Una muchacha de Ravenclaw había pasado más de hora y media alardeando de su "gran" capacidad para elaborar pociones, instruyendo a un alumno de Hufflepuff con los conceptos más erróneos que la castaña había escuchado en su vida. Al escuchar que la muchacha admitía no saber cómo hacer Amortentia, Emmeline alzó su mirada y la clavó en la Ravenclaw, olvidándose del libro que estaba leyendo.— ¿No será que no sabes elaborar ninguna pócima? —Dijo, claramente irritada.— Para comenzar, para hacer la pócima de Crece-Huesos debes revolver cinco veces en el sentido de las agujas del reloj, no al contrario, ¿acaso quieres que pierda el cabello? —Preguntó, aún más irritada que antes.— Segundo, debes dejar añejar la pócima por cinco días, después se debe congelar durante un día y por último dejarla 1 hora junto a un roble, además de tener que ser consumida a las dos horas. —Corrigió absolutamente todos los puntos erróneos de una de las pociones que la Ravenclaw había mencionado.— Además,tarda unas ocho horas en surtir efecto, no es instantánea… Si realmente no sabes cómo hacer una pócima no des consejos erróneos y peligrosos a otras personas, ser un Ravenclaw no significa saberlo todo… —Emmeline iba a continuar con su discurso cuando escuchó que una voz familiar la llamaba, se giró en su asiento para ver de quién se trataba.

image

Text
Photo
Quote
Link
Chat
Audio
Video