsesivo-compulsivo

La primera vez que la vi, todo en mi cabeza se tranquilizó.
Todos los tics, todas las imágenes que aparecían, solamente desaparecieron.

Cuando tienes un trastorno obsesivo-compulsivo, no tienes momentos tranquilos, la verdad. Incluso en la cama, estoy pensando:
¿Cerré las puertas? Sí.
¿Me lavé las manos? Sí
¿Cerré las puertas? Sí.
¿Me lavé las manos? Sí

Pero cuando la vi, lo único en lo que podía pensar 
era en la curva cerrada de sus labios,
o en la pestaña en su mejilla,
la pestaña en su mejilla,
la pestaña en su mejilla.

Sabía que tenía que hablarle.

La invité a salir seis veces, 
en treinta segundos,
dijo que sí en la tercera pero parecía que ninguna me había salido bien,
entonces seguí intentándolo.

En nuestra primera cita, estuve más tiempo organizando mi comida por colores que comiéndola o hablándole a ella. 

Pero le encantaba… 

Le encantaba que le diera un beso de despedida dieciséis veces, (o veinticuatro si era miércoles).
Le encantaba que me tomara una eternidad volver a casa,
porque hay un montón de grietas en la vereda.

Cuando nos mudamos juntos,
me dijo que se sentía segura,
como si nadie nunca nos robaría jamás,
porque definitivamente cerré las puertas con llave…
unas dieciocho veces.

Siempre miraba su boca cuando hablaba,
cuando hablaba,
cuando hablaba,
cuando hablaba,
cuando decía que me amaba, su boca se acurrucaba en los bordes.

En las noches, se recostaba en la cama y me veía apagar todas las luces.
Y prenderlas,
y apagarlas,
y prenderlas,
y apagarlas,
y prenderlas,
y apagarlas,
y prenderlas,
y apagarlas.

Cerraba sus ojos e imaginaba que los días y las noches pasaban frente a ella.

Una mañana, comencé a darle besos de despedida, pero,
se fue porque la estaba atrasando para llegar al trabajo.
Cuando me detenía enfrente a una grieta en la vereda,
ella sólo seguía caminando.
Cuando me decía que me amaba,
su boca era una línea recta…

Me dijo que estaba haciéndole gastar mucho tiempo,
y desde la semana pasada que está durmiendo en la casa de su madre.
Me dijo que no debió haberme dejado apegarme tanto a ella,
que todo esto era un error…

Pero, ¿cómo puede ser un error si no tenía que lavarme las manos después de tocarla? ¡El amor no es un error!

Y me está matando que ella puede escapar de esto y yo no,
no puedo simplemente salir y encontrar a alguien más porque siempre estoy pensando en ella. 

Por lo general, cuando me obsesiono con cosas,
veo gérmenes moviéndose dentro de mi piel,
me veo a mí mismo siendo atropellado por una sucesión interminable de automóviles.
Y ella… fue la primera cosa hermosa en la que he quedado atrapado.

Quiero despertar cada mañana pensando en la manera en que ella toma su volante, 
la manera en que gira las perillas de la ducha como si estuviera abriendo una caja fuerte,
la manera en la que sopla las velas,
sopla las velas,
sopla las velas,
sopla las velas,
sopla las velas…

Ahora, sólo pienso en que alguien más la esta besando.
Siento que no puedo respirar, porque la besan una sola vez.
Y a el no le interesa que el beso sea perfecto…

Quiero tanto que vuelva,
que dejé las puertas sin llave,
dejé las luces prendidas.

É cada uma que me aparece… Você age como se eu fosse obrigada a aceitar todas as suas migalhas, como se apenas uma parcela da sua atenção pudesse ser minha, quando toda a minha atenção é sua. Pobre de você se pensa que as pessoas sabem lidar com isso, quer saber? Elas não sabem e sabe o que elas não fazem quando não sabem? Elas abrem mão, porque jogos difíceis demais e sem instruções são impossíveis e cansativos. Game over, amor.
—  Tickets of Cassie.
Então, me responda: eu devo levantar e lutar mesmo quando isso não parece o certo? Porque algo aqui dentro me diz para fugir, fugir para longe, sem jamais olhar para trás.
—  Tickets of Cassie.
Nada como viver a calma e a conturbação de um dia por vez, nada como o tempo soprando pra longe tudo o que ontem te fez mal. Onde está você sob mim agora? Há alguns quilômetros de solidão. Sinto muito, só hoje pude notar o muito que fui para alguém tão pouco como você.
—  Tickets of Cassie.

A primeira vez que a vi, tudo na minha cabeça ficou quieto. Todos os tiques, todas as imagens constantes passando simplesmente desapareceram. Quando você tem Transtorno Obsessivo Compulsivo você realmente não tem momentos tranquilos. Mesmo na cama eu estou pensando “Será que tranquei as portas? Sim. Será que lavei as mãos? Sim.”. Mas quando a vi, a única coisa que eu conseguia pensar era na curva delicada dos seus lábios… Ou no cílio na bochecha. Eu sabia que tinha que falar com ela. Eu a convidei para sair seis vezes em trinta segundos. Ela disse que sim depois do terceiro, mas nenhum deles parecia certo, então eu tinha que continuar. Em nosso primeiro encontro, eu passei mais tempo organizando a minha comida por cor do que comendo, ou falando com ela… Mas ela adorou. Ela adorava que eu tinha que beijá-la dezesseis vezes antes do adeus ou vinte e quatro vezes se era quarta-feira. Ela adorava que levava muito tempo para ir para casa por causa das rachaduras na calçada. Quando fomos morar juntos, ela disse que se sentia segura porque ninguém jamais nos roubaria já que eu definitivamente tranquei a porta dezoito vezes. Eu sempre olhava sua boca quando falava. Quando ela disse que me amava sua boca se curvava nos cantos. A noite ela deitava e ficava me olhando enquanto desligava as luzes. Acendia, desligava, acendia, desligava. Ela fechava os olhos e imaginava que os dias e as noites passavam em frente a ela. Algumas manhãs eu começava a beijá-la, mas ela apenas saía porque eu a estava atrasando para o trabalho… Quando eu parei na frente de uma rachadura na calçada, ela apenas continuou andando… Quando ela disse que me amava sua boca era uma linha reta. Ela me disse que eu estava tomando muito do seu tempo. Na semana passada ela começou a dormir na casa de sua mãe. Ela me disse que não deveria ter me deixado ficar tão apegado a ela, que a coisa toda foi um erro, mas… como pode ser um erro que eu não tenha que lavar as mãos depois de tocá-la? O amor não é um erro e está me matando que ela pode correr disso e eu não. Não posso! Não posso sair e encontrar alguém novo porque sempre penso nela. Normalmente, quando fico obsessivo sobre as coisas, eu vejo germes se esgueirando na minha pele, vejo-me esmagado por uma sucessão interminável de carros… E ela foi a primeira coisa linda ao qual eu já fiquei preso. Eu quero acordar todas as manhãs pensando na maneira como ela segura o volante. Como ela gira os botões do chuveiro como se estivesse abrindo um cofre. Como ela sopra as velas. Agora, só penso em quem a está beijando. Não consigo respirar porque ele só a beija uma vez, ele não se importa se é perfeito! Eu a quero tanto de volta… Deixo a porta destrancada. Deixo as luzes acessas.

Neil Hilborn, TOC.

Você sabe que eu volto, sabe que eu sempre aceito voltar. Sabe que aceito seus erros, seu ciúme, seu medo, suas discussões… Eu sempre te aceito de volta, porque meu lugar é aí com você. Então, me aceite também. Lute por mim também e me queira perto também. Perdoe meus erros e supere todas as coisas ruins que aconteceram. Somos maiores que isso e juntos, somos maiores que qualquer coisa.
—  Tickets of Cassie.
Quando estamos apaixonados de verdade, lutamos por aquilo, não simplesmente viramos as costas e esperamos as coisas acontecerem, para depois virar e querer saber no que deu.
—  Tickets of Cassie.
Trastorno Obsesivo-Compulsivo y tipos

El TOC es un trastorno perteneciente al grupo de los trastornos de ansiedad caracterizado por obsesiones y compulsiones.

Las obsesiones son ideas, pensamientos, imágenes o impulsos recurrentes y persistentes.

Las obsesiones no se producen voluntariamente, sino que invaden la mente y son desagradables. Las obsesiones NO se escogen.

Las compulsiones son conductas repetitivas que se realizan a causa de una obsesión y se vuelve una necesidad realizarlas.

Ahora hablaré de los distintos tipos de TOC, o por lo menos los más conocidos.

Los lavadores y limpiadores son personas que desarrollan obsesiones acerca de la contaminación y los gérmenes.

A causa de esas obsesiones llevan a cabo todo tipo de rituales limpiadores que les roban parte del tiempo.

A veces pueden llegar a obsesionarse tanto que llegan a la psicosis y ven realmente gérmenes caminando por todos lados.

Los verificadores inspeccionan de manera excesiva si han cerrado la puerta, apagado el gas etc. para evitar una catástrofe.

Si no lo inspeccionan todo repetidamente les vienen pensamientos catastróficos a la mente y les provocan ansiedad.

Los repetidores ejecutan acciones repetitivas. Algunos un determinado número de veces y otros hasta que notan que lo han hecho bien.

Los ordenadores necesitan que las cosas que les rodean estén dispuestas en determinadas pautas, incluyendo distribuciones simétricas.

#Curiosidad En el capítulo 1x02 de Skins se ve a Cassie llevando a cabo rituales propios de gente con este tipo de TOC.

Los acumuladores coleccionan objetos insignificantes de los que no pueden desprenderse. También se conoce como Síndrome de Diógenes.

Los ritualizadores mentales intentan pensar cosas o imágenes repetitivas con el objetivo de contrarrestar su ansiedad y obsesiones.

Los atormentados y obsesivos puros experimentan pensamientos negativos reiterados que resultan incontrolables y frustrantes.

Este tipo de TOC provoca mucha ansiedad ya que al no tener ningún ritual/compulsión para contrarrestarlos no pueden pararlos.

Los sexuales tienen pensamientos sexuales recurrentes y que son indeseados, como imaginarse haciéndolo con su profesor o abuela.

Los filosóficos tienen dudas existenciales obsesivas que les atormentan constantemente.

Los verificadores somáticos e hipocondríacos tienen intrusiones obsesivas acerca de su salud.

Tienen miedo a desarrollar una enfermedad y prestan atención a todos sus síntomas. Se suelen autodiagnosticar y automedicar.

Los numerales buscan sentido a los números que les rodean sumándolos, restándolos, repitiendo actos un número concreto de veces etc.

Los perfeccionistas son autoexigentes y autocríticos y se preocupan por todos los detalles, aunque sean irrelevantes.

Necesitan llevar a cabo las tareas de una forma perfecta y suelen querer tener las mejores notas, ser la mejor persona, el mejor amigo…

Los supersticiosos tienen altos niveles de paranoia y distorsiones en el pensamiento. Creen que ciertos actos tendrán efectos negativos.

Estas personas sienten el fuerte impulso de realizar tareas repetitivas sin sentido aparente para contrarrestar sus pensamientos intrusivos.

Tienen la sensación de que si no hacen el ritual algo malo les puede suceder. Por ejemplo, si ven un gato negro piensan que morirán.

Los preguntadores compulsivos tienen la necesidad de estar continuamente preguntándose a sí mismos o a los demás sobre cualquier cosa.

Los dubitativos e indecisos suelen tener dificultades con las situaciones ambiguas e inciertas, y con la toma de decisiones.

Suelen preocuparse por los errores y dudar sobre sus acciones. Necesitan la certeza máxima para reducir su ansiedad.

La tricotilomanía, que es la compulsión de arrancarse el cabello del cuerpo, también se considera un tipo de TOC.

Ahora citaré algunos porcentajes relacionados con el Tratorno Obsesivo-Compulsivo.

Un 2.5% de la población mundial padece de TOC.

Un 33% de los adultos con TOC dicen que sus síntomas empezaron en la infancia.

Aproximadamente el 70% de las personas que acuden a terapia consiguen rebajar los síntomas de su TOC.

Los antidepresivos ayudan al 35% de las personas con TOC.

Las terapias conductuales ayudan al 35% de las personas con TOC.

El 65% de los casos de TOC se presentan antes de los 25 años.

El 15% de los casos de TOC se presentan después de los 35 años.

Un 60% de los pacientes con TOC tiene una personalidad obsesiva. Los demás no, por lo que se demuestra que es una enfermedad.

En el 66% de los casos de TOC las obsesiones vienen a partir de factores desencadenantes.

Un 1% de los pacientes con TOC desarrolla esquizofrenia.

El TOC está considerado como una de las veinte enfermedades más discapacitantes del mundo. Lo es en el 0.8% de adultos y el 0.25% de niños.

Un 30% de los casos de TOC son fluctuantes. Es decir, que las obsesiones van a temporadas.

Un 55-60% de los casos de TOC progresan negativamente y son de mucha gravedad.

#BuenosDias ( in Spain)

El laberinto cognitivo de la obsesión

Existe evidencia experimental de que manipular constructos clínicos como la hiper-responsabilidad, la intolerancia a la incertidumbre y la fusión pensamiento-acción puede afectar a síntomas del trastorno obsesivo-compulsivo como las conductas de comprobación, la urgencia de neutralización, las dudas, la ansiedad, etc., estos estudios también sugieren que manipular algunos síntomas del trastorno obsesivo puede influir en las medidas de dichos constructos”