La vinotinto

6

Venezuela, corre en mi alma y en mis venas! -8- Con esta canción le hago un pequeño homenaje a mi selección, la que me hace sonreír, gritar, llorar y vivir un sin fin de emociones, que serían imposibles de describirlas! Esas emociones que sólo son posibles de entender mediante el fútbol, deporte de grandes! Viva la Vinotinto.

aleatorio basado en esto.

¡Campeones, campeones, oe, oe, oe! —canta a pleno pulmón en su lengua natal con una botella de vinotinto en la mano mientras la música de fondo es completamente distinta a sus cánticos de borracha. 

No solo había ganado España contra Italia aquel día, sino que aquella noche había hecho mucho dinero en sus dos peleas; era para morir de felicidad. Así que ¿por qué no tomarse un respiro e irse de fiesta con su equipo? Nada se lo impedía y ella realmente quería hacer algo diferente. Y vaya que lo había conseguido. Ahora se hallaba bastante borracha, en una discoteca desconocida, con sus amigos igual de borrachos y la inhibición por la nubes. Era el momento perfecto para hacer una tontería.

Con una sonrisa traviesa, una seña a una de sus amigas más cercana y un plan en su cabeza, Amaranta comienza a palmear la parte trasera de todas las personas que están a su alcance, fingiendo desconcierto después cuando volteaban a ver quién había osado a profanar sus glúteos. Tres, cuatro veces hizo lo mismo con su amiga hasta que, para su desgracia, la quinta victima de su accionar se giró incluso antes de que su mano pudiera estrellarse en su cuerpo, obligándola a detenerse y clavar su vista nublada en el/la desconocidx.

— Ups, me has descubierto —dice, y suelta una risita ebria sin sentir culpa o remordimiento. @imnotxlive