No se me ocurría nada

Tenía que encontrar una niñera para esa noche ya que tenía que trabajar un par de horas extra, así alguien debía ir por Maxi a la guardería y después llevarlo a casa para darle de cenar. Barbara, su niñera de siempre, no estaba disponible por lo que había bajado al tablero de anuncios del edifico, Estaba revisando cada uno de los letreros, pero todos implicaban venta de muebles o de cosas de segunda mano. – ¿Donde voy a encontrar una niñera a esta hora? – suspiró, hablando para si misma. En ese momento observo un rostro conocido que se acercaba al hall del edificio  y una idea apareció en su mente. –Hola, vecino. – se acercó, saludando. – ¿Qué posibilidad hay de que pueda hacer un favor a una madre desesperada? 

Día libre. Casi podía decir que hasta sonaba bien. Después de la tormenta Candice, lo de menos era dejar un par de días de descanso para los oficiales de la policía, incluyéndolo a él. Podía haber hecho cualquier cosa, pero necesitaba dar un paseo por su lugar favorito de Detroit, una calle no demasiado colapsada por las masas donde podía fumarse un par de cigarrillos sin que nadie se quejara de que lo estaba molestando. Dirigió una mirada al suelo cuando se encontró una cartera ajena y los pies de una persona que se marchaban dejándola atrás. Sin pensárselo, tomó la cartera para dar un par de pasos hacia su supuesto dueño.—Perdona, ¿es tuya?

¡Al fin!

Después de tanto tiempo encerrada, lo primero que hizo después de darse una ducha eterna y cambiarse fue coger la moto, que siempre le venía bien para tranquilizarse. Estuvo rodando y al cabo de un rato redujo la velocidad hasta finalmente detenerse, respiró profundamente, y se quedó allí, mirando el paisaje. No iba a echar de menos estar allí dentro.

La exposición de arte había comenzado hace rato ya. Había estado rondando por el lugar durante un rato. El conjunto que llevaba servía para ambas fiestas. Cuando se cansara de cosas refinadas, bajaría un rato. Hasta que ese momento llegó. Las cosas eran demasiado calma ahí arriba, y ya había recorrido toda la galería.

Bajó por las escaleras, había gente amontonada por ahí, así que en un intento de no golpear a alguien, chocó con alguien más.

— Lo siento mucho.—mencionó, mientras se veía obligada a frenarse cómo pudiera para no caer. 

Sí, era evidente que aquella situación le ponía de lo más incómoda. ¿Cómo iba a librarse de aquella situación? Aquel enorme guardia parecía terriblemente ocupado charlando con otro, por lo que ni reparaban en su presencia cuando la doncella alzaba la voz para pedirles pasar al interior de la sala. ¡Era su día libre, tenía derecho pleno! A pesar de alzar la voz, no hubo respuesta, ellos parecían vocalizar más alto, como si no existiera. Era pequeña, pero aún así asomó la cabeza por detrás de aquel gran cuerpo y observó la puerta, buscando algún tipo de solución. La idea de pasar a la fuerza bruta estaba descartada, puesto que no tenía casi fuerza en comparación de ellos, pero lo de darles una patada lo veía incluso más complejo al verles equipados con espadas afiladas. ¿Su mente? Planeando una estrategia de distracción inmediata.

Con todas las veces que sus padres le habían insistido para que se alejara del hogar de los Foster como si el mismo contuviera algún tipo de plaga, ya no sabía qué hacía allí sentada, sin camisa como la entrada a la fiesta lo requería, pero los últimos días de la castaña se habían basado en eso: ir de aquí para allá sin importarle quién era el que organizaba la fiesta. Sentada en el suelo de alguna extraña habitación, se quedó observando la nada misma por unos segundos, el alcohol no tardaría en hacer efecto si así seguía lo que agradecía puesto que no tenía ganas de seguir consciente. 

"You look like shit...sweetheart."

                                                                ♚. gxansey

“Por favor dime que ya te miraste al espejo…” Mordió la esquina de su labio inferior mirando desde el otro extremo de la cama al chico. “No es que te veas muuuuy mal, pero es muchísimo más que obvio que te pasaste de copas anoche, mi querido Nicholas” Elevó ambas cejas y rió por lo bajo.

“Prometiste no ser tan obvio ésta vez” Se dijo el pelinegro al salir del hospital aún con su uniforme. Estaba exaltado, momentos atrás había tenido una cirugía que sugirió sólo porque era muy conveniente para el paciente, sin embargo la realidad es que el postoperatorio era bastante doloroso, cosa que beneficiaba al cirujano, tomando su dolor para sentir el poder correr por sus venas, sin embargo el paciente había notado aquello, a lo cual le agradeció y Evan salió de la habitación sintiéndose un idiota. — Voy a matar a ese estúpido. ¿Se supone que aprendieron a aplicar medicamentos en la escuela o no? — Levantó las manos molesto del todo, observó que una persona estaba a unos pocos metros de él. — ¿Tienes algún problema?

El único motivo por el que Pippa había decidido ir es porque sabía que todo el dinero que recaudaran aquella noche sería para un fin benéfico. Aún quedaba bastante para que a su banda le tocara actuar, ya que eran de los últimos. En aquellos momentos el DJ era el que llevaba el mando, y la música que ponía, la verdad, no estaba mal del todo. La rubia ya llevaba un rato sentada en la barra, por lo que decidió levantarse e ir a la pista de baile para moverse un poco y también, por qué no, divertirse. Empezó a moverse al ritmo de la música, siguiendo este todo lo bien que podía cuando vio a lo lejos a alguien que creía conocer. Se colocó detrás de él y se puso a bailar y a hacer el tonto a una distancia prudente para que no se diera cuenta de lo que estaba haciendo.

4

“Someone who loves you”


I don’t know why but I think this guy, Nightmare!Sans is like a tsundere guy! And… Well, I just love him like other antagonists. So that’s why asked Joku that last question >u<


Creo que me expreso mejor en español, hahaha cx


Sin lugar a dudas N!Sans es una de mis versiones favoritas de Sans.
Y ya tenia ganas de dibujar algo sobre esta persona, simplemente no se me ocurría nada bueno ni malo.

Mientras dibujaba esta mini historieta, mi imaginación me ha dado otra idea sobre estos dos. Tal vez la dibuje después.

Nightmare y Dream Sans pertenecen a Jokublog!

Vegetta hoy te quiero! #apocalipsis minecraft episodio 14 willyrex y vegetta

(13:24)

V: Oye te estas yendo muy lejos no? 

W: Madre mía, tan lejos que….no sé..

V: *risas¨ ya, es decir, y-ya has cumplido el cupo de piropos, creo yo 

W: El que… no es que no se me ocurría nada para describir este gran bioma…. es como tus ojos por las mañanas.

V: *risas* Feos y con ojeras… a ver…….da igual……son bonitos para ti mis ojos?

W: SI.. hombre si no, no compartirí-camb-intercambiaria cama contigo.  

V: Son como cantaros de… 

W: Son como tu quieras que sean. 

V: Yo no se que tienen tus ojitos Willy, que me vuelven loco, que me vuelven loco……. cuando me miran muy poquito a poco, sera tu forma de ser tututu o tu forma de ver tututu mis sentimientos….dime?!?

W: nadanada

CAPÍTULO 5 | AQUEL DÍA (PARTE II) || MI ÁNGEL DE LA GUARDA | FANFIC WIGETTA

Todos los capítulos aquí. El capítulo anterior aquí.

.

.

~ Narra Samuel ~

.

Justo cuando piensas que nada puede ir a peor, llega el futuro y te arrebata las pocas esperanzas que te quedaban, haciéndote ver que estabas equivocado. Estaba devastado, pensaba que nada podía ir a peor, pero por lo visto me equivocaba.

Cinco años antes, justo después de perder el vuelo…

― Vegetta, tenemos que hablar ― me miraba fijamente, con el semblante mucho más serio que de costumbre.

― No pasa nada porque hayamos perdido el vuelo, compramos otros billetes del que salga en unas horas y ya está ― intentaba quitarle importancia a aquel suceso. Necesitaba pensar en algo para sacarle una sonrisa pero no se me ocurría nada y el tiempo se me escapaba.

― Vegetta… ― clavó los ojos en mí, parecía que podía atravesarme con aquella mirada y llegar hasta mi alma. Una lágrima cayó lentamente desde su lagrimal, desplazándose por sus rosadas y suaves mejillas, dejando un surco húmedo hasta finalmente llegar a su barbilla y caer sobre su camiseta. Había una zona en esta más oscura que el resto, señal de humedad por otras lágrimas caídas con anterioridad. ― No aguanto más… ― su voz se desvaneció. Intenté comenzar a hablar yo, decirle que no se preocupase, que me tenía a mí para desahogarse o para lo que necesitase. Pero no me dio oportunidad, puso sus largos y delicados dedos sobre mis labios y me impidió hablar. Tomó una nueva bocanada de aire e intentó retomar su discurso. ― No estoy dispuesto a hacerte sufrir más, ni tampoco quiero seguir sufriendo yo ― hizo una inspiración profunda de nuevo y finalizó con unas palabras que actuaron como cuchillas. ― Hemos terminado.

― ¿Qué? ― pregunté incrédulo. Tardé unos minutos en volver a moverme, en comprender todo lo que me había dicho. ― Willy no puedes haberlo dicho en serio, nosotros podemos con esto, podemos superarlo juntos y…

― ¿Es que no lo has entendido? ― me interrumpió, no me dejó decirle lo mucho que lo amaba. ― Ya no hay un nosotros, ya no vamos a hacer nada juntos. Se acabó. Es lo mejor para los dos.

― ¡Para! ¡Piensa bien lo que estás haciendo! Nuestra vida entera está aquí ― intentaba detenerle, evitar que terminase de cerrar su maleta. Pero no tenía las fuerzas suficientes, sus palabras estaban siendo golpes demasiado fuertes.

― He comprado un vuelo para volver a España. Yo solo. Estaré bien, con mi familia. Tú puedes quedarte aquí, con la casa o si lo prefieres volver con tu familia, esa es tu decisión. Pero lo mejor es que nos separemos y no volvamos a vernos. ― ¿Lo mejor? ¿Cómo podía decir eso?

― ¡NO! ¡A lo mejor crees que es lo mejor para ti! ¡Pero desde luego no lo es para mí! ¡DEJA DE SER TAN MALDITAMENTE EGOÍSTA! ― para aquel entonces ya había perdido todo mi autocontrol, solo quería conseguir que mi novio reaccionase y no me abandonase.

― Lo siento ― me miraba a los ojos mientras me decía aquello, lo pensaba de verdad. Pero se iba, me abandonaba como si yo ya no le importase. ― Ya se me está empezando a hacer tarde, será mejor que me vaya. Te juro que siempre te llevaré en mi corazón.

― No puedo creer que me vayas a hacer esto ― él ya iba camino a la puerta para desaparecer para siempre. Pero yo no podía quedarme con los brazos cruzados, tenía el corazón roto. ― Así que esta era la verdad, ¿esto es todo lo que me querías? ¿En cuánto hay una dificultad te vas y no luchas por lo nuestro? ¡Te odio por haberme engañado durante estos últimos años! ¡Te odio por haberme hecho vivir en una mentira! ― Las lágrimas caían por las mejillas de los dos, pero él no se quedaba, pero yo no conseguía que se quedase. ― ¡TE ODIO!

Salió por la puerta y todo el piso se quedó en silencio. Bueno, solo se escuchaba mi respiración agitada y mi llanto de vez en cuando. Me moví hasta el sofá del salón y me hice un ovillo con una de nuestras mantas… ¿Nuestra? Aquello había sonado demasiado irónico. Volvía a comenzar a llorar sin consuelo alguno, Cuando conseguía tranquilizarme a los pocos minutos volvía a recaer, y así fue durante las siguientes horas. Perdí la conciencia del tiempo, simplemente mi cuerpo estaba allí, inmóvil, con lágrimas surgiendo de sus ojos, pero yo estaba ausente.

No sé qué hora sería pero ya era de noche en el exterior y fui consciente de todo. Me dolía todo el cuerpo de haber permanecido durante todo el día en aquella posición así que intenté moverme, debí de pulsar accidentalmente el mando de la televisión porque esta se encendió y la frase “Breking news” se escuchó por toda la casa. El titular que abría la portada del telediario llamó mi atención, más bien me atrapó: “Crash of Iberia Flight 8T015K Los Ángeles – Madrid”. Volví a quedarme paralizado, pero esta vez del miedo. No podía ser el vuelo de Willy, no podía serlo…

Corrí hasta su ordenador desesperado, no conseguía ni pulsar bien el botón de encendido. Finalmente entré en el navegador, con un poco de suerte no habría borrado su historial. Así era, su historial seguía intacto y… la página de iberia dónde había comprado el vuelo también. Pinché para que me redireccionara a ella. Busqué el número de vuelo…

“8T015K” era el vuelo accidentado según las noticias.

“8T015K” era el vuelo que había comprado Willy.

……………………………………………………….

No me matéis por esto ;-;

Como he dicho por Twitter a mí también me ha costado escribirlo, pero el resultado… me ha gustado (?) No lo deis todo por perdido aún… a ver que pasa dentro de una semana, que regresaremos al presente con Vegetta.

También en Wattpad (◡‿◡✿)